NICOLAS MADURO

Sanguinetti afín a quitar "oxígeno" a Venezuela con sanciones económicas

El expresidente de la República dijo en su columna de Correo de los viernes que"la dictadura venezolana vive en permanente travestismo" y que se deben fijar elecciones.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Julio María Sanguinetti. Foto: A. Colmegna

El expresidente Julio María Sanguinetti, dijo hoy en su columna de Correo de los viernes que "la dictadura venezolana vive en permanente travestismo" y ahondó en que "cuando se siente acorralada, intenta mostrarse diferente, proclama una nueva etapa de su vida y hasta modifica su vestimenta, pero —en definitiva— preserva esa condición autoritaria de la que no puede alejarse".

Sanguinetti planteó que "toda esa sucesión de operativos de muda de piel están dirigidos a un solo objetivo: disfrazar su decisión de no someterse al veredicto de las urnas".

Según el expresidente someterse a un proceso electoral "hundiría" a las actuales jerarquías. De todas formas dijo que el futuro del presidente Nicolás Maduro y "su comparsa" es difícil de pronosticar "cuanto más dura se hace la represión, cuanto más sangre va regando el suelo venezolano y excitando las pasiones".

Maduro, ahondó, "resiste a cualquier precio" e "inventa discraces para ofrecer pretextos a los que no tienen ganas de calificar de dictadura a la dictadura, a los que les resulta difícil enfrentar a esa seudoizquierda autoritaria y denigratoria que pulula por nuestra América Latina".

En ese sentido también mencionó al Papa Francisco. "Quien con frecuencia cae en esa telaraña es el Papa Francisco, cuya indiscutible popularidad no ha sido puesta al servicio del objetivo fundamental de que haya elecciones. Cuando peor estaba el régimen, planteó aquella fallida mediación que le sacó de la asfixia y le permitió ganar tiempo. No dudamos de su buena intención, pero sí de su sentido político y eso es fundamental en estas propuestas, que son políticas y no pastorales".

Sanguinetti sostuvo que es "difícil" construir un diálogo en Venezuela "que una simple humareda en la que el régimen se perpetúe, escondiendo su verdadero rostro detrás del maquillaje de sentarse a conversar con los opositores". En este sentido planteó que si no hay elecciones "nada tiene sentido".

"Si el régimen no reconoce la necesidad de fijar las elecciones, todo se hace ilusorio, todo pasa a ser fantasía, resulta inútil montar un diálogo por el diálogo mismo, que termina siendo una anestesia general, adormecedora del vigor de las fuerzas democráticas", apuntó.

Por eso afirmó que "la dictadura no se va a ir por su voluntad" y "mientras tenga un resquicio de oxígeno seguirá respirando" por eso hay que "restarle oxígeno" incluso "con medidas económicas que le impongan las sanciones más drásticas". "Este no es un juego de marionetas, es una pulseada pura y dura con un grupo corrupto y autoritario que sabe bien que dejar el poder es ponerse la soga al cuello. Esa es la discusión real, la de la soga y el cuello", concluyó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)