Abdala propuso otro paro pero no tuvo éxito

PIT le da una tregua a Vázquez

En momentos en que el presidente de la República, Tabaré Vázquez, tiene un bajo índice de aprobación (entre 30% y 40%) y lanza el "Diálogo Social" con críticas a quienes "gritando" quieren definir la agenda del gobierno, el Pit-Cnt decidió darle una tregua. El Secretariado de la central, a menos de una semana de haber concretado el sexto paro general desde que asumió Vázquez, descartó la realización de un nuevo paro parcial con movilización antes de fin de año, medida que propuso su secretario general, el comunista Marcelo Abdala.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Foto: Ariel Colmegna.

En el Secretariado Ejecutivo de la central del martes, Abdala hizo la propuesta, que si bien no llegó a votarse y volverá a ser discutida, no fue bien recibida.

Fernando Pereira, presidente de la central, dijo a El País que habló en la sesión de la necesidad de preservar y no desgastar la "útil" herramienta del paro y reconoció que la propuesta de Abdala no tuvo "mayor andamiento". Pereira señaló también que el asunto quedó "inconcluso" pero considera que en este momento la prioridad debe ser el cierre de la ronda de Consejos de Salarios en curso y preparar la del año próximo, además del impulso a proyectos de ley que la central considera relevantes como la de la creación de un fondo de "insolvencia patronal" y la de trabajo para personas discapacitadas.

La sesión del Secretariado debió levantarse porque los sindicalistas debían concurrir a un acto en el Palacio Legislativo de conmemoración de la aprobación de la ley que instauró la jornada laboral de 8 horas. De todas formas, otros sindicalistas señalaron que después de un año conflictivo hay sindicatos con un cierto "desgaste" como los de la educación y la salud que, además, en este último caso lograron cerrar sus convenios laborales. En los integrantes del Secretariado quedó la impresión de que es muy difícil que la idea de Abdala prospere. No la acompaña la agrupación "Articulación", que integra Pereira, pero tampoco la Federación Uruguaya de la Salud que conduce el comunista, Jorge Bermúdez, ni la lista 41, alineada con el ex vicepresidente de la central, José Lorenzo López. No estuvo en la reunión Daniel Diverio, integrante del Secretariado por el Sindicato Único de la Construcción (Sunca, también comunista).

De esta forma, el Pit-Cnt parece querer comenzar a cerrar el año acotando los niveles de conflictividad tras un año complejo. En lo que va de 2015 hubo seis paros generales, uno de 24 horas, después de 8 años sin que se aplicara la medida.

Se generaron casi 13 conflictos mensuales con medidas de paro. Los 127 conflictos llevaron a la pérdida de 1,47 millones de jornadas de trabajo. La central sindical valora como logros la flexibilización de las pautas de negociación salarial del Poder Ejecutivo, la aprobación de la ley de trabajo nocturno, la instalación de un ámbito tripartito de negociación laboral en todas las intendencias (se instalará hoy formalmente) y el retiro de las negociaciones del acuerdo mundial de liberalización de servicios (Tisa), detalló Pereira.

Vázquez enérgico.

En este marco y mientras las encuestas de opinión dan un bajo nivel de aprobación a su gestión, Vázquez pareció querer pasar a la ofensiva ayer al lanzar el "diálogo social" en el auditorio del Sodre. El mensaje a los grupos de presión fue claro: "Si alguien cree que gritando, empujando o metiendo temas por la banderola va a resolver su presente o determinar el futuro a su manera o su conveniencia, lamento decirle que se equivoca; aquí vamos a trabajar todos juntos en unidad y en tolerancia". Pereira, el presidente del Pit-Cnt, dijo, por su parte, que la central "no se siente aludida", por los comentarios de Vázquez.

El mandatario también restó importancia a las encuestas sobre la baja aprobación de su gestión. "No soy politólogo ni analista pero tengo razones para afirmar que el gobierno que presido no se conduce con manuales ni en función de encuestas que, dicho sea de paso, a veces aciertan lindo y a veces se equivocan feo y muy feo", lanzó. El comentario generó el aplauso de la primera fila del Auditorio Adela Reta en la que se encontraban sentados los ministros.

"Este gobierno se maneja con valores, principios y compromisos que son legado de nuestros próceres, y con este entramado complejo y fértil que es la sociedad, porque creemos en ella y, a diferencia de otros que solo la invocan, nosotros la convocamos a participar de la democracia y de la permanente construcción del país", afirmó. "Vamos a trabajar con unidad, tolerancia y sentido democrático. El todos nos une por encima de todo", se comprometió el presidente.

"Sabemos quiénes somos, sabemos de dónde venimos y sabemos hacia donde nos dirigimos. Confiamos en todos los uruguayos y en el país", insistió el mandatario.

Conflictos.

El mayor conflicto que enfrenta el gobierno es con los cirujanos y anestesistas, que proyectan un paro de cinco días que afectará unas mil operaciones. Ernesto Murro, ministro de Trabajo, dijo que el paro anunciado para la próxima semana por el Sindicato Anestésico-Quirúrgico (SAQ) es "exagerado" y supone "un riesgo", por lo que advirtió que el gobierno "no tiene temor en aplicar medidas importantes".

"Para el gobierno, es absolutamente inexplicable e inentendible que podamos tener una situación riesgosa para la población donde se demoren cientos de operaciones porque hay un grupo de médicos organizados que discutan organismos de representatividad con el sindicato más representativo que es el Sindicato Médico del Uruguay (SMU)", dijo Murro. "La propuesta del gobierno apunta a darle (al SAQ) la participación que entendemos que de acuerdo a la normativa, pero de ninguna manera es aceptable que se ponga a la población de rehén", dijo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)