MALDONADO

Presos con parrilleros y antenas satelitales

El establecimiento carcelario Las Rosas, en Maldonado, habilitó la instalación de antenas de televisión satelitales para los presos, indicaron a El País fuentes policiales.

Los reclusos pueden contratar este tipo de servicios en su modalidad prepaga. El servicio de televisión satelital deberá ser pagado fuera del establecimiento carcelario. Para poder colocar la antena y el equipo receptor, los reclusos deberán presentar primero la factura correspondiente.

Esta decisión de la dirección del establecimiento se suma otra por la cual los internos fueron autorizados a contar con un parrillero popular como "medio tanque".

Estos implementos se agregan a otros electrodomésticos que los reclusos ya cuentan, como estufas, radios y hornos microondas.

Piscina.

En enero de este año hacia mucho calor. Y en el Comcar, una serie de módulos de cemento, el calor se siente aún más.

Por eso, los presos del Módulo III aprovecharon una piscina que se colocó para los hijos de internos el 6 de enero y se dieron un gran chapuzón. Por lo menos disfrutaron de la piscina durante 12 días.

En las redes sociales se apreciaban las fotos que los reclusos enviaban a sus familiares mientras pataleaban en las aguas limpias de la piscina. Se trataba de un beneficio absolutamente inédito en la historia del Comcar, una cárcel de 3.400 reclusos.

El 29 de enero de este año, fuentes penitenciarias expresaron a El País que los presos del Módulo III son considerados como "muy tranquilos".

"El tres es un módulo de progresividad. Conviven presos primarios con otros (homicidas, rapiñeros y ladrones) que mostraron una buena conducta y deseos de rehabilitarse durante su estadía dentro del sistema", explicó la fuente en aquella oportunidad.

Las autoridades penitenciarias señalaron que la piscina era para los niños porque "ellos no están presos y tienen derecho a divertirse cuando visitan a sus padres".

Luego que los presos colgaron las fotos en las redes sociales, los jerarcas del Comcar de aquel momento decidieron retirar la piscina y los sancionaron por abusar de su confianza.

"Fueron trasladados a módulos más cerrados que estaban en ese momento", agregó la fuente.

El próximo año, los niños hijos de presos no tendrán una piscina el 6 de enero.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)