Al qaeda tomó ciudad

Ban hizo un dramático llamado por Yemen

"Yemen colapsa ante nuestros ojos", declaró el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, ante el Consejo de Seguridad ayer mientras pedía que se tomaran iniciativas para evitar que el país cayera en la anarquía.

Ban Ki-moon estaba dirigiéndose a los 15 miembros del consejo, luego de su visita a Arabia Saudita y a los Emiratos Árabes para conversaciones que —dijo— se enfocaron en "prevenir la guerra civil en Yemen".

"Voy a ser claro: Yemen colapsa ante nuestros ojos. No podemos quedarnos mirando", dijo Ban al Consejo. Pidió que se les garantice "libertad de movimiento" al presidente Abd Rabbo Mansour Hadi y a su primer ministro luego de que tomara el poder la milicia chiita —conocida como los hutíes— que los ha puesto en arresto domiciliario.

El fin de semana Ban Ki-moon pidió que Mansour Hadi fuese restituido como presidente, luego de conversar con el rey Salman en Arabia Saudita, quien describió la toma del poder por los hutíes como un golpe de Estado. Yemen, un aliado clave de Estados Unidos en el combate contra Al Qaeda, ha estado sumido en revueltas desde que los hutíes se hicieron con el control de la capital, Saná, en septiembre, y desplazaron al gobierno la semana pasada.

"Actualmente, Yemen está en una encrucijada: o el país entra en una guerra civil y se desintegra, o encontrará una manera de iniciar una transición", dijo al consejo el enviado especial de la ONU para Yemen, Jamal Benomar, a través de una videoconferencia desde Sana.

Benomar ha estado guiando los esfuerzos de la ONU para sellar un acuerdo que podría presionar a los hutíes a desistir de la toma del poder y restaurar algunas medidas de estabilidad en el empobrecido país árabe. Estados Unidos, Gran Bretaña y Francia cerraron sus embajadas este miércoles como medida de seguridad. El personal estadounidense destruyó documentos secretos y equipo privado antes del desalojo. El Consejo de Seguridad de la ONU advirtió que tomaría nuevas medidas si las negociaciones fallaban. Entre tanto, combatientes del grupo Ansar al-Sharia, vinculado a Al Qaeda, tomaron el control de una base del Ejército en el sur de Yemen y retienen a soldados como prisioneros, dijo ayer el grupo en su cuenta de Twitter.

"Aproximadamente hacia las ocho de la mañana, los muyahidines capturaron a la mayoría de los soldados adentro (de la base)", dijo el grupo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)