REFUGIADO

Turquía había aceptado a Diyab; dio marcha atrás por huelga de hambre

El país árabe estaba dispuesto a recibir a Jihad Diyab pero cuando el exrecluso comenzó la huelga de hambre le negó el ingreso.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Jihad Diyab. Foto: EFE.

Según informaron fuentes de Cancillería al semanario Búsqueda, Turquía había aceptado recibir a Jihad Diyab, pero dio marcha atrás cuando supo que el sirio estaba en huelga de hambre. Allí fue que el país árabe, donde actualmente está la esposa y las hijas del exrecluso, le negó el ingreso.

Ni el interlocutor de los exprisioneros de Guantánamo, Christian Mirza, ni Diyab, se enteraron de los avances de la gestión que se realizaba para que Turquía lo reciba.

Hay otros países que se negaron también a darle asilo a Diyab. Búsqueda informa que tanto Siria, Líbano y Arabia Saudita se opusieron, entre otras cosas, porque dicen que no pueden ofrecerle mayores garantías que las que dio Uruguay al recibirlo en calidad de refugiado. Sostienen además que Diyab no se encuentra en una situación de peligro como las personas que actualmente viven en países que están en guerra.

Uno de los informantes de Cancillería dijo a Búsqueda que la verdadera razón por la que no lo aceptan es la imagen conflictiva que tiene Diyab. “Nadie quiere comprarse un problema”, dijo la fuente a la que accedió el semanario.

El presidente Tabaré Vázquez dijo esta semana desde Nueva York, donde estuvo para asistir a la asamblea de la ONU, que la situación de Diyab "no depende del gobierno uruguayo".

"Este tema, que no es fácil, no depende del gobierno uruguayo. Se está haciendo todo lo posible, pero reitero lo que hemos dicho en más de una oportunidad: si los países a los que el ciudadano sirio quiere ir no lo reciben, no podemos hacer nada", expresó el mandatario.

No obstante, aseguró que "es un tema que preocupa" a su administración, y adelantó que el canciller Rodolfo Nin Novoa se quedaría en Estados Unidos "un día más" que el resto de la delegación para mantener "algunas reuniones con el Departamento de Estado" para intentar buscar una solución a las inquietudes de Diyab.

El exrecluso de Guantánamo realiza desde hace alrededor de un mes una huelga de hambre y durante alrededor de dos semanas no ingirió líquidos, para reclamar que sea reunido con su familia en un país distinto de Uruguay, preferentemente árabe o de confesión musulmana.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)