ESTADOS UNIDOS

En cinco puntos la posición del FBI sobre los correos de Hillary Clinton

Tras los anuncios realizados por el FBI, el actual mandatario Barack Obama, reiteró su apoyo a la exsecretaria y comenzará a realizar campaña a su favor en Carolina del Norte.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Hillary Clinton se encamina a su candidatura presidencial. Foto: Reuters

El director del FBI, James Comey, anunció este martes que esa institución no recomendará presentar cargos contra la exsecretaria de Estado Hillary Clinton, aunque señaló que fue "extremadamente" descuidada en el uso de correos electrónicos durante su gestión.

"Aunque hay evidencias de potencial violación de los estatutos que rigen el uso de información clasificada, nuestra opinión es que ningún fiscal razonable presentaría cargos en este caso", dijo Comey, para añadir que el FBI comunicaría al Departamento de Justicia "nuestra visión de que no hay cargos adecuados para este caso".

Estos son los cinco puntos principales de las conclusiones del FBI, anunciadas por Comey, sobre la investigación relativa al manejo que la exsecretaria de Estado Hillary Clinton hizo de correos electrónicos confidenciales durante su gestión.

1. Ausencia de cargos. El FBI no recomendará la presentación formal de cargos contra Hillary Clinton.

"Aunque el Departamento de Justicia tiene la decisión final en casos como éste, expresamos al Departamento nuestra visión de que no hay cargos adecuados en este caso".

2. Información secreta
. Numerosos correos electrónicos de Clinton contenían información reservada o hasta considerada 'Top Secret'.

"Siete cadenas de correo electrónico se refieren a asuntos que fueron clasificados a nivel de 'Top secret' al momento en que fueron enviados o recibidos.

"Ninguno de estos correos debería estar en un sistema desclasificado, pero su presencia es especialmente preocupante porque todos estos correos estaban almacenados en un servidores personales desclasificados que ni siquiera tenían apoyo de personal permanente de seguridad".

3. Negligencia. No hay evidencias de que Clinton se haya propuesto violar la ley, pero ella y su equipo fueron "extremadamente descuidados".

"Aunque no encontramos evidencia clara de que Clinton o sus colegas se propusieron violar las leyes que rigen la manipulación de información clasificada, hay evidencia de que fueron extremadamente descuidados en su manipulación de información muy sensible, altamente clasificada".

4. Ausencia de seguridad. Es "posible" que agentes de espionaje extranjero hayan tenido acceso a las informaciones secretas contenidas en los correos de Clinton.

"Estimamos que actores hostiles pudieron haber tenido acceso a cuentas de correo de personas con quienes la secretaria Clinton estuvo en contacto regular desde su cuenta personal.

También estimamos que su uso de un dominio personal era evidente y conocido por un grupo muy grande de personas. Ella también utilizó intensamente su correo personal estando fuera de Estados Unidos, incluyendo el envío y recepción de información relacionada a su función en territorio de adversarios altamente sofisticados.

Dada la combinación de factores, estimamos que es posible que actores hostiles hayan tenido acceso a la cuenta personal de correo de Clinton.

5. Envío al Departamento de Justicia. La investigación sobre los correos electrónicos de la exsecretaria de Estado pasan ahora a manos del Departamento de Justicia.

"Después de un enorme trabajo a lo largo de un año, el FBI está completando su investigación y enviando el caso al Departamento de Justicia para su decisión. (...) No he coordinado y revisado esta declaración en ninguna forma con el Departamento de Justicia o cualquier otra parte del gobierno. Ellos no saben lo que estoy por decir", destacó Comey.

Obama inició campaña por Clinton

Por su parte, el actual mandatario Barack Obama, tras la noticia anunciada por el FBI, reiteró su apoyo a la exsecretaria. La campaña de Obama comenzará en Carolina del Norte, un estado que el presidente ganó en las elecciones generales de 2008, pero perdió por estrecho margen en 2012. Clinton quiere recuperarlo para los demócratas en 2016.

La primera aparición de campaña de Obama con la exprimera dama cerrará el ciclo de una relación que comenzó cordialmente mientras eran compañeros en el Senado, se tensó cuando fueron rivales en las primarias demócratas el 2008 y se convirtió en estrecha como socios del primer Gobierno del actual mandatario, cuando Clinton se desempeñó como su principal diplomática.

"(Obama) ha desarrollado un profundo aprecio por su dureza en momentos complicados y su compromiso con un conjunto de valores que el presidente comparte (...) Esos valores son principalmente la razón por la que el presidente cree que ella es la mejor persona para sucederlo", dijo la semana pasada el portavoz de la Casa Blanca, Josh Earnest.

Obama está destacando la fortaleza de carácter de Clinton buscando reforzar el apoyo entre los votantes que la encuentran poco fiable, una debilidad que el más probable candidato presidencial republicano, el magnate inmobiliario Donald Trump, ha tratado de explotar.

Clinton también necesita a Obama para atraer a los votantes jóvenes y de izquierda que apoyaron a Sanders y que fueron muy importantes en su campaña presidencial en 2008 y 2012.

Obama, por su parte, necesita una victoria de Clinton el 8 de noviembre para preservar su legado en una gama de temas, incluyendo salud, cambio climático e inmigración.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)