COOPERATIVAS DEL TRANSPORTE COLECTIVO

Los ómnibus de Coetc y UCOT copan el Centro

Hasta las 16:00 habrá paro con asamblea ante la IMM.

Concentración de ASCOT frente a la explanada de la IMM. Foto: Fernando Ponzetto.
Concentración de ASCOT frente a la explanada de la IMM. Foto: Fernando Ponzetto.

Por la movilización que harán hoy los trabajadores de las cooperativas del transporte colectivo, el tránsito se verá afectado principalmente en la zona céntrica.

Después de cumplir con su última salida a la hora 8:29, cada una de las líneas urbanas y suburbanas de Coetc y UCOT pararán el servicio, dirigiéndose desde la terminal en que se encuentren hacia la explanada de la Intendencia de Montevideo, en donde a las 11:00 horas se desarrollará una asamblea que podría extenderse hasta las 13:00 o 13:30.

A partir de entonces y continuando el paro con movilizaciones, los coches marcharán a bocinazo limpio, en manifestación por 18 de Julio y la Ciudad Vieja principalmente, aunque ayer no estaba descartado un circuito más amplio, que abarcara, por ejemplo, la Avenida 8 de Octubre.

A las 15:00 o 16:00 se dará el reintegro al trabajo, de acuerdo a la propuesta de la mesa de la Asociación Sindical de Cooperativistas y Obreros del Transporte (Ascot).

Las motivaciones del paro no son pocas pero la prioritaria es la demanda de reintegro a la actividad laboral de los 21 trabajadores de la ex Raincoop que aún no han sido reubicados en otras empresas.

El dirigente de Ascot Miguel Marrero dijo a El País que también genera conflicto y se rechaza la forma en que la Intendencia quiere llevar adelante la reestructura del transporte, "dejando afuera a 1.800 trabajadores. Eso es un disparate, hay que negociar de otra manera, con otros tiempos, tiene que ser algo acordado y gradual".

Los sindicalistas están dispuestos a que durante un período determinado no sean sustituidos los trabajadores que se retiran, por jubilarse o cambiar de empleo. "Pero de ninguna manera se acepta que las empresas ofrezcan dinero para comprar las partes (de los ómnibus) o para despidos incentivados; eso nos parece una barbaridad", afirmó Marrero.

Entre esos 1.800 trabajadores (un 27% del total ocupado en el sistema de transporte) hay muchos que son guardas pero también administrativos o mecánicos e inspectores.

La IMM puso un tope al subsidio del boleto: el 4% del presupuesto, más de $ 700 millones. Pero Ascot sostiene que con los recortes de horas de trabajo de las empresas, la Intendencia ya descontó 2,5% del subsidio. Y por eso las empresas ya quieren pasar más líneas al sistema de micros, con conductor-cobrador.

"La Intendencia debe aceptar otras propuestas. Como alternativa, seguimos insistiendo en el fideicomiso de la nafta para bajar el precio del boleto y priorizar el transporte colectivo, pero ni siquiera están dispuestos a discutirlo. No hay un diálogo real", dijo Marrero.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)