HISTORIAS DETRÁS DE LA MEDICINA

Primo de Carlos Gardel dirigió el Hospital de Tacuarembó

El viernes 29 se cumplen 90 años del principal centro médico del interior.

PABLO MELGAR

El médico cirujano Clelio César Oliva nació en Tacuarembó en el año 1892. Su padre fue jefe político del departamento y su madre integró el grupo de mujeres que ayudó a fundar el primer hospital de caridad que tuvo la ciudad. Su tía por línea paterna era María Lelia Oliva, madre de Carlos Gardel, según indica el credo gardeliano uruguayo.

La tragedia y la muerte temprana emparentan aún más al médico y al cantor. En junio del año 1935 un accidente aéreo en Medellín (Colombia) se llevó la vida del Zorzal Criollo. Pocos meses después, en otra tragedia, moría el médico de Tacuarembó. Una mujer, que no era su esposa, disparó cinco veces sobre su pecho.

Una sombra de misterio cubre ambas muertes. Sobre el accidente aéreo se han tejido infinidad de versiones; sobre el crimen del médico también. Una de ellas indica que, al evaluar la escena, los policías encontraron tres copas de vino servidas. Nunca quedó claro para qué fueron puestas en ese lugar.

No hay un registro que confirme que Gardel y Oliva se hayan cruzado alguna vez durante sus cortas vidas. Sin embargo, los gardelianos de ley han comparado fotografías de la etapa juvenil de los primos hermanos y los ven muy parecidos. El médico llevaba algunos kilos más que el cantor y se vestía con menos glamour, pero sus rasgos eran similares.

La mitología gardeliana sostiene que el mayor cantor de tangos de la historia volvió una vez al pago que lo vio nacer. Se cree que podría haber estado en la zona recuperándose de una herida en una pierna, producida por un disparo que sufrió en Buenos Aires.

El actual director del Hospital de Tacuarembó, Ciro Ferreira, hurgó en los archivos del centro médico y no encontró datos que confirmaran la versión. Sin embargo, si es verdad que el cantor volvió herido a la ciudad, es probable que su primo lo haya atendido sin saber del parentesco ya que Gardel y su madre dejaron Tacuarembó cuando el cantor aún era niño.

Celebración.

El Hospital de Tacuarembó cumple 90 años el próximo viernes 29 y para festejarlo el doctor Antonio Turnes editó un libro contando gran parte de la historia del centro médico.

El trabajo de Turnes recoge el dato del parentesco entre Oliva y Gardel y recuerda que ambos descendían de Ramón Ortiz, uno de los 33 Orientales, que fue asistente personal del General Juan Antonio Lavalleja.

El libro cuenta que Oliva ocupó la dirección del hospital por un tiempo breve. Además, narra el proceso que llevó a la construcción del hospital y al importante esfuerzo de la sociedad local para su consolidación. Repasa asimismo las biografías de figuras emblemáticas de la historia de la medicina nacional que pasaron por el Hospital de Tacuarembó.

Entre ellos, el italiano José Pugnalin y Francisco Soca, médico de gran prestigio académico y legislador.

La crónica de Turnes subraya el "soporte social" que distingue al Hospital desde sus inicios formales en el año 1927 hasta nuestros días, con la responsabilidad de atender a unas 400.000 personas.

El director del centro médico, Ciro Ferreira, señaló a El País que la clave del éxito del centro asistencial público es que se ha practicado una "política de Estado" dentro del departamento, que ha trascendido los gobiernos, para asegurar la calidad de asistencia y llegar a ser una referencia nacional.

En sus salas funcionan áreas de alta tecnología médica. Entre ellos está el Centro Regional de Neurocirugía, el Centro Imagenológico con tomógrafo de alta definición, resonador magnético, angiógrafo y su Centro Oncológico con Hospital de Día y Radioterapia y otros servicios.

Es el pionero en el interior en desarrollo de la atención primaria de salud. Fue el primer hospital "amigo del niño". Promovió la lactancia materna, lo que, junto a su CTI de niños, permitió abatir, desde hace 20 años, la mortalidad infantil, y dejarla en el mínimo nacional.

Celebración con énfasis en historia del Hospital.

El próximo viernes, a la hora 16:00, se volverá a colocar la piedra fundamental del Hospital de Tacuarembó. La piedra original fue colocada en el año 1921, seis años antes de su fundación. La nueva estará en el patio, junto a la "Fuente de la Vida" y se pondrá en su interior el libro del Antonio Turnes, integrante de la Academia Nacional de Medicina, junto a otras publicaciones y artículos de actualidad. Actuarán bandas y conjuntos de baile que harán referencia a Carlos Gardel. En el acto se recordará a los primeros médicos y funcionarios que trabajaron en el Hospital de Tacuarembó, entre ellos el ex director, el doctor Clelio Oliva. La Organización Panamericana de la Salud (OPS) anunció que a través de su representante en Uruguay, entregará en el hall del Centro una plaqueta de reconocimiento al trabajo del hospital. Más tarde se descubrirá un pequeño museo histórico.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)