Envían planillas a los centros de salud para controlar

MSP vigilará a los cirujanos que paren durante cinco días

El ministro de Salud Pública, Jorge Basso, advirtió que seguirá de cerca el paro que llevará adelante durante cinco días el Sindicato Anestésico Quirúrgico (SAQ), "para que no se afecte la atención de los usuarios" durante la medida gremial.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Se estipula que al menos 1000 operaciones sean postergadas durante el conflictos.

"Estas medidas tienen no sólo que garantizar las operaciones de urgencia, emergencia y aquellas que afectan a pacientes oncológicos, sino también realizar las coordinaciones y sus correspondientes comunicaciones con los usuarios con el tiempo suficiente como para que su expectativa ante una próxima intervención se realice de acuerdo a las indicaciones de su médico tratante", indica un mail firmado por Basso que fue enviado a todas las instituciones de la salud (públicas y privadas).

El ministro también resaltó que en los próximos días les hará llegar planillados a todos los centros asistenciales para que sean llenados por cada institución, lo que permitirá realizar un estricto seguimiento de las actividades realizadas por los especialistas.

Sorpresa.

Según informó a El País Neder Bayhaut, integrante del SAQ, "es la primera vez que durante un paro el Ministerio de Salud Pública manda un planillado para controlar lo que estamos haciendo".

Consultado sobre la posibilidad de que el gobierno decrete la esencialidad de los servicios, el sindicalista aseguró que "si la imponen, nosotros podemos evaluar una renuncia masiva, como la vez pasada, en el año 92, y ahí veremos".

Bayhaut también informó a El País que el Ministerio de Salud Pública está "preparando derivaciones de pacientes desde Salud Pública al Hospital Militar. Sin embargo, la mayoría de los anestesistas del Hospital Militar en este momento no funcionarios, son contratados, lo que quiere decir que también van a parar", y enfatizó que "los que hacen el paro no son las instituciones, sino los médicos".

"MUY GRAVE".

El ministro de Trabajo, Ernesto Murro, también se hizo eco del paro que resolvió el SAQ del 23 al 27 de noviembre. "Lamento las medidas de paro que han tomado los funcionarios", dijo el ministro, quien agregó que es "muy grave para el país", además de que es "peligrosa para la población" esta situación planteada por los gremialistas.

Interna.

El sindicato de anestesistas y quirúrgicos dejó al descubierto la guerra que lleva adelante con el Sindicato Médico del Uruguay (SMU).

Durante la asamblea de los profesionales, que se llevó a cabo el jueves por la noche, varios oradores propusieron mandatar que los miembros de la SAQ se desafilien del SMU, "porque no nos representan en absolutamente nada, son unos alcahuetes del gobierno y unos amarillistas", indicó a los gritos uno de los médicos.

Si bien la propuesta ya había sido tratada anteriormente en otras asambleas, incluso votada para que sea llevada a cabo, nunca se pudo concretar.

"Es un mal momento para expedirnos sobre esto compañeros, políticamente no nos sirve, quedamos mal parados", decía uno de los participantes de la asamblea. Luego de varias idas y vueltas, finalmente se decidió tratar este tema en una próxima reunión del sindicato anestesista quirúrgico.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)