En el FA no ocultaron su malestar, pero la mayoría calló

Moreira reaccionó triste e indignada con Mujica

Tristeza. Indignación. Ensañamiento. Comentarios infelices. Con estas palabras reaccionó ayer la senadora Constanza Moreira a las ácidas críticas que le lanzó el expresidente José Mujica en el libro Una Oveja negra al poder, de los periodistas Andrés Danza y Ernesto Tulbovitz.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El expresidente Mujica en la presentación del libro en Buenos Aires. Foto: AFP

Pero fue la única que se atrevió a responderle en esos términos. Es que en tiempos electorales se considera políticamente incorrecto agitar las divisiones internas.

Así como en la campaña de 2009 el libro Pepe Coloquios del periodista Alfredo Garcíadejó perplejos a los que no conocían el verdadero pensamiento de Mujica sobre la dirección de su partido, hoy esta nueva publicación va por el mismo camino. Entonces el presidente Tabaré Vázquez dijo de Mujica: "Hace declaraciones personales, algunas de las cuales están dentro del programa del FA y otras que no. De estas últimas hay algunas que comparto y otras que no comparto, sobre todo aquellas criticando a todo y a todos, a veces con una actitud pontifical y en un terreno filosofal, quedando preso de muchas de estas expresiones. Algunas de ellas son simplemente estupideces que yo no comparto".

Ayer varias de las primeras figuras del FA consultadas por El País no ocultaron su malestar con Mujica, pero nadie quiso responderle. "¿Habló de mí?". "¿Nos dedicó algún capítulo a los socialistas?", preguntaron algunos en el oficialismo.

En el grupo del ministro Danilo Astori fue donde peor cayeron las declaraciones de Mujica. "Pobre Danilo. Le falta sex appeal. Siempre está por ser presidente y va a seguir ahí porque no tiene picardía, le falta maldad. Danilo no tiene eso, es meramente racional y no llega al corazón de la gente", aseguró Mujica.

El principal operador político del Frente Líber Seregni, Esteban Valenti, dijo a El País que prefería no hacer comentarios sin leer el libro. En Facebook adelantó que escribirá sobre el tema "con tiempo", pero agregó que "si todos opinaran de otros compañeros sin límite, no existiría el Frente Amplio, ni la unidad de la izquierda".

"Todos tenemos opiniones duras y críticas, pero hay que saber manejarlas. Dejamos de idolatrar a nuestros dirigentes hace tiempo, nos hemos hecho más laicos, pero eso no quiere decir que todo está permitido. Un comentario que me sale del alma...", escribió Valenti.

Pero no solo con Astori fue lapidario Mujica. Sobre la senadora Constanza Moreira y el exsenador Alberto Couriel dijo que obtuvieron sus bancas "de garrón", y los acusó de no hacer los aportes económicos al Espacio 609 por el que fueron electos senadores.

"Sorpresa, tristeza e indignación. Su ensañamiento con los propios no le hace bien a nadie, tampoco a él. Alberto Couriel y yo defendimos a Mujica no solo en estos 5 años sino muchos antes comprometiéndonos con él en la gesta que lo llevó a la Presidencia de la República. En un país que le cuesta la memoria, hace bien practicarla", escribió ayer Moreira en las redes sociales.

"Sorpresa, tristeza e indignación ante las falacias e injusticias sobre nuestros aportes comprometidos como legisladores del Espacio 609 en el período 2010-2015", afirmó.

"Sorpresa, tristeza e indignación porque tan injustas y erróneas afirmaciones provienen de donde más duele: el prójimo, el compañero", añadió Moreira.

Couriel también dejó entrever su malestar con Mujica. "Lo único que puede decir es que al inicio de la legislatura el MPP fijó que teníamos que pagar el Fondo Raúl Sendic y lo pagamos con Constanza, los cinco años se nos descontaba de nuestro sueldo. Así que está mal informado el amigo. Según lo que dice Mujica tengo 25 años de garronero. Y cuando hice interpelaciones eran de garrón también", ironizó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)