Federica Mogherini

Día de Europa 2015

El 9 de mayo de 1950, Robert Schuman hizo un llamamiento a los países de Europa para que se unieran e hicieran imposible la guerra en nuestro continente. 65 años más tarde, su mensaje de paz y unidad conserva toda su vigencia.

La declaración de Schuman, llamando a superar las viejas divisiones solo cinco años después de la Segunda Guerra Mundial, echó los cimientos de lo que ahora es la Unión Europea. A lo largo de los años, nuestra Unión ha crecido, pasando de seis a veintiocho Estados Miembros, para convertirse en el mayor proyecto de paz mundial. Los sueños de nuestros padres fundadores se han convertido en realidad.

Pero la paz y la prosperidad, basadas en un compromiso profundo con los derechos fundamentales, la democracia y el estado de derecho, no pueden darse por supuestas. Se trata de una obra permanente, que conviene alimentar y proteger.

Ahora que el espectro de la guerra vuelve a cernirse sobre nuestro continente, la unidad sigue siendo nuestra baza principal. Cuando se infringe el derecho internacional y se trata con desprecio la dignidad humana, tenemos la responsabilidad de defender los valores fundamentales y los intereses que compartimos con todos los pueblos del mundo.

Este es el primer Día de Europa que celebramos con un nuevo liderazgo al frente de nuestra Unión. Desde el primer día de nuestra entrada en funciones nos hemos dedicado a trabajar en equipo y a difundir el mensaje de unidad en Europa y en el mundo entero.

La Unión Europea es un proyecto de paz día a día. Todos los miembros, grandes y pequeños, antiguos y nuevos, tienen el mismo peso y la misma voz. Construir la unidad partiendo de la diversidad puede resultar complicado, pero la cooperación continua y las negociaciones pacientes nos llevan a un consenso inquebrantable. Eso es lo que debemos alcanzar hoy en día a escala mundial. Hemos creado el Servicio Europeo de Acción Exterior para trabajar con socios de todo el mundo, en África y en el mundo árabe, en América y en Asia, a fin de lograr ese objetivo.

Para poner fin a la guerra, deben superarse las divisiones y unirse los antiguos enemigos. También debe darse a las jóvenes generaciones la posibilidad de apostar por su futuro. Por eso estamos unidos en la lucha contra el extremismo y la delincuencia organizada, contra los efectos negativos del cambio climático y por garantizar nuestro futuro energético.

Trabajamos para reforzar las normas mundiales de modo que todo el mundo pueda beber agua limpia, respirar aire puro y disfrutar del alto nivel de vida y de los productos de calidad de que disponemos en Europa. También trabajamos con socios de todo el mundo para invertir en educación e innovación a fin de abrir un mundo de oportunidades, incluso para aquellos que han nacido en la pobreza y los conflictos.

La Unión Europea es un proyecto de futuro. Así es que hoy celebramos el Día de Europa para recordar, pero también para mirar hacia adelante. Espero que se unan a nuestra causa desde todos los puntos del globo a fin de trabajar con nosotros para un mundo en el que las personas, independientemente de su identidad o de su lugar de residencia, puedan decidir su vida y perseguir sus sueños.

(Federica Mogherini es Alta Representante de la Unión Europea).

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)