CONFLICTIVIDAD SINDICAL

Trabajadores del Sindicato del Gas se encadenaron a la Embajada de Brasil

La medida es una protesta para exigir que Petrobras deje sin efecto la demanda contra el Estado uruguayo presentada a través de sus empresas Conecta y MontevideoGas.

Trabajadores del Sindicato del Gas encadenados frente a la Embajada de Brasil. Foto: Francisco Flores.
Trabajadores del Sindicato del Gas encadenados frente a la Embajada. Foto: F. Flores.

Un grupo de trabajadores del Sindicato del Gas se encadenó hoy frente a la Embajada de Brasil exigiendo que la empresa Petrobras retire su demanda contra el Estado uruguayo por no haberle facilitado condiciones adecuadas para sus inversiones, presentada a través de sus empresas en el país MontevideoGas y Conecta.

En un comunicado, el sindicato explicó que la medida responde a una serie de puntos. En primer lugar, que haya resultado "infructuosa" la reunión que miembros del sindicato, Pit-Cnt, ediles y parlamentarios mantuvieron con el encargado de negocios de la embajada.

Mencionaron también que la estatal brasileña "amenaza" con cerrar Conecta y MontevideoGas si Shell no acepta a fin de año llevar a cabo la continuación del proyecto de la planta regasificadora.

Los trabajadores reclaman que "se asegure la continuidad del servicio público de gas natural, que involucra a 45.000 usuarios y 250 puestos de trabajo" y añaden que la exigencia va dirigida al gobierno brasileño y a Petrobras, pero "también al Poder Ejecutivo (uruguayo) debido a que a esta altura, y con solo dos meses restantes hasta fin de año, es necesario que el mismo brinde tranquilidad a los usuarios, a los trabajadores y al país en sí mismo respecto a que el servicio público de gas natural va a continuar haya o no haya regasificadora".

El acuerdo con Shell

Los gremios se reunieron el viernes 13 con la presidenta de Ancap, Marta Jara, quien no les dio certezas respecto a que la empresa pública, que tiene el 45% de la distribuidora, vaya a continuar en el negocio si no se concreta la regasificadora, contó a El País el dirigente sindical, Alejandro Acosta.

Jara dijo a los sindicalistas que se esperará hasta fin de año una respuesta de la multinacional Shell con la que el gobierno negocia la posibilidad de reflotar el proyecto. En función de la respuesta se adoptará una decisión sobre el futuro del proyecto durante 2018, les dijo Jara a los sindicalistas.

El sindicato tiene el diálogo cortado con Petrobras. Los convenios salariales tanto en MontevideoGas como en Conecta están vencidos y la empresa brasileña pretende congelar los salarios y reducir la plantilla mediante jubilaciones anticipadas.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)