SAN PABLO

Mujica aconseja a Brasil pedirle "a los chinos" la receta para gobernar el país

"Éste es un país continental, habría que pedirle la receta a los chinos para ver cómo hacen, porque no tengo respuesta", dijo el expresidente uruguayo sobre cómo gobernar un país con tantos partidos representados en el Congreso.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
José Mujica. Foto: EFE

El expresidente José Mujica dijo el viernes en San Pablo que veía difícil gobernar un país como Brasil con tantos partidos representados en el Congreso y aconsejó al gigante sudamericano pedirle "la receta a los chinos".

"Éste es un país continental, habría que pedirle la receta a los chinos para ver cómo hacen, porque no tengo respuesta", dijo en una ponencia sobre democracia y ética en la Fundación Escuela de Sociología y Política de la capital económica de Brasil.

En la última década, Brasil se vio confrontando dos crisis político-judiciales que cuestionaron el funcionamiento de sus instituciones.

La primera de ellas -el 'mensalao'- estuvo relacionada a mediados de la década pasada con la compra de apoyos políticos en el Congreso por parte del Partido de los Trabajadores (PT, izquierda), entonces en el poder.

La segunda -el 'petrolao' revelado por la Operación Lava Jato- se desencadenó en 2014 al revelarse la existencia de una red de sobornos pagados por constructoras a políticos y partidos para ganar licitaciones en la estatal Petrobras.

Esta investigación ya llevó a la cárcel o tiene contra las cuerdas a numerosos empresarios y políticos de primer plano, de prácticamente todos los partidos.

Entre los acusados, figura el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2010), junto a quien comparecerá Mujica el viernes por la noche en un acto del PT.

Los brasileños "tienen un problema básico que no sé cómo resolverán, no creo que se pueda gobernar con treinta partidos, no puede haber treinta proyectos de país, puede haber cuatro o cinco, pero no treinta", expresó Mujica, que gobernó Uruguay de 2010 a 2015.

"Para cualquier gobierno brasileño, esto es una inestabilidad crónica", acotó.

"A veces a uno le da la impresión que el Parlamento brasileño es una bolsa de comercio", prosiguió el popular dirigente, que este mes cumplirá 82 años.

Un modelo sin duda diferente del de China, donde el Partido Comunista gobierna desde 1949 sin oposición política legal. Su historia estuvo jalonada de convulsiones políticas con millares de víctimas y de represiones violentas a protestas, aunque en las últimas décadas su despegue económico fascinó al mundo.

Según Mujica, conocido por su modo de vida austero y su hablar franco, Brasil necesita revitalizar su política y para ello sus dirigentes populares deben "vivir como su pueblo" y "no dejarse engatusar cuando les sirven la mesa".

Esos líderes, además, deben saber negociar "sin traicionar", para evitar que el país entre en una espiral de confrontación.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)