El ex directivo firmó documentos en 2011 para trabajar de topo

Chuck Blazer espió a la FIFA por 4 años para el FBI

Chuck Blazer, el informante del escándalo de corrupción que envueve a la FIFA, trabajó como infiltrado para la Justicia de Estados Unidos desde 2011 mientras aún formaba parte del comité ejecutivo de la entidad, revelaron documentos judiciales.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Informante: Chuck Blazer, la pieza clave de la investigación.

Según un acuerdo de 19 páginas, develado por un tribunal federal en Nueva York a petición de los medios de comunicación, Blazer comenzó a ayudar a las autoridades estadounidenses el 29 de diciembre de 2011. En ese momento, el estadounidense de 70 años era aún miembro del comité ejecutivo de la FIFA. Fue suspendido de la instancia recién en 2013.

En el acuerdo, Blazer se declaró culpable de diez cargos, incluyendo evasión de impuestos, fraude y conspiración para lavar dinero. Aceptó cooperar a cambio de obtener una reducción de su sentencia.

El documento, con fecha de 25 de noviembre de 2013, estaba firmado por Blazer y la fiscal general de Estados Unidos, Loretta Lynch, entonces abogada para un distrito de Nueva York. En el texto, Blazer acepta pasar documentos importantes, cooperar de forma secreta y testificar en Nueva York y en donde sea preciso a petición de la justicia estadounidense. Blazer admitió haber ganado más de 11 millones de dólares entre 2005 y 2010 y se comprometió a aceptar cualquier prohibición que le impusiera la FIFA.

Justicia niega pedido de los Jinkis.

La Justicia argentina rechazó el pedido de eximición de prisión elevado por los prófugos empresarios Hugo y Mariano Jinkis, envueltos en el escándalo FIFA. Según los jueces los Jinkis "han logrado mantenerse ocultos y alejados de su hogares y empresas durante algo más de dos semanas a partir de haberse ordenado su captura".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)