EN RIVERA

A prisión hijo de dueño de campo donde cayeron 417 kilos de cannabis

El joven iba a recepcionar la droga que fue tirada en la propiedad desde una avioneta, pero su padre se percató de lo ocurrido y alertó a la Policía.

Un mal momento pasó el propietario del establecimiento en cuyo campo "llovió" marihuana el pasado domingo. Lejos estaba de suponer que al alertar a la Policía estaba dando el primer paso para que su hijo, un joven de 25 años, terminara siendo procesado por introducción de estupefacientes al país.

El joven iba a percibir US$ 20.000 por recoger la droga y entregársela a sus destinatarios. En total fueron 186 ladrillos, totalizando 417 kilos.

Pese a que en un comienzo el procedimiento estuvo a cargo de la Jefatura de Policía local, por disposición del Ministerio del Interior, el procedimiento pasó a la órbita de la Dirección General de Represión al Tráfico Ilícito de Drogas.

Además del remitido, están detenidas otras dos mujeres, que al igual que el procesado, carecen de antecedentes.

El avión sobrevolando a baja altura, desde el que arrojaron múltiples bultos llamó la atención al dueño del establecimiento ubicado en la colonia Aparicio Saravia, enclave conformado por los departamentos de Rivera; Artigas; Salto; Tacuarembó y al norte, Rincón de Artigas, territorio contestado donde Brasil asentó el pueblo Thomaz Albornoz.

Al mediodía del domingo, alertados por un productor rural de la colonia Aparicio Saravia, en Masoller, efectivos de la Seccional Tercera, se trasladaron al lugar donde incautaron unos cien paquetes con 400 kilos de marihuana.

Además de los efectivos de la comisaría de Tranqueras, que es la que tiene jurisdicción en el lugar, también viajaron a la zona funcionarios de Investigaciones; policía técnica y plantel de Perro.

En 2005 hubo un episodio de similares características. En aquella ocasión, la Policía Federal Brasileña terminó matando al piloto de la aeronave que había arrojado la droga a un campo.

El traficante pretendió eludir el cerco policial de los efectivos brasileños y fue herido de bala.

El hecho ocurrió en la periferia de la ciudad de Livramento, que limita con el departamento de Rivera.

En ese momento el hombre estaba abasteciendo de combustible a la aeronave cuando fue sorprendido por los uniformados.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)