VIDEO

Detenciones y pena de muerte

Presidente de Turquía dijo que discutirá con la oposición reimplantarla; van 6.000 arrestados por el intento golpista.

Las autoridades de Turquía seguían arrestando a militares, jueces y fiscales acusados de haber apoyado el golpe de Estado fallido contra el gobierno del presidente Recep Tayyip Erdogan, que anunció la posibilidad de restablecer la pena de muerte.

Ante una multitud reunida en Estambul para apoyarlo, el presidente islamo-conservador participó en el entierro de un "mártir" del gope en la mequizta de Fatih y prometió eliminar el "virus", que según él corroe las instituciones del Estado.

Erdogan no pudo reprimir la emoción y se le vio con lágrimas en los ojos durante el entierro de su amigo, un publicitario que murió junto a su hijo de 16 años a manos de los golpistas.

"Vamos a eliminar el virus de todas las instituciones del Estado", dijo Erdogan.

Asimismo, indicó que considerará con las fuerzas políticas de la oposición reimplantar la pena de muerte a raíz del intento de golpe de Estado. "En las democracias, las decisiones se basan en lo que dice el pueblo", indicó. "Pienso que nuestro gobierno discutirá con la oposición, y sin lugar a dudas llegaremos a una decisión", destacó ante el clamor de simpatizantes que pedían la pena capital para los golpistas.

Poco antes, su ministro de Justicia, Bekir Bozdag, aseguró que "continúa la gran limpieza" y confirmó que hay unos 6.000 detenidos.

El sábado, el gobierno ya había anunciado el arresto de cerca de 3.000 soldados por su presunta participación en el intento de golpe lanzado el viernes por la noche. Tras varias horas de violencia, que dejaron al menos 265 muertos en Ankara y Estambul, la intentona fue frustrada por los partidarios de Erdogan.

El ministro de Asuntos Exteriores, Omer Celik, pidió a sus compatriotas que sigan como en las últimas horas movilizados a favor del gobierno en las calles del país para consolidar esta "victoria de la democracia".

Cerca de 85.000 mezquitas realizaron una plegaria durante la jornada por los "mártires" del golpe de Estado abortado.

El sábado, miles de turcos salieron a las calles de Estambul, Ankara o Esmirna para celebrar el fracaso del alzamiento en medio de un mar de banderas y del sonido de las bocinas de los coches.

El periódico progubernamental Sabah hablaba el domingo de "epopeya democrática", mientras que el diario Habertürk se congratulaba por "una sola voz contra el golpe de Estado".

En una muestra de unidad excepcional en Turquía, los cuatro partidos representados en el Parlamento firmaron el sábado una declaración común contra el golpe y cantaron el himno nacional, mientras empresarios y sindicatos también lo condenaron.

Tras la advertencia del gobierno de que los golpistas "lo pagarían caro", cerca de 3.000 soldados, decenas de generales, jueces y fiscales han sido arrestados en las últimas horas, según la prensa.

Aunque es difícil evaluar su número total, la ola de detenciones que comenzó poco después de haberse frustrado el golpe, preocupa a los países extranjeros, y el presidente estadounidenses Barack Obama recordó la "necesidad vital" de que las partes implicadas actúen "en el marco del estado de derecho".

El presidente ruso Vladimir Putin también se mostró solidario con Erdogan, a pesar de la crisis diplomática entre ambos países y pidió un "rápido retorno" a la estabilidad.

Arrestos.

Según la cadena NTV, han sido arrestados 34 generales de distintos grados, entre ellos figuras emblemáticas del ejército como Erdal Ozturk, el comandante del Tercer Ejército del país, y Adem Huduti, comandante del Segundo.

Entre los detenidos figuran también el comandante de guarnición Ozhan Ozbakir y el jefe de la base aérea de Incirlik (sur), utilizada por la coalición internacional para lanzar ataques contra los yihadistas en Siria, Bekir Ercan Van, según la prensa local.

Un responsable turco explicó a la AFP que el gobierno sospecha que esta base, que estuvo cerrada, sirvió para abastecer a los aviones de caza utilizados por los golpistas.

La ola de detenciones no se limita al ejército, y según la agencia Anadolu se han emitido órdenes de detención contra 2.745 jueces y fiscales en todo el país. Más de 500 ya han sido detenidos, según la televisión NTV.

La investigación sobre el intento de golpe de Estado está ahora en manos de la fiscalía de Ankara. El gobierno cree que muchos de los detenidos podrían estar relacionados con el imán Fethulah Gülen, exiliado en Estados Unidos y acusado por Erdogan de haber orquestado la intentona, algo que él niega.

El presidente turco pidió a Washington que lo extradite y su ministro de trabajo, Suleyman Soylu, fue todavía más lejos en sus acusaciones, asegurando que "detrás del golpe está Estados Unidos".

En estado de movilización.

El presidente Recep Tayyip Erdogan dijo que continuará la movilización de sus partidarios. "Esta no es una operación que dura doce horas. Avanzaremos con firmeza" , sostuvo, al asistir al funeral de varias víctimas. "No dejaremos las calles". El gobierno de Francia le advirtió que no tiene un cheque en blanco, debe aplicar la ley y no puede haber purgas. El canciller Jean-Marc Ayrault indicó que debe respetar la democracia.

Reanudaron bombardeos a posiciones terroristas.

Estados Unidos anunció que las autoridades turcas reabrieron el espacio aéreo de la base de Incirlik, y por tanto, se reanudaron las operaciones de bombardeo contra posiciones del Estado Islámico (EI).

El vocero del Pentágono, Peter Cook reconoció que la base aérea sigue sin tener electricidad del exterior y se abastece con generadores, lo que ha permitido mantener las operaciones desde el golpe de Estado fallido del viernes por la noche.

La suspensión temporal de los bombardeos contra el EI se dio al tiempo que se cerraban los accesos a la base militar y se producían cortes de luz, informó el consulado estadounidense en la vecina Adana.

La base aérea de Incirlik es uno de los principales centros desde el que despegan los aviones estadounidenses para atacar al EI en Siria e Irak. Fuente: EFE

Detenciones y pena de muerte. Foto: AFP
Detenciones y pena de muerte. Foto: AFP
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)