FOTOGALERÌA

A dos pueblos en Rocha la comida llega en lancha

El intendente de Treinta y Tres cree que la emergencia agropecuaria debe abarcar más áreas del departamento.

Vista aérea de las inundaciones y las crecidas del río Cebollatí en Lascano. Foto: R. Figueredo.
Vista aérea de las inundaciones y las crecidas del río Cebollatí en Lascano. Foto: R. Figueredo.
Foto: Ricardo Figueredo.
Foto: Ricardo Figueredo.
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo
Río Cebollatí desbordado en Lascano. Foto: Ricardo Figueredo

Dos pueblos del norte de Rocha están aislados y a sus habitantes la comida les llega en lancha. Esta zona y el sur de Treinta y Tres atraviesan una gravísima emergencia social y económica. Mientras tanto, el gobierno salió a aclarar ayer que los US$ 12 millones comprometidos para arreglos en la caminería rural dañada por las lluvias se entregarán inmediatamente y se sumarán a los recursos que estaban asignados antes de las inundaciones. Salió al cruce así de los comentarios de los intendentes de Colonia, Carlos Moreira, San José, José Luis Falero y Florida, Carlos Enciso, que habían mostrado dudas respecto a si la asistencia sería extraordinaria y que habían mostrado disconformidad con los montos. El punto será tratado hoy en el Congreso nacional de intendentes.

Mientras tanto, el intendente de Treinta y Tres, Dardo Sánchez, se mostró muy preocupado por el fortísimo impacto a nivel laboral que tendrá la paralización de la cosecha arrocera y sorprendido porque la declaratoria de emergencia agropecuaria abarque solamente la séptima sección de su departamento. En Rocha ni siquiera han comenzado a evaluar el impacto económico debido a que la prioridad está en atender a los habitantes aislados de los pueblos de Cebollatí y Barrancas. El gobierno declaró la emergencia agropecuaria para el norte del departamento de Rocha y la séptima sección del departamento de Treinta y Tres pero reconoce que en prácticamente todo el país el agro tiene problemas, señaló el subsecretario de Ganadería, Enzo Benech. El viceminis- tro reconoció que la cosecha de soja ha sido muy baja. La emergencia permitirá que los productores accedan rápidamente a fondos para comprar alimentos para el ganado.

Después del Consejo de Ministros de ayer, el director de Planeamiento y Presupuesto, Álvaro García, dijo que se ha hecho una evaluación "profunda, seria" de lo que se necesita para las reparaciones más urgentes en materia de caminería rural para las que habrá fondos "suplementarios". Pero advirtió que "no alcanza con que estén los fondos disponibles", sino que debe haber "ejecución". En el mismo sentido, el ministro de Economía, Danilo Astori, dijo que los fondos anunciados "cubren adecuadamente" las necesidades de las comunas.

Treinta y Tres.

Prácticamente la totalidad de la séptima sección de Treinta y Tres, que tiene 9.000 hectáreas, está bajo agua. El pueblo de Enrique Martínez, de 1.200 habitantes, estuvo aislado hasta ayer. El intendente Dardo Sánchez dijo a El País que le sorprende que se haya declarado la emergencia agropecuaria solo en esa sección porque también es muy complicada la situación en la tercera sección, en la segunda y parte de la novena. Aunque en la séptima sección vive poca gente, (básicamente pequeños propietarios de establecimientos de 10 o 15 hectáreas) su situación es complicada y ya hace una semana que están sin energía eléctrica, contó el intendente. A Sánchez le preocupa mucho la cosecha de arroz porque cree que pueden estar en peligro 2.000 puestos de trabajo. Treinta y Tres es el departamento que individualmente concentra mayores extensiones con plantaciones de este cereal. Además, debe considerarse que la caminería del departamento está destrozada no solamente en las llanuras arroceras sino también en el oeste, en la zona de serranías, lo que dificultará el transporte del cereal, una vez cosechado. También están afectadas alrededor de 8.000 hectáreas de soja plantadas en el departamento, dijo Sánchez.

Mientras tanto, en Durazno un total de 176 manzanas en la capital departamental están afectadas por la crecida del río Yi, que a nueve días de producida, mantiene fuera de sus hogares a 1.500 familias registradas. Los damnificados son 5.153; 3.309 mayores y 1.844 menores. A estas cifras debe sumarse un importante número de autoevacuados, que llevan a que la totalidad de desplazados en Durazno llegue a 8.000. El Yi, que en el momento de mayor desborde —el viernes 22— llegó a un pico máximo de 11,81 metros, sigue descendiendo, y se ubica ahora en 9 metros sobre su nivel normal. Hasta mañana están previstas precipitaciones aisladas que en el este se extenderán hasta el jueves y se espera una importante caída de las temperaturas. Para el jueves se esperan mínimas de 2 grados.

Mientras tanto, los productores hortifrutícolas de Salto llevan 20 días sin entrar a sus chacras en aquellos sectores donde plantan a cielo abierto. Los 600 milímetros de agua caídos desde el 2 de abril hasta ahora arruinaron las cosechas de zanahoria, boniato, morrón, zapallito y están retrasando la plantación de cebolla y frutilla.

Independientemente de los perjuicios económicos que el clima ha provocado, desde la gremial de Productores del Norte se hace especial énfasis en que todavía es apresurado importar algunos productos de los que se encuentran afectados o "demorados" en su crecimiento porque el sobreprecio a pagar por los consumidores, en caso de que vengan del extranjero, va a ser superior para la población.

Las gremiales agrarias de San José señalaron en un comunicado que "nos preocupan los productores afectados, que perdieron en algunos casos la casi totalidad de su ganado así como reservas forrajeras, construcciones, apiarios, cultivos y caminería". (Producción: Víctor Rodríguez y Luis Pérez)

Forlán en Dolores.

El futbolista de Peñarol Diego Forlán, embajador de Unicef, estuvo ayer en Dolores visitando una escuela pública y repartiendo libros y juguetes. Forlán felicitó a los habitantes de Dolores en Soriano por los esfuerzos de reconstrucción. En esos trabajos está participando el exfutbolista Santiago Ostolaza, que fue campeón de la Copa Libertadores y del mundo con Nacional y que es oriundo de la ciudad de Dolores.

Una cosecha que pintaba bien, al final será mala.

Seguramente esta será una zafra arrocera decepcionante. Antes de que comenzaran las intensas lluvias se había cosechado hasta el 35% en el este del país, donde se concentra la mayor área del cereal. En determinado momento, en el norte de Lavalleja, Rocha y Treinta y Tres había por lo menos 8.000 hectáreas de arroz bajo agua, dijo el productor Pedro Queheille, de la zona de Cebollatí.

"Si la espiga queda más de cinco días bajo agua, el arroz sufre y hay una pérdida de calidad. También hay que ver si el tallo no se quebró. Pero todo lo que esté para cosechar se va a cosechar. Va a haber una pérdida de rendimiento que no está estimada y una reducción del área relativamente importante", dijo Queheille. "La expectativa es que la cosecha iba a ser muy buena. Lo que se cosechó permitía esperar 10.000 kilos por hectárea, lo que es mucho en cualquier parte del mundo. Creíamos que el rendimiento iba a poder compensar los bajos precios pero no vamos a tener ni precio ni rendimiento", señaló el productor. No hay incumplimientos de compromisos de exportación porque aún se estaba colocando arroz de la anterior zafra. En 2015 el arroz fue el sexto producto exportado por Uruguay.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)