Regulación de la marihuana

De la semilla al "porro", todo el proceso detrás de la marihuana

Con la ley ya aprobada, la marihuana se ve cada vez menos como un tema tabú y lo vinculado a esa droga se torna más cotidiano, desde la plantación a la venta. El País visitó a un autocultivador que mostró los secretos detrás de la famosa planta.

Plantación de cannabis. Foto: Ariel Colmegna
Plantación de cannabis. Foto: Ariel Colmegna
Plantación de cannabis. Foto: Ariel Colmegna
Plantación de cannabis. Foto: Ariel Colmegna
Plantación de cannabis. Foto: Ariel Colmegna
Plantación de cannabis. Foto: Ariel Colmegna
Plantación de cannabis. Foto: Ariel Colmegna
Plantación de cannabis. Foto: Ariel Colmegna
Plantación de cannabis. Foto: Ariel Colmegna
Plantación de cannabis. Foto: Ariel Colmegna
Andrés Roizen

Son las 11 de la mañana y Manuel corta con una tijera de jardín una planta macho de marihuana para que no le fecunde las hembras (las únicas que se fuman) y le llene los cogollos de semillas, lo que arruinaría el material que se consume.

En su huerta próxima a Montevideo, este autocultivador (que pidió que se utilice un nombre ficticio para mencionarlo dado que teme que le quieran robar las plantas) tiene sembrada marihuana así como tiene tomates, frutillas y alguna lechuga. Si bien cuenta con más de seis plantas, que es lo que permite la nueva ley, él explica que en peso está lejos de superar lo que estipula la norma (480 gramos), y aclara que todo es para su consumo.

Manuel comenzó a fumar marihuana hace varios años y al principio, para abastecerse, iba a las bocas de droga. Ahí, cuenta, pasaba cualquier cosa. Recuerda que el ambiente siempre era "muy espeso" y, además, se fomentaba el consumo de otras sustancias. "Tengo varios amigos que iban a buscar marihuana y volvían con tripa, pastillas y entraban a probar otras cosas", dice.

Ante ese panorama, empezó a plantar por su cuenta y así comienza a relatar el largo proceso que va desde la semilla hasta el cigarro, comúnmente llamado "porro". Manuel consiguió las primeras semillas de los propios cigarros que compraba en las bocas: salían de la droga paraguaya que traía mezclado todos los residuos de la planta.

Después, trajo semillas de España y, según dice, hoy en día se puede comprar semillas de marihuana por Internet y recibirlas por correo. Cuenta que en algunos casos la Aduana frena los paquetes, pero que por lo general pasan sin problema.

Hay varios tipos de semillas, pero las principales son las índicas, las sativas y las ruderalis. Las primeras dos entran en el grupo de semillas "regulares", mientras que el tercer tipo es una especie "autosuficiente", y es la que planta Manuel.

Se trata de una cruza genética que dio como resultado una planta independiente al fotoperiodo, eso implica que la misma crece, florece y está pronta para cosechar en sólo tres meses. Se puede plantar en cualquier época del año y no depende de una determinada cantidad de horas de luz durante el día. Como contrapartida, son plantas más chicas y que, como mucho, dan 50 gramos cada una, lo cual equivale a 50 cigarros.

Las otras semillas, las sativas y las índicas, son las que dan plantas más grandes y producen más. Con un buen suelo y bien cuidadas, estas semillas pueden llegar a producir casi medio kilo de marihuana por cada metro cuadrado (el gobierno dijo que plantará en total unas 10 hectáreas).

La particularidad de estas plantas es que demoran seis meses en estar prontas; la época para plantar es octubre y se cosecha en abril. En febrero, cuando los días empiezan a tener cerca de 12 horas de luz y 12 de oscuridad, es cuando florecen. Las horas de oscuridad son la clave para la floración, eso también cuenta para las plantas que están bajo techo.

En febrero la planta está floreciendo, el proceso sigue en marzo y en abril se cosecha. La flor, o sea el cogollo, es lo que se pone a secar al menos 15 días y se fuma. El resto de la planta también se puede utilizar para fumar o cocinar, aunque sin la misma calidad, cuenta Manuel. El gobierno dijo que en setiembre de 2014 saldrá la primera cosecha, para lo cual habría que plantar entre seis y cuatro meses antes (en invierno). Se precisarán invernaderos, y eso eleva el costo de la producción.

"Si el Estado empieza a plantar hoy, va a sacar en abril, que es la mejor fecha para cosechar plantas de metro y medio de altura. No le va a rendir, pero como primer cultivo sirve", dijo el autocultivador. La planta necesita, al menos, dos meses de crecimiento y maduración para después florecer, resumió.

Por otra parte, afirmó que le quedan muchas dudas sobre la ley y no sabe si en la reglamentación todo quedará aclarado. Uno de los puntos que señala es cómo van a controlar, como se dijo, el THC (lo que determina qué tan fuerte es la planta). "Eso mientras no plantás, no lo sabés. Para mí lo dijeron para no asustar a la gente", opinó.

Preguntas todavía sinrespuesta

La ley de marihuana votada por el Parlamento dejó varias preguntas sin respuesta. Será tarea de la reglamentación y de la puesta en marcha de la norma aclarar estos puntos que parecen por demás complejos:

¿Qué medidas de seguridad habrá en los predios donde se plante marihuana?

¿De dónde y quién importará las semillas de cannabis?

¿Qué tipo de semillas se piensa comprar?

¿Qué pasará si hay un excedente de producción? ¿Se hará acopio?

Y si hay un problema con la producción y no alcanza para el abastecimiento, ¿de dónde se va a obtener el cannabis?

¿Cuánto deberá pagar un privado para obtener una licencia para la producción?

¿Cómo se controlará el consumo de cannabis por parte de los conductores?

¿Se realizará algún tipo de control a los trabajadores que se dediquen a la construcción o a tareas de similar riesgo para así evitar accidentes laborales?

¿Cómo se controlará el consumo de marihuana en cárceles y centros educativos?

¿Se obligará a las farmacias a vender marihuana?

¿Quién se encargará de transportar la marihuana hasta las farmacias?

¿El registro en las farmacias es gratuito o hay que pagar?

¿Un usuario registrado en las farmacias también puede pedir permiso para cultivar cannabis en su casa?

¿Cómo se controlará que quien tramitó el permiso para plantar o quien se anotó para comprar, sea quien luego efectivamente consume la marihuana a la que accedió?

¿Qué pasará con las farmacias que se nieguen a vender marihuana y se encuentren en poblados alejados en el interior del país?

¿Habrá algún tipo de seguridad adicional para las farmacias cuando empiecen a vender la marihuana?

¿Se podrán vender derivados de la marihuana, como productos cosméticos o alimentos?

¿Con qué impuestos se gravará la marihuana?

¿Qué grado de THC tendrá la marihuana que se venderá en las farmacias?

¿Cómo se piensa regular la intensidad de esa sustancia en las plantas?

¿Se pueden comprar los 40 gramos de una sola vez?

¿Se puede pagar con tarjeta de crédito?

¿Cómo se controlará el aumento del cultivo personal y la producción que saquen los consumidores por medio del autocultivo?

¿Cómo enfrentará el Instituto del Cannabis los gastos que implique poner a andar la ley si dicha institución no cuenta con presupuesto?

¿Se agregará alguna disposición en referencia a la importación de semillas?

Comentarios
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)
user-photo
Si no puedes leer la imagen de validación haz clic aquí
Pulse aquí para volver a la versión mobile.