LA CRISIS POLÍTICA DE VENEZUELA

El chavismo denuncia otro supuesto nuevo plan golpista

Presunto hallazgo de un fusil dio pie a la denuncia de un ministro chavista.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Tras la multitudinaria marcha, el chavismo recargó sus baterías. Foto: AFP

El ministro de Interior y Justicia venezolano, Néstor Reverol, indicó ayer que de acuerdo con las investigaciones que han adelantado los cuerpos de seguridad del país caribeño, se presume que la oposición planeaba cometer "asesinatos selectivos" en la concentración del jueves.

Luego de haber encontrado un fusil "para francotiradores", se puede "presumir, de acuerdo a las investigaciones que se adelantan hasta este momento, que iba a ser utilizado para hacer asesinatos selectivos en la concentración del 1 de septiembre", dijo en un encuentro en la Cancillería con el cuerpo diplomático acreditado en el país.

"Planes golpistas".

El encuentro con los diplomáticos fue convocado por el Gobierno de Venezuela para presentarles los supuestos planes golpistas de la oposición venezolana.

Reverol aseguró que esta arma, de mira telescópica con un alcance efectivo de 1.500 metros y "sumamente peligrosa", fue encontrada junto a "un lote de armas de hierro (...) municiones de diferentes calibres, material explosivo y prendas militares" en una zona cercana al palacio presidencial de Miraflores. El armamento fue hallado luego del traslado del ex-alcalde de San Cristóbal (oeste), Daniel Ceballos, desde su arresto domiciliario a una prisión de máxima seguridad, cuando se le halló "un dispositivo de almacenamiento masivo, el cual contenía varios archivos sobre planes desestabilizadores" que permitieron dar con el paradero del arma, dijo.

Además se localizó "un mapa geográfico del Distrito Capital con responsabilidades directas a varios actores de la ultraderecha venezolana para generar actos terroristas en nuestro país y un segundo archivo denominado agenda de actividades #1S primeras ideas, donde se individualizaban las tareas", dijo.

Según Reverol en la agenda aparecían los nombres de los dirigentes opositores Yon Goicoechea y Carlos Melo, quienes se encuentran detenidos por presuntamente tener material explosivo.

"Los servicios de inteligencia aportaron información valiosa de esta investigación donde suministraron unas coordenadas donde operaban campamentos paramilitares muy cerca de Miraflores (...) y también de las rutas de acceso para llegar al palacio de Gobierno", dijo.

Asimismo, también refirió que este jueves llegó un grupo con "instrucciones precisas" de crear violencia y desestabilizar la ciudad, pero, según indicó, estos fueron "neutralizados" por los cuerpos de seguridad del Estado.

El ministro dijo que gracias a las labores de inteligencia de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, se logró detener el "golpe de Estado" que venía denunciando desde hace varios días el Ejecutivo de ese país.

Por su parte, la canciller venezolana, Delcy Rodríguez, quien también participó en la rueda de prensa, agregó que gracias a "la acción del presidente (Nicolás) Maduro, de sus cuerpos de seguridad, de inteligencia, desmantelaron estos planes violentos".

Rodríguez sostuvo que los planes no sólo buscaban emboscar "la democracia de Venezuela, sino también (...) a los ciudadanos que siendo sus seguidores pues tienen derecho a la manifestación pacífica".

El jueves, decenas de miles de opositores venezolanos acudieron al llamado de la alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) para exigir al Poder Electoral que fije la fecha del referendo revocatorio con el que buscan cesar el mandato de Maduro.

El chavismo venía denunciando que esa convocatoria buscaba desestabilizar el país y dar un golpe de Estado.

"Fujimorazo".

El presidente de la Asamblea Nacional (AN) de Venezuela, Henry Ramos Allup, aseguró ayer que el jefe de Estado, Nicolás Maduro, no cuenta con la popularidad que tenía el ex presidente peruano Alberto Fujimori en 1992 cuando disolvió el Parlamento, y que esta acción le cerraría puertas internacionales.

"El presidente Maduro, con sus niveles de popularidad ínfimos no puede permitirse ninguna decisión de este tipo", dijo Ramos Allup en entrevista con el canal privado Globovisión, tras señalar que "cuando Fujimori acabó con el Congreso de Perú" contaba con "una grandísima popularidad" que después se disolvió.

"El presidente no tiene popularidad para disolver nada, y si lo hace, se le terminarían de cerrar todas las puertas internacionales", agregó.

El presidente del Parlamento se refirió así al anuncio de Maduro del miércoles pasado de que prepara un decreto para consultar al Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) sobre la posibilidad de levantar la inmunidad a todas las personas que ocupen cargos públicos en el país caribeño, principalmente a los diputados.

Reiteró lo que dijo ayer al señalar: "El presidente no puede ni por decreto, ni por ley, ni por nada, suspender la inmunidad parlamentaria de ningún diputado, porque la única manera de suspender la inmunidad está expresamente establecida en la Constitución".

Añadió que la suspensión de la inmunidad parlamentaria solo procede cuando un diputado incurre en un delito.

En ese caso, dijo, el TSJ procede a su enjuiciamiento, aunque, según la Constitución, este proceso se hace "previa autorización de la Cámara", y agregó que también es posible que los diputados sean revocados en un referendo, una consulta a la que dijo no temer. Maduro también anunció que preparaba el retiro de la inmunidad parlamentaria a los diputados de la AN.

Iglesia se manifiesta en favor del revocatorio.

El presidente de la Conferencia Episcopal de Venezuela (CEV), monseñor Diego Padrón, afirmó ayer que exigir la fecha del referéndum revocatorio presidencial no significa oponerse a la paz. "Este es un momento muy importante para el Gobierno y también muy importante para el pueblo venezolano que está pidiendo ya una fecha de revocatoria, y eso no se opone a la paz, por eso dije que había que desmentir al Gobierno y al presidente (Nicolás Maduro) cuando dice que el revocatorio se opone a la paz", dijo Padrón a la emisora de radio.

Denuncias de represión de la SIP y Reporteros.

La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) acusó ayer al Gobierno venezolano de no ofrecer las debidas garantías al ejercicio del periodismo y negar el ingreso al país de periodistas internacionales para la cobertura este jueves de la marcha "Toma de Caracas". El presidente de la SIP, Pierre Manigault, condenó la prohibición de entrada en el país suramericano de numerosos periodistas internacionales, y aseguró que "esta situación desenmascara el lado autoritario del Gobierno venezolano, alejado de estándares democráticos".

El miércoles pasado las autoridades migratorias negaron el ingreso al país a los corresponsales Jim Wyss, de The Miami Herald, y John Otis, de la radio pública NPR y del Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ), de Estados Unidos. También se le negó la entrada a Marie-Eve Detoeuf, del diario francés Le Monde; a César Moreno, de Caracol Radio, y a Dora Glottman, de Caracol TV, de Colombia, según denunció el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP).

Por su parte, Reporteros Sin Fronteras (RSF) denunció también la grave situación que atraviesa en Venezuela la libertad de expresión, reflejada en los bloqueos sufridos por varios corresponsales extranjeros que no pudieron entrar en el país para cubrir la marcha opositora contra el presidente, Nicolás Maduro. La corresponsal del vespertino francés "Le Monde", Marie-Eve Detoeuf, obligada a tomar un avión rumbo a Bogotá al considerar las autoridades que "no cumplía con las reglas migratorias", fue una de los profesionales que intentaron sin éxito entrar en Venezuela, explicó RSF.

RSF estimó que el deterioro de la libertad de expresión en Venezuela aumentó con el agravamiento de la crisis económica y social que atraviesa el país desde el inicio del año, y dio "la voz de alarma" por considerar que estos episodios culminan una serie de acontecimientos inquietantes.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)