Hubo reunión de autoridades y laboratorio; afirman que es un tema legal

MSP hace gestiones en Estados Unidos por el niño con cáncer

El Ministerio de Salud Pública (MSP) y el Laboratorio Roche se reunieron ayer para analizar la situación de Agustín Cal (10), el niño uruguayo que afronta un tumor cerebral y encontró en Estados Unidos un tratamiento que frenó el avance de la enfermedad.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Hace ocho meses está en EE.UU., donde inició un tratamiento que le está dando resultados.

En Uruguay nadie cubre los costos de la medicación de Agustín, tal como publicó el miércoles El País, y sus padres recurrieron incluso al presidente de la República, Tabaré Vázquez, a través de una carta.

El ministro de Salud Pública, Jorge Basso, reconoció ayer a legisladores de la oposición que pedirán un informe médico a Estados Unidos y que, en caso de comprobar que la medicación es la que Agustín necesita y su médico en ese país avala la continuidad de su tratamiento en Uruguay, se le otorgará.

"No es un tema de plata, es un tema legal", explicó a El País una fuente sanitaria.

Es que el fármaco está autorizado por el MSP para cáncer de mama y tumores gástricos, no de cerebro.

"No hay pruebas de la medicación en el tipo de tumor que tiene Agustín. El ministerio debe de tener ciertas garantías. Lo mismo le ocurre al laboratorio que con los medicamentos deben hacer estudios clínicos, que son los que demuestra si es eficaz o no, si tiene alguna contraindicación", agregó.

El oncólogo de Agustín en Uruguay, Ney Castillo, que sigue virtualmente la evolución del pequeño, reconoció que no es un tratamiento convencional pero afirmó que está dando resultado. "Está objetivado por resonancia magnética y está respondiendo. Eso es lo importante", aseguró a El País.

Judicial.

Más allá de las gestiones que iniciaron ayer el MSP y el laboratorio, el caso de Agustín está en la Justicia. El pasado viernes 14 de agosto fue la primera audiencia y el resultado fue positivo pero el MSP apeló. La defensa de la familia contestó y ahora esperan el fallo de segunda instancia, el que será inamovible.

"La familia tiene un fallo judicial a favor. El ministerio apeló, si eso no hubiese pasado esto ya estaría resuelto, pero soy optimista que el nuevo fallo, que debería ser la semana próxima, será favorable", afirmó el oncólogo.

Natalia Benquet, madre de Agustín, dijo a El País desde Columbus, en Estados Unidos, donde está instalada la familia desde hace ocho meses, que evitaron llevar el tema a la Justicia porque "no estaban con la cabeza como para enfrentar un juicio".

"Nosotros hemos buscado hasta debajo de las piedras y lo vamos a seguir haciendo. De hecho le escribimos al presidente totalmente incrédulos. Acá en una primera instancia nos negaron la medicación pero después de gestiones de la doctora nos la dieron totalmente gratuita. Y pensamos que alguien con poder y médico podía hacer lo mismo en Uruguay, por eso le escribimos a Vázquez mucho antes del recurso de amparo", relató Natalia.

El diputado del Partido Nacional, Martín Lema, fue críti-co con el gobierno y aseguró a El País que el MSP actúa con "indiferencia y desigualdad". Lema insiste en que el MSP ha hecho excepciones.

"Está actuando con indiferencia porque se le acredita que el niño ha mejorado con ese tratamiento y a pesar de eso la respuesta de las autoridades ha sido mirar para el costado", dijo.

Natalia, que lucha desde hace tres años con la enfermedad de su hijo, no pierde las esperanzas. "Espero que de todo esto salga algo positivo".

En EE.UU., Agustín empezó la escuela.


Después de ocho meses de una vida centrada en el hospital, Agustín Cal (10), empezó el miércoles la escuela en Columbus, Ciudad en Ohio. "Él está muy bien con esta medicación y le buscamos la vuelta para que pudiera ingresar y tener unas horas de vida normal. Él va chocho, está contento", contó a El País, Natalia Benquet, madre de Agustín.

El idioma no es un impedimento para compartir recreos e incluso seguir la clase. "Él es muy exigente consigo mismo pero nosotros le decimos que no se preocupe. Hay tres que hablan español y la va llevando bien", afirmó.

En tres años el niño fue operado cuatro veces, le aplicaron quimioterapia y radiocirugía en Chile. "Agus ha sido ratón de laboratorio, ha sido un niño fuerte que al probar, entregarse y confiar ha obtenido grandes logros".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)