FRANCIA

Una ciudad considerada vivero de yihadistas

Niza es vista como centro de radicalización. El grupo capta a través de Internet.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Niza, al día siguiente de la masacre. Foto: AFP.

Si bien el grupo yihadista Estado Islámico asumió la autoría de la matanza, los motivos del asesino, siguen siendo un misterio. ¿Fue una misión o fue por propia iniciativa?

Esto es lo que se sabe hasta ahora.

-—¿Una rápida radicalización?

—El EI afirmó el sábado que el tunecino Mohamed Lahouaiej-Bouhlel, que embistió el jueves por la noche a la multitud que celebraba la fiesta nacional era "un soldado" de esta organización yihadista. Actuó "en respuesta a los llamamientos lanzados" por el EI, afirmó la agencia Amaq, vinculada al grupo yihadista.

El ministro del Interior, Bernard Cazeneuve dijo que el autor de la masacre se radicalizó con rapidez.

Este conductor transportista de 31 años, residente en Niza, "al parecer se radicalizó muy rápidamente", afirmó el ministro del Interior francés, Bernard Cazeneuve.

Queda por saber si Lahouaiej-Bouhlel actuó por iniciativa propia o siguiendo órdenes. "Pudo decidir pasar al acto él solo, suicidarse causando el mayor daño posible. Un acto de locura inspirado en la propaganda del EI", difundida por Internet, que ha hecho varios llamamientos para que "los soldados del califato" cometan atentados, especialmente en Francia, revela una fuente cercana a la investigación.

-—¿Tiene vínculox con el movimiento radical?

—La región de Niza, en el sudeste del país, es conocida por ser un foco de radicalización islamista, donde operó uno de los principales reclutadores franceses para la yihad, Omar Omsen. Este ex delincuente francosenegalés viajó a Siria en 2013, donde fue dado por muerto hasta que reapareció en junio en un programa de la televisión francesa.

Lahouaiej-Bouhlel no estaba fichado por los servicios de información ni dio el más mínimo indicio de radicalización, pero "estaba en relación con personas que estaban en contacto con islamistas radicales", afirmó a la AFP una fuente cercana al caso, sin precisar si se trataba de Omar Omsen. "En este momento eso no prueba nada y la investigación tendrá que establecer si tuvo cómplices", agregó.

En el interior del camión no se halló ningún documento de propaganda yihadista. El análisis del material informático y de telefonía móvil encontrado en el vehículo y en los registros de sus dos direcciones conocidas tendría que proporcionar nuevos elementos para esclarecer las razones que llevaron a Lahouaiej-Bouhlel a cometer la matanza.

—¿Un hombre violento o depresivo?

—El perfil de Mohamed Lahouaiej-Bouhlel, intriga a los investigadores.

Su acto fue premeditado y minuciosamente preparado. Alquiló tres días antes de la tragedia un camión y "tal vez estuvo observando para saber cómo iba a abordar el paseo de los Ingleses", cerrado parcialmente y bajo fuertes medidas de seguridad.

Su determinación para matar el mayor número de personas tampoco deja ninguna duda.

La presencia de armas falsas en el camión es una incógnita para los investigadores. Lahouaiej-Bouhlel sólo llevaba una pistola del calibre 7.65 mm, con la que disparó a los policías. Fuente: AFP

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)