ARGENTINA

Báez, en la cárcel, solo y con problemas de salud

A 30 días de estar preso, el empresario niega acusaciones.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Báez tiene registradas 76 propiedades a su nombre. Foto: La Nación GDA

Lo confesó un vocero del empresario: "Lázaro (Báez) está en su peor momento". Solitario y con varios problemas de salud, así cumplió ayer su primer mes preso en la cárcel de Ezeiza. La diabetes y la presión alta se dispararon por el estrés que generó el desenlace de la causa judicial que lo llevó a prisión.

A ese cuadro se le sumaron afecciones ocasionales, como las anginas que sufre desde las últimas horas. "De ninguna manera utilizará eso como una excusa para no ir a declarar", afirmó un interlocutor al diario La Nación.

Báez —procesado con prisión por lavado de dinero— está enfocado en su situación. Repasa la causa judicial, habla por teléfono con sus abogados todos los días y recibe contadas visitas. También llama a su familia que, excepto su hijo Martín —procesado sin prisión por esta causa, y que aparece en un video contando billetes—, sigue el tema desde la sureña provincia de Santa Cruz. "No quiere que su familia lo visite. No quiere que lo vean en este trance. Espera salir rápido", confió su vocero.

Su estadía en la cárcel de Ezeiza lo aisló. "No habla con nadie, sale al patio del pabellón, camina, se sienta, y luego del almuerzo pide ir a su celda, donde duerme una siesta", agregó una fuente de la investigación, que aclaró que "no es muy común" que los habitantes de una prisión pidan ir a la celda, ya que por el propio encierro prefieren estar en el patio y los lugares más amplios que tienen en el pabellón.

Los compañeros de pabellón son 14, todos mayores de 50 y de baja conflictividad. "Lo están midiendo", analizan. Báez se muestra "desconfiado" y "aislado", detalló la fuente. "No se quebró nunca, no se lo ve deprimido, ni afligido, y eso llama la atención", dijo la fuente.

La celda de Báez, de 7,5 metros cuadrados, sólo tiene una cama, un escritorio, un inodoro y un lavabo antivandálicos. El empresario —quien fue durante décadas muy amigo del fallecido expresidente argentino Néstor Kirchner— no tiene libros, televisión ni radio y tampoco mucha ropa sino apenas "tres joggings que se los va cambiando, un par de remeras, un buzo, y zapatillas, todo sin marca", consignó la fuente.

"Báez come la comida del Servicio Penitenciario Federal, no se queja, y no pide que le traigan algo distinto ni que sus compañeros de celda cocinen algo especial, lo que es muy común en los pabellones, donde algunos detenidos son muy afectos a cocinar".

Niega todo.

Ayer, Báez presentó ayer ante el juez que le llamó a ampliar su declaración un escrito en el que rechazó los cargos en su contra.

Báez, quien llegó a los tribunales de Buenos Aires a los que fue citado en medio de un fuerte dispositivo de seguridad, se negó a responder preguntas y se limitó a presentar el escrito en el que negó las acusaciones en el marco de la ampliación de su indagatoria ante el juez federal Sebastián Casanello y el fiscal Guillermo Marijuan.

La causa investiga supuestas maniobras a través de una financiera para sacar de Argentina sumas millonarias en dólares, presuntamente originadas en el uso de facturación apócrifa para simular gastos en el marco de los contratos de obra pública con el Estado, indicó el Centro de Información Judicial (CIJ).

Las mismas fuentes detallaron a Télam que, en el documento entregado, el empresario afirmó no ser el dueño de la sociedad suiza Helvetic Services Group, que habría sido utilizada para reingresar dinero a la Argentina, destinado a cuentas de Austral Construcciones, empresa de Báez.

El miércoles, a Báez le negaron la excarcelación por "la naturaleza económica del ilícito".

4 millones de niños pobres en la era K.

Cristina Kirchner terminó su mandato presidencial con 4 millones de niños por debajo de la línea de la pobreza.

Esto quiere decir que tres de cada 10 niños eran pobres en Argentina a fines de 2015. El dato se desprende de un documento elaborado por Unicef Argentina en base a datos oficiales y a una metodología multidimensional de la pobreza, que se construye en la detección de 28 privaciones.

Bienes en Chubut valuados en US$ 58 millones.

Las propiedades del empresario santacruceño Lázaro Báez —investigado por presunto lavado de dinero en la causa por la ruta de dinero K— que fueron motivo de allanamientos el pasado fin de semana en Comodoro Rivadia (ciudad de la provincia de Chubut) están valuados en aproximadamente 850 millones de pesos (unos 58 millones de dólares).

Según informaron fuentes judiciales, hasta el momento se realizaron 19 procedimientos y no se descartan nuevos operativos en las próximas horas tanto en esta ciudad como en el valle y la cordillera chubutense. Los operativos confirmaron que los negocios y propiedades de Lázaro Báez y su hijo Martín tenían ramificaciones en Chubut, así como en otras ciudades argentinas.

En la provincia donde más tiene propiedaes Báez es en Santa Cruz. Según los registros públicos, el empresario kirchnerista cuenta en su tierra natal con 76 a su nombre, pero se elevan a 212 si se toman en cuenta las de sus hijos.

La mayoría fue comprado entre 2004 y 2013, período de gobierno de Cristina y Néstor Kirchner.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)