JUICIO POLÍTICO

Dilma prepara su defensa y Temer ya arma su gobierno

Rousseff intenta aferrarse al poder y el vice se reúne con posibles ministros.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Dilma busca aferrarse al sillón presidencial. Foto: Reuters.

Mientras la presidenta brasileña Dilma Rousseff prepara su defensa ante la comisión del Senado que debatirá el juicio para destituirla, el vicepresidente Michel Temer planifica entre bambalinas su nuevo gobierno, que ya tiene algunos obstáculos.

Ayer, la jefa de Estado se reunió con el abogado general del Estado Jose Eduardo Cardozo, para ultimar los argumentos de defensa.

Rousseff, quien durante dos días participó en Nueva York, para el acto de firma del Acuerdo de París sobre el cambio climático, anticipó su viaje de retorno el sábado con el propósito de preparar la defensa en un nuevo capitulo de su eventual juicio destituyente.

En la tarde del viernes pasado los partidos que conforman el Senado brasileño anunciaron los nombres de los 21 miembros que integrarán a partir de hoy la comisión que analizará los documentos que respaldan el proceso, aprobado hace una semana por la Cámara de Diputados con amplia mayoría.

La distribución para la conformación de la comisión fue por bloques partidarios. Entre titulares y suplentes de la comisión, de los 42 miembros 27 se declararon favorables a la apertura del juicio, diez son contrarios, uno está indeciso y tres no han expresado su preferencia hasta el momento, de acuerdo con un sondeo del diario O Estado de Sao Paulo.

No obstante, antes de ser instalada hoy la comisión, los nombres propuestos por los partidos deberán recibir la aprobación del plenario.

En esta nueva etapa, la comisión analizará los documentos entregados por la Cámara baja, donde se necesitaba el respaldo de dos tercios de los 513 legisladores, y el plenario del Senado dará la última palabra para dar vía libre al juicio por mayoría simple (41 votos).

La oposición alega que la mandataria incurrió en unas maniobras contables ilegales para maquillar los resultados del Gobierno en 2014 y 2015, modificar presupuestos mediante decretos, acumular deudas y contratar créditos con la banca pública.

Temer se prepara.

En caso de que el Senado también dé vía libre al juicio —se estima que será a mediados de mayo— Rousseff tendrá que separarse del cargo por 180 días, plazo que tiene la Cámara Alta para juzgarla, y en ese período sería sustituida por el vicepresidente Temer, quien se ha reunido durante estos dias con diversos lideres políticos y economistas.

Por ejemplo, un presidente del Banco Central del gobierno de Lula da Silva podría ser el nuevo presidente de la entidad en el gobierno de Temer. Se trata de Henrique Meirelles, quien aceptaría ser el ministro de Hacienda bajo la condición de que tenga el derecho de aprobación sobre todos los miembros del equipo económico

A su vez, ayer el vicepresidente recibió en su residencia oficial en Brasilia a Paulo Skaf, dirigente del PMDB y titular de la Federación de Industrias del Estado de Sao Paulo (FIESP), el más influyente gremio empresarial del país y uno de los impulsores del juicio.

Las reuniones de Temer tanto en San Pablo como en Brasilia, después de la votación en la Camara de Diputados han sido interpretadas como una gestión para la conformación de su eventual gobierno, aunque el propio vicepresidente ha negado esa insinuación.

Para la separación definitiva del cargo, y que efectivamente Temer quede al mando de Brasil, la oposición necesitará de la votación de dos tercios del Senado (54 votos).

Pero Temer no la tiene tan fácil para armar su gobierno. Uno de sus principales obstáculos el Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB).

En los últimos días, el actual vicepresidente intensificó sus reuniones con los posibles candidatos a ministros de esa fuerza. Uno de ellos es el senador José Serra, un exministro de Salud en el gobierno de Fernando Henrique Cardoso.

El acercamiento a Serra no fue bien visto en las filas del PSDB, donde se cree que habría conflicto de intereses por la candidatura presidencial hacia el 2018. Según La Nación, competiría Serra, el actual gobernador de San Pablo, Geraldo Alckmin, y el presidente del partido, el senador Aécio Neves.

"Vamos a darle todo el apoyo para sacar a Brasil de la crisis, pero no tienen que quedar dudas sobre el proyecto propio del PSDB. Discutiremos eventuales invitaciones en carácter personal; quien tenga un cargo ministerial tiene que estar totalmente alineado con el gobierno, pero el PSDB puede no concordar en un ciento por ciento", señaló el secretario general socialdemócrata, el diputado Silvio Torres.

Aún no hay una postura acordada dentro de esta fuerza política de si es conveniente ocupar cargos en el nuevo gobierno. Se espera que esta semana la dirección ejecutiva del PSDB se reúna para definir los pasos concretos a seguir si hay invitaciones de Temer.

Hay quienes están a favor de acompañarlo a Temer desde la función legislativa. Por ejemplo, Alckmin dijo ayer que si bien el PSDB "no precisa" integrar el nuevo gobierno, sí tiene "el deber" de apoyarlo desde el Congreso.

El gobernador de San Pablo dijo que el país está experimentando "serios problemas". "Especialmente en la economía, con el aumento del desempleo y el PSDB no puede dar la espalda a la crisis", puntualizó.

"Apoyaremos en el Parlamento al gobierno Michel Temer, votando y apoyando todas las medidas que consideramos necesarias para el país, en un marco de reformas integrales", manifestó.

JUNTAN FIRMAS CONTRA CUNHA

n Al menos 1,2 millones de personas firmaron una campaña en Internet que pide la destitución del jefe de la Cámara de Diputados de Brasil, Eduardo Cunha, acusado de corrupción y responsable de aceptar la apertura de los trámites del juicio político contra la presidenta Dilma Rousseff.

El objetivo de la iniciativa, publicada en la plataforma de la ONG Avaaz, es llegar a los dos millones de rúbricas antes de entregar la demanda al Consejo de Ética de la Cámara Baja, donde Cunha enfrenta un proceso que lo puede despojar de su mandato por su supuesta participación en la red de corrupción de Petrobras.

Cunha, segundo en la línea de sucesión si Rousseff es apartada de la presidencia, por detrás del vicepresidente Michel Temer, es sospechoso de haber recibido unos US$ 5 millones en coimas.

ASI LO VIERON ELLOS

Nombre menganito

cargo del declarante

n "Hubo contactos entre la empresa Tonestar y la comuna canaria, se habl

Nombre menganito

cargo del declarante

n "Hubo contactos entre la empresa Tonestar y la comuna canaria, se habló

Nombre menganito

cargo del declarante

n "Hubo contactos entre la empresa To

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)