EN SALTO

Mató a su padre con golpes en la cabeza

Las investigaciones policiales para esclarecer la muerte de un hombre de 53 años ocurrida en la madrugada del lunes en una humilde vivienda del barrio Salto Nuevo, determinaron que el responsable del brutal crimen fue el único hijo de la víctima, un joven de 22 años que vive en situación de calle y es adicto a la pasta base.

El hecho que terminó con la vida de Víctor Ravelli Proenza, quedó al descubierto sobre el mediodía del pasado lunes cuando un vecino halló el cuerpo del hombre en medio de un charco de sangre y con varios golpes en su cráneo, a los fondos de la precaria vivienda de la calle Valentín a la altura del 400.

De las averiguaciones realizadas por la Dirección de Investigaciones y del Comando de Jefatura, los datos aportados por conocidos de la víctima que trabajaba como peón zafral de la naranja, llevaron a interrogar a su hijo, quien durante el fin de semana fue visto ingresar a la casa.

El joven, sin ningún tipo de remordimiento, se adjudicó la responsabilidad de la muerte de su padre, indicando que utilizó un trozo de hierro para golpearlo. La jueza Victoria Abraham procesó con prisión al joven por un delito de homicidio especialmente agravado.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)