Amado apunta a Batlle y Sanguinetti como responsables de la crisis partidaria

Pase de factura entre los colorados

En el ya prolongado intercambio de reproches dentro del Partido Colorado como consecuencia de los malos resultados electorales, ayer el diputado Fernando Amado recobró protagonismo y generó críticas por sus duros comentarios sobre la situación del partido.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Seguramente vienen tiempos de agitado debate en el Partido Colorado. Foto: L. Carreño

Y algunos dirigentes comienzan a sugerir que una posible solución para revertir el muy mal momento de la histórica colectividad podría ser llevar el experimento del Partido de la Concertación a todo el país.

Amado pateó el avispero cuando en una carta que envió a La Diaria sostuvo que "debemos recordar el 10 de mayo de 2015 como una fecha importante en la historia de nuestro Partido Colorado" porque "una larga agonía llega a su fin". "Termina la penitencia que la sociedad nos ha impuesto. Tocamos fondo, y yo diría: ¡¡por fin!!".

Amado consideró que "en el escenario anterior surgió un fugaz intento de renovación: Pedro Bordaberry, que no logró sobreponerse a las fuertes y extemporáneas influencias de los ex presidentes (Julio María Sanguinetti y Jorge Batlle) empeñados en sus imaginarias batallas". Para Amado, "la Concertación es el último eslabón de esa larga cadena de intentos fallido" (...), un fracaso total que intentó ver de nuevo el escenario en términos de revancha".

Fue el propio diputado suplente de Amado, Gustavo Osta, un hombre muy cercano al ex presidente Sanguinetti, quien le replicó muy duramente. Osta recordó a El País que Amado fue secretario general del Partido Colorado en Montevideo y "mano derecha" del senador Pedro Bordaberry. "Él fracasó como secretario general y ahora aparece deslindándose, él también es responsable. Los ex presidentes ganaron tres elecciones y ahora quiere proscribirlos. Cree que el Partido Colorado es un cuartel. Es una actitud infantil y soberbia la de creer que la culpa es de los demás", dijo Osta.

Pero Osta fue incluso más allá en su cuestionamiento. "Es muy duro con sus compañeros colorados y muy complaciente con el Frente Amplio. Los del Frente Amplio lo miran fijo y tiembla. Amado quiere que nos callemos y que no hablemos de que existen los gobiernos de Cuba y Venezuela. No tenemos complejos y nos oponemos a cualquier dictadura", enfatizó.

Osta reivindicó la Concertación. "La Concertación nació desde abajo y Amado pretende matarla desde arriba", criticó. Para Osta, si la Concertación se extendiera a todo el país mejorarían mucho las posibilidades coloradas y se hubiera ganado en todo el Litoral. Además cree que su partido todavía paga las consecuencias de haber lidiado con la crisis de 2002 y necesita sumar "lo cual no es dividir, ni proscribir y Amado cree que se crece restando".

El diputado Ope Pasquet, por su parte, valoró que "la Concertación que se da por la vía de los hechos nos está matando, nos perjudica y debilita" en alusión a que muchos votantes colorados optaron por candidatos blancos en el interior. A su juicio, lo que se debe hacer es extender la experiencia montevideana de la Concertación a todo el país "porque en 16 departamentos la ecuación no fue beneficiosa para el Partido Colorado y solamente lo fue en dos" (en referencia a Salto y Rivera donde muchos nacionalista votaron a Germán Coutinho y Marne Osorio).

Pasquet considera que "los resultados fueron realmente adversos, pero no sorpresivos porque sabíamos que era muy difícil".

El diputado dijo que Coutinho "hizo una campaña espectacular e incluso aumentó" sus votos y valoró a Ricardo Rachetti, el candidato de Montevideo, aunque reconoció que fue un postulante "de emergencia" que "tenía mil motivos" para rechazar presentarse y merece un agradecimiento.

APUNTÓ A BORDABERRY


Batlle se mete en la discusión


El expresidente Jorge Batlle pareció apuntar al senador Pedro Bordaberry cuando sostuvo que la crisis del Partido Colorado no se inició "en esta elección departamental sino que es una crisis de conducción" y aseguró que "si hubiera Concertación en todo el país, hubiera sido mayoría en casi todos los departamentos". El futuro colorado, dijo a radio Montecarlo, "está en nuevos valores en todo el país que serán los próximos dirigentes".

El propio Bordaberry, quien ha dicho que no se volverá a postular a la presidencia, parece estar admitiendo eso mismo y escribió en Twitter: "llegó el momento de dar paso a las nuevas figuras y generaciones, que es lo que haremos; apoyándolas y apoyando al Partido pero desde otro lugar". Pidió "ayudar al Partido y a los que asumirán sus responsabilidades, desafíos y sueños, con fuerza y generosidad; es el momento de ella". Tanto Batlle como el senador Germán Cardoso consideran a Edgardo Novick, el candidato del Partido de la Concertación mejor votado en Montevideo, como integrante del Partido Colorado y dijeron que le darían la bienvenida a la colectividad.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)