Crecida afectó 982 casas y desplazó al 18% de la población

Voluntarios de todo el país ayudan a Durazno

Bajo la coordinación de la Cruz Roja, 130 voluntarios de todo el país comenzaron ayer a entregar miles de donaciones destinadas a los afectados por las inundaciones en la capital duraznense.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Las donaciones llegaron ayer a Durazno bajo escolta policial. Foto: V. Rodríguez

Grupos del Movimiento de Boy Scouts, voluntarios particulares, del colegio y liceo San Luis de Durazno, de varias intendencias y de la propia Cruz Roja, descargaron en la mañana toneladas de ropas, frazadas, calzados, pañales y demás elementos, previamente seleccionados en Montevideo, y se organizaban para hacer efectiva la entrega de los artículos a los evacuados, en las instalaciones del gimnasio del Club Nacional de Fútbol, que las puso a disposición nuevamente para atender el drama.

Con escolta.

La operativa de traslado de los donativos demandó una tarea extra de seguridad, con apoyo de Policía Caminera en Ruta 5. En los accesos a la ciudad de Durazno, fueron escoltados enormes camiones y camionetas que trasladaron el material. Ya en la planta urbana, se sumó la labor de la policía e inspectores de tránsito de la Intendencia, colaborando en las maniobras finales del trayecto. La presidenta de Cruz Roja Uruguay, Nivea García, resaltó la buena organización del Comité de Emergencia de Durazno y el Centro Coordinador (Cecoed), que "han desarrollado una gran labor", dijo.

Voluntarios.

Guillermo Nicolini es un jubilado que hace menos de una semana se unió a Cruz Roja, después de haber trabajado muchos años como repartidor de Coca Cola.

"Estaba en mi casa y tenía que hacer algo, y esta es una forma de dar una mano a los demás", contó Nicolini, que reside en el barrio Belvedere de Montevideo.

"Es la primera vez que salgo al Interior y también la primera vez que participo de este tipo de actividades; y la verdad, soy un hombre completamente feliz por hacer esto", señaló con algo de emoción.

Su llegada a Durazno le produjo un fuerte impacto al ver con sus propios ojos los efectos provocados por la crecida del río Yi.

Ayer se conocieron los grandes números de la afectación que sufrió Durazno a raíz de las inundaciones.

La salida del cauce del Yi obligó a la evacuación de cerca del 18% de los duraznenses, afectó 982 viviendas y tapó casi 400 cuadras de la ciudad, según datos divulgados por agencias internacionales que trabajan en este tipo de catástrofes.

Un total de 215 viviendas resultaron muy dañadas. En casos puntuales, la inspección realizada por Bomberos determinó su inhabitabilidad por peligro de derrumbe, informó el diario El Acontecer.

Asistencia.

El Comité de Emergencia de Durazno, informó, en su reunión de ayer, que el río Yi retornó a su cauce y que continúa la asistencia a 200 personas que permanecen alojadas en los campamentos.

En tanto, UTE reiteró a la población afectada por la creciente que solo se repondrá el servicio de energía eléctrica si se realiza el trámite ante las oficinas comerciales ubicadas en calle César Zagnoli y 25 de Agosto, para lo cual amplió la atención, sábado y domingo, en el horario de 9:00 a 16:00.

En las recorridas realizadas por autoridades luego del descenso de las aguas, se constató que muchas de las viviendas se encuentran en condiciones inhabitables, al menos de momento.

Al margen de estar absolutamente empapadas, con lodo y sin energía eléctrica, presentan eventuales complicaciones para la salud de los moradores.

SABER MÁS

Piden declarar "emergencia".

Ante la crisis provocada por una de las mayores inundaciones que ha sufrido Durazno, la bancada del Partido Nacional elaboró un proyecto de resolución reclamando al Poder Ejecutivo que declare la "emergencia" para el Departamento, a fin de mitigar "las consecuencias irreversibles de este evento", que se proyectarán para los próximos meses, "como ocurre en este tipo de desastres".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)