MSP

El TCR observó la contratación de empresa de ambulancias en Artigas

La contratación de Siemm, propiedad de tres directores de hospitales (dos de ellos vinculados al sector de Sendic), será uno de los temas principales que se tratarán en la interpelación al ministro Jorge Basso.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Nuevas. ASSE sumó 15 ambulancias especializadas en este año. Foto: Darwin Borrelli

La contratación por parte del Hospital de Bella Unión de la empresa Siemm SRL, propiedad de tres directores de hospitales de ASSE, fue cuestionada de forma unánime por el Tribunal de Cuentas de la República (TCR) el pasado miércoles, según informó el semanario Búsqueda.

La empresa ya había sido cuestionada anteriormente por el TCR, por violar la ley anticorrupción. En esta ocasión lo hizo ante una consulta de la Administración de Servicios del Estado (ASSE). La empresa fue habilitada tras un pedido expreso de la hoy presidenta del organismo, Susana Muñiz, según documentos a los que accedió El País en noviembre de 2016.

Siemm, que presta servicios de ambulancias, es propiedad del director del Hospital Pereira Rossell, Federico Eguren, el director del Hospital Pediátrico del Pereira Rossell, Rodrigo Barcelona, y el del Hospital de Salto, Marcos García. El primero y el último fueron a su vez directores del Hospital de Bella Unión entre 2011 y 2014, si bien García cedió su parte de la empresa cuando asumió el cargo en 2013, año en que fue contratada la empresa.

Los nombres de Eguren y García figuran en listas de Compromiso Frenteamplista (711, sector del vicepresidente Raúl Sendic).

La empresa ganó su primera licitación en 2013. Un año después, fue elegida en dos licitaciones del Hospital de Bella Unión, una para tareas administrativas y otra cubrir el servicio de ambulancias. El año pasado, volvió a ser elegida, por licitación, para la misma función. Además, está pendiente la aprobación para continuar con la contratación en 2017.

La empresa

Siemm se creó en 2011. En un documento de diciembre de ese mismo año Muñiz, que en ese entonces era directora de los Centros de 2° Nivel de Atención en el Interior de ASSE, consideró que la contratación de Siemm "beneficia a la población" y solicitó que esta se llevase adelante. Sin embargo, la firma fue habilitada por el Ministerio de Salud Pública (MSP) recién en marzo de 2013, pocos días después de que Muñiz asumiera la titularidad de la cartera. La firma de ambulancias enseguida ganó una licitación para Bella Unión, y se hizo una inauguración en la que Muñiz cortó la cinta y a la que también asistió la entonces presidenta de ASSE, Beatriz Silva. La licitación fue por un monto de $ 2.450.250, pero para octubre ya se le habían adjudicado traslados por $ 5.706.370

El caso de Siemm fue alertado por el diputado nacionalista Martín Lema, que presentó un escrito meses atrás al Tribunal de Cuentas pidiéndole que se pronuncie. Este se excusó de hacerlo de forma oficial, pero advirtió que en este caso se deberían tener en cuenta el Artículo N° 46 del Texto Ordenado de Contabilidad y Administración Financiera (Tocaf) y la Ley 17.060, que establecen que los funcionarios no pueden venderle servicios al organismo en que trabajan.

Desde que Siemm contrata con el Estado, tanto los tres jerarcas como la contadora de Bella Unión se han desempeñado como funcionarios de ASSE.

Sin embargo, la investigación de la administración de hospitales públicos llegó a una conclusión menos determinante. Solo cuestionó el accionar de García, que trabajó en el centro de Bella Unión hasta septiembre de 2014. En el lapso que va de marzo de 2013 a esa fecha éste cedió su parte de la empresa a sus socios —que se la devolvieron luego cuando fue trasladado al Hospital de Salto—, pero como cuando se hizo el llamado a licitación García trabajaba en ambos lugares, la dirección jurídica de ASSE resolvió aplicarle una "sanción menor", la cual no se especifica en el documento.

El caso de esta empresa será uno de los principales temas a tratar en la interpelación que se le realizará al ministro de Salud Pública, Jorge Basso, el 21 de febrero.

La respuesta de Muñiz

El pasado 28 de noviembre, tras conocerse la noticia sobre su vinculación con la contratación de Siemm, Muñiz publicó una carta señalando que su actuación "siempre ha sido cristalina y transparente” y que no tiene vínculos "con empresas del sector salud".

La presidenta de ASSE señaló sobre su participación en la inauguración de la empresa, cuando se desempeñaba como ministra de Salud Pública, que tomo parte en "decenas de inauguraciones de servicios, tanto públicos como privados, sin que ello implique una vinculación de ningún tipo con este o con otros emprendimientos de cuyas inauguraciones he participado”.

Muñiz aseguró que "fue ASSE quien realizó la auditoría sobre la Unidad Ejecutora 034 (Bella Unión) en el año 2014. Cuando la auditoría nos marcó que podían existir problemas en cuanto a posibles conflictos de interés, fue ASSE la que decretó una investigación administrativa en 2015”, y que la Administración también fue la que entregó el resultado de las auditorías a la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)