VIDEO

Filtración salpica a líderes mundiales

El presidente ruso Vladimir Putin y el chino Xi Jinping vinculados a operaciones “offshore”.

Si no puede ver el video haga click aquí

La mayor filtración periodística de la historia, dada a conocer ayer y en la que ha participado el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, en inglés), con sede en Washington, salpica a 140 políticos y funcionarios de todo el planeta, entre ellos 12 antiguos y actuales líderes mundiales.

La filtración incluye millones de documentos de casi cuatro décadas de Mossack Fonseca, especializado en la gestión de capitales y patrimonios, con información de más de 214.000 empresas "offshore" en más de 200 países y territorios.

Se trata de la mayor filtración periodística de la historia, con mucha más información de la que divulgó en su día WikiLeaks a través de la publicación de cables diplomáticos estadounidenses.

Bautizada como "Los papeles de Panamá", la investigación revela cómo socios del presidente ruso, Vladimir Putin, gestionaron en secreto hasta 2.000 millones de dólares a través de bancos y sociedades fantasma.

La documentación revela su relación con el director de orquesta Sergey Roldugin y un "entramado de sociedades" que sirvió para ocultar los "negocios ocultos" de los amigos "más íntimos" del presidente ruso.

Según el citado consorcio de medios, la investigación demuestra que Roldugin actuó como testaferro de una red de personas cercanas a Putin y "probablemente también en representación del mismo Putin".

El digital español El Confidencial, que también forma parte del denominado Consorcio, cuenta que la infanta Pilar de Borbón, hermana del rey Juan Carlos I y tía del rey Felipe VI de España, "presidió y dirigió durante años una empresa radicada en Panamá" gestionada por el citado bufete, especialista "en crear sociedades opacas en paraísos fiscales".

Edificio donde funcionan las oficinas de Mossack Fonseca en Panamá. Foto: AFP
Edificio donde funcionan las oficinas de Mossack Fonseca en Panamá. Foto: AFP

La empresa fue disuelta el 24 de junio de 2014, cinco días después de que Felipe VI fuera proclamado rey de España tras la abdicación de su padre.

Más vinculados.

Otros documentos desvelan a personas vinculadas con el ambiente artístico. El director de cine Pedro Almodóvar, que también figura entre los clientes del bufete, compartía con su hermano Agustín en 1991 "una sociedad offshore llamada Glen-Valley Corporation".

Los hermanos Almodóvar han asegurado que en la actualidad no tienen "ninguna participación en empresas extranjeras" y que "pagan sus impuestos en España"

Los documentos también revelan movimientos de empresas "offshore" vinculadas a la familia del presidente chino, Xi Jinping; al mandatario de Ucrania, Petró Poroshenko, y al difunto padre del primer ministro británico, David Cameron.

En el caso de Islandia, los documentos muestran los lazos del primer ministro Sigmundur Davíd Gunnlaugsson y su esposa con sociedades anónimas en el extranjero durante la crisis financiera que vivió ese país.

Otros de los señalados son el presidente argentino, Mauricio Macri, que "administró una sociedad no declarada en Bahamas" cuando era alcalde de Buenos Aires, de la que ya se deslindó de responsabilidad delictiva, y el futbolista, también argentino, Lionel Messi (ver página A1).

Además, según el ICIJ, la investigación señala al menos a 33 personas y compañías fichadas por el Gobierno estadounidense por evidencias de haber participado en actividades ilícitas con narcotraficantes mexicanos, organizaciones terroristas como Hezbolá o naciones como Irán y Corea del Norte.

500 bancos implicados

Más de 500 bancos y sus subsidiarias, entre ellos HSBC y UBS, han impulsado la creación de empresas en paraísos fiscales y han establecido más de 15.000 compañías de este tipo para sus clientes a través de Mossack Fonseca, de acuerdo con la investigación. "Estas alegaciones son históricas", dijo Rob Sherman, un vocero de HSBC en Nueva York.

Mossack Fonseca se desmarca

La firma de abogados panameña Mossack Fonseca negó ayer cualquier vinculación con los delitos que presuntamente han cometido cientos de sus clientes según una filtración a la base de datos del bufete hecha pública este domingo.

Ramón Fonseca Mora, socio de la firma, dijo ayer que la compañía tiene 40 años de ejercicio legal y que tras haber creado 240.000 estructuras jurídicas en ese período no ha enfrentado acusaciones formales ni condenas por ningún delito, porque su labor es legal y porque tampoco se asocia con la actividad de sus clientes.

El abogado reconoció que se detectó "un acceso limitado" a las bases de datos de la firma, por medio del cual pudo haberse dado una filtración. Fonseca Mora, ligado al partido de Gobierno en Panamá, aseguró que el "99 %" de sus clientes son intermediarios que revenden los productos de Mossack Fonseca a sus clientes finales, muchos de estos involucrados en los presuntos delitos revelados por la filtración. "En esta trama han intentado hacer ver que los clientes finales, los actos finales, fueron fraguados por nosotros, lo cual es injusto", sostuvo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)