EMBARAZO ADOLESCENTE

Seis de cada diez adolescentes no planificaron su embarazo

Unos 502 jóvenes no planearon tener su hijo en primer semestre de 2017.

Foto: Pixabay
Foto: Pixabay

La adolescencia es una etapa de grandes cambios, tanto a nivel físico como psicológico y social. En ese torbellino de cambios e incertidumbres, hay adolescentes que deciden tener un hijo. Las cifras de embarazo adolescente en Uruguay están en descenso desde 2013, pero lo que no desciende es la cantidad de adolescentes que tienen un hijo no buscado.

Según cifras del Hospital de la Mujer del Centro Hospitalario Pereira Rossell, de un total de 798 adolescentes, 502 no planearon el embarazo (62,9%), 232 (29,07%) sí lo hicieron, y 64 (8,02%) no otorgaron ningún tipo de información. Los datos pertenecen al primer semestre de este año y según se informó a El País, incluyen nacimientos en ciudad y otras instituciones de la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE).

Para las autoridades del Ministerio de Salud Pública (MSP), la preocupación principal pasa justamente por identificar aquellos casos en los que las adolescentes no planifican tener un hijo. El director de Neonatología del Centro Hospital Pereira Rossell, Daniel Borbonet, dijo a El País que "normalmente se suele decir que el embarazo adolescente es una problemática, y en realidad, conceptualmente no es así".

Para el médico —quien también se desempeña como profesor de la cátedra de Neonatología de la Facultad de Medicina— "el embarazo del adolescente es problemático cuando es un embarazo no programado. Pero tenemos un porcentaje importante de adolescentes de entre 18 y 19 años que programan su embarazo. Esos son embarazos bien controlados, que resultan en recién nacidos sanos, de término".

Las autoridades coinciden en que la situación configura un problema cuando el embarazo no es planificado: "Cuando llega una adolescente que por distintas circunstancias —como la falta de métodos anticonceptivos, de información o educación—, llega a un embarazo que no desea, ese es el tema", consideró.

Riesgo.

Para las autoridades de la salud, los embarazos adolescentes con más riesgo son aquellos en los que las edades fluctúan entre los 11 y los 16 años. Aquellas con más de 18 no presentan ninguna "situación riesgosa". En los primeros casos, se trabaja con un fuerte componente social a través de equipos multidisciplinarios. "En muchas de esas niñas siempre hay contextos intrafamiliares que llevan a que el asistente social haga diagnóstico y a que muchas veces se judicialice, porque estamos hablando de niñas embarazadas", indicó Borbonet.

Cifras.

En 2012, un 26,4% de los nacimientos en el Pereira Rossell fueron de madres adolescentes. En 2013, la cifra ascendió a 29,3% y luego se mantuvo en una tendencia descendiente hasta la actualidad. En 2016 la cifra se ubicó en 26,5% y durante el primer semestre de 2017 en 24,3%. En este centro de salud nacen aproximadamente 7.000 bebés por año.

Según datos a los que accedió El País, de un total de 7.070 nacimientos en 2016 en el Hospital de la Mujer del Pereira Rossell, 1.876 pertenecieron a madres de entre 10 y 19 años y 5.194 a progenitoras de entre 20 a 49 años.

Según este informe, los nacimientos de la primera franja etaria fueron en un 76,3% de parto vaginal, mientras que 20% de los nacimientos fueron vía cesárea y 3,6% vía fórceps (instrumento obstétrico en forma de tenaza para ayudar a la extracción fetal). En el segundo tramo etario 72,9% de los nacimientos fue vía vaginal, 25,5% vía cesárea, 1,48% por fórceps y un 0,03% "otros".

Según informó el MSP, las tasas de fecundidad se redujeron en las últimas décadas en Uruguay, mientras que las vinculadas al embarazo no intencional en adolescentes se encontraban estables en 17% del total de nacimientos. Sin embargo, en los últimos dos años el indicador descendió al 15%.

Secundaria: 46% de jóvenes embarazadas dejan de estudiar.

El Consejo de Educación Secundaria (CES) informó a El País que el 46% de las adolescentes que se enteran de su embarazo estando en el liceo decide abandonar los estudios. Solo el 3% de las 6.698 uruguayas menores de 19 años que quedaron embarazadas en 2016, estaba concurriendo a un liceo público.

Secundaria dispuso de varias acciones para lograr que las adolescentes no se desvinculen de sus estudios. Una de las medidas fue la instalación de salas de lactancia en algunos centros educativos. La última fue en el liceo de Young, en Río Negro, al que las autoridades concurrieron el 14 de agosto con motivo del Consejo de Ministros.

Si bien muchos centros tienen un aula que oficia de sala de amamantamiento, solo hay cuatro habilitadas por el Ministerio de Salud Pública y que cumplen con los requisitos mínimos de higiene. Pero desde mayo del 2018 todos los liceos deberán contar con una sala de este tipo —al menos en aquellos en los que estudien o trabajen veinte o más mujeres— según reza la ley que promulgó el Parlamento el 15 de agosto. Una serie de investigaciones demuestran que las adolescentes con menos de nueve años de trayectoria educativa fueron mamás en más del 57% de los casos, mientras que entre las que tienen 13 años o más de enseñanza formal solo el 5% fueron madres adolescentes. Asimismo, tres de cada cuatro adolescentes que fueron madres en 2014 ya se habían desvinculado.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)