Uruguayo protagoniza escándalo en Europa

Magnate uruguayo fue a prisión y sin fianza

Justicia española lo acusa de liderar “organización criminal”

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Ernesto Colman. Foto: Google

La Justicia española envió a prisión ayer, sin posibilidad del pago de una fianza, al magnate uruguayo Ernesto Colman, fundador del imperio de clínicas odontológicas de bajo costo Vitaldent.

Según el diario español El Mundo, la decisión se tomó a instancias del pedido del fiscal anticorrupción. Junto al uruguayo fueron remitidos los principales responsables de lo que se considera un "fraude multimillonario" destapado por la Policía.

Diez de los trece detenidos por la Policía Nacional en la operación "Topolino" contra el blanqueo de capitales y delitos contra la Hacienda Pública, declaraban ayer en el Juzgado de Instrucción número 2 de Majadahonda (Madrid), por lo que se aguardan nuevas derivaciones de este caso que impactó fuertemente en Europa.

Colman trabaja junto a algunos de sus hermanos, también uruguayos, y es poseedor de una de las mayores fortunas de España. La revista norteamericana Time llegó a llamarle "McDentist" en referencia a la popular cadena de hamburguesas que, como Vitaldent, realiza su negocio en régimen de franquicia.

Nacido en Montevideo en 1961, Colman es la cabeza de un grupo que administra más de 450 centros Vitaldent. En 2009, la revista Forbes le adjudicó una fortuna de entre 600 y 550 millones de euros.

Es un apasionado de las competiciones de carruajes y en esta disciplina ha representado a Uruguay en los Juegos Ecuestres Mundiales y en numerosas pruebas puntuables para Copa del Mundo. Como el Windsor Royal Horse Show, celebrado en Gran Bretaña en mayo pasado, donde quedó séptimo y recibió su premio de manos del duque de Edimburgo.

Incautaciones.

En el marco de la operación, la Policía se ha incautado de un avión, decenas de coches y varios de ellos de alta gama, informó Europa Press.

Según estas investigaciones, los arrestados formaban parte de un grupo organizado creado dentro de la estructura empresarial, diseñado para eludir el pago de impuestos a la Hacienda Pública. La Fiscalía, en un comunicado emitido el martes, habla incluso de "organización criminal" dirigida por el dueño de Vitaldent, Ernesto Colman. El procedimiento que seguía la trama era desviar el dinero que recibían en metálico fuera de España, concretamente a Suiza y Luxemburgo. Luego ese dinero se reinvertía de nuevo en España. Se hacían con artículos de lujo, o creaban nuevos negocios, según los investigadores.

El Mundo también informó que la Policía se incautó de 1.200.000 euros en efectivo en los registros practicados en la operación contra la cúpula de la cadena de clínicas odontológicas. Fuentes de la investigación informaron al periódico que además de esta cantidad en efectivo, los agentes intervinieron numerosos relojes de lujo.

La Policía también ha bloqueado los saldos de las personas físicas y jurídicas investigadas, repartidos en 25 entidades bancarias, así como los activos financieros de dos Sociedades de Inversión de Capital Variable (Sicav) por importe de 5 millones de euros.

La Justicia también decretó la prohibición de disponer de 124 fincas urbanas repartidas por toda España y de 103 rústicas, así como de los coches intervenidos, de una aeronave valorada en un millón de euros y caballos hallados en una finca en Villacastín (Segovia). Los caballos siempre fueron una pasión de Ernesto Colman.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)