CRISIS POLÍTICA

Canciller paraguayo culpó a "un grupo violento" de los incidentes

Un dirigente del Partido Liberal (oposición) murió cuando la Policía ingresó al local, en medio de las protestas por la aprobación de una enmienda constitucional que habilita la reelección presidencial

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Eladio Loizaga, canciller de Paraguay. Foto: AFP.

El canciller de Paraguay, Eladio Loizaga, responsabilizó este sábado en Buenos Aires a "un grupo violento" por los choques desatados en Asunción el viernes que dejaron un muerto, 30 heridos y unos 200 detenidos, y respaldó el accionar policial.


"El gobierno del presidente (Horacio) Cartes condena esta actitud intolerante y violenta de grupos sectarios que han perpetrado un sacrilegio contra un monumento histórico nacional que es un espacio donde la democracia se construye y se desarrolla", dijo Loizaga.


Insistió en que "lo que sucedió ayer (en Asunción) es una acción de un grupo violento que no entiende lo que es la democracia, no entiende lo que es la tolerancia y el derecho a manifestarse pacíficamente".


"La democracia en Paraguay está más firme que nunca" sostuvo y agregó que "las fuerzas de seguridad han actuado con total responsabilidad".


Manifestantes irrumpieron el viernes en el edificio del Congreso y le prendieron fuego, poco después de que un grupo de senadores aprobara un proyecto para habilitar la reelección presidencial, desatando una noche de furia con destrozos en otros edificios y automóviles.

Disturbios en Paraguay por reelección. Foto: Reuters
Disturbios en Paraguay por reelección. Foto: Reuters


La violencia estalló en Asunción luego de que los senadores se reunieran a puertas cerradas para aprobar una enmienda constitucional que habilita la reelección presidencial, prohibida por la Constitución actual.

En la madrugada del sábado, un dirigente juvenil del opositor Partido Liberal murió por un impacto de bala en la cabeza después de la violenta irrupción de la Policía en la sede de ese agrupación política.

La víctima, identificada como Rodrigo Quintana, de 25 años y dirigente de la Juventud Liberal, recibió un disparo con un proyectil, dijo a medios la fiscal María Raquel Fernández, que investiga el caso como un homicidio doloso. El Ministerio del Interior abrió una investigación sobre el hecho.

La violencia dejó además una treintena de heridos, entre ellos varios legisladores de la oposición, y 211 personas fueron detenidas.

Si no puede ver el video, haga click aquí. 

La medida votada en el Senado beneficia tanto al presidente conservador Horacio Cartes como al ex presidente socialista Fernando Lugo.

El proyecto debía ser tratado por la Cámara de Diputados el sábado, pero su presidente suspendió la sesión luego de los disturbios que destruyeron la sede legislativa y dejaron varios políticos, manifestantes y periodistas heridos.

Cartes emitió un comunicado en el que llamó a la calma y acusó a un grupo "empotrado en la política y medios de comunicación" de promover los disturbios para destruir "la paz, la tranquilidad y el bienestar general del pueblo paraguayo".

Los bomberos extinguieron las llamas, pero el centro de Asunción amaneció con aspecto de zona de guerra, con automóviles quemados en medio de calles llenas de escombros. Cerca de 200 personas están detenidas, dijo una fuente de seguridad.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)