Nueva disposición

Nadie está obligado a entregar la cédula

La cédula de identidad biométrica, que se comenzó a expedir en mayo de 2015, tiene la firma electrónica y los datos filiatorios. Hoy es muy común que para el ingreso a una oficina pública se requiera ese documento y se lo retenga hasta que la persona abandone el edificio.

Desde ayer viernes 1° de enero, como en el nuevo documento contiene datos biométricos, nadie podrá retenerlo, según una disposición del nuevo Presupuesto. Alcanzará con exhibirlo pero la ley autoriza a no entregarlo a nadie. "En ningún caso la cédula de identidad podrá serle retenida a su titular, a excepción de aquellos procedimientos policiales en los que surjan motivos suficientes para dudar de su validez", dice la norma.

El chip sin contacto en la cédula tiene los datos filiatorios, como por ejemplo el lugar de nacimiento, el sexo y la huella digital. El chip con contacto tiene la firma digital avanzada. Lo que se busca con este nuevo documento, en el marco del desarrollo del gobierno electrónico, es posibilitar la realización de trámites electrónicos, pero bajo el concepto de fe pública, es decir que al hacer el trámite exista la seguridad de que se trata de la persona que se dice ser.

Por otra parte, desde el 1° de enero la vigencia del pasaporte se extiende de 5 a 10 años. Este trámite será más cómodo y menos costoso para la ciudadanía en su conjunto.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)