Ayer testificó el ministro de Defensa, Fernández Huidobro

El lunes declarará el "otro traidor" del MLN: Píriz Budes

La causa que se inició en 2011 por 28 mujeres torturadas en dictadura y que tiene como centro desde el pasado domingo a Héctor Amodio Pérez, incorporó ayer la declaración del ministro de Defensa, Eleuterio Fernández Huidobro, un histórico del Movimiento de Liberación Nacional-Tupamaros (MLN-T).

La jueza Julia Staricco y la fiscal Stella Llorente se trasladaron sobre el mediodía al Ministerio de Defensa para tomarle declaración al secretario de Estado. Duró poco más de una hora y participó el abogado de Amodio. Sin embargo, la defensa patrocinante del caso no fue notificada.

Una vez que Staricco y Llorente volvieron al juzgado, a primera hora de la tarde, se le tomó declaración al escritor, dramaturgo y exdirector de Cultura de la Intendencia de Montevideo, Mauricio Rosencof, otro histórico del MLN-T, que según dijeron fuentes que participaron de la audiencia, repitió, más o menos, lo mismo que los anteriores testigos.

El testimonio del periodista y exguerrillero tupamaro Samuel Blixen volvió a suspenderse para el lunes, cuando además declarará Mario Píriz Budes, también acusado como "traidor" por varios dirigentes del MLN-T, quienes dicen que dio información a militares.

Amodio Pérez, que jugó sus cartas el pasado jueves a través de su defensa, está a la espera de una resolución de la Justicia en un hotel céntrico de Montevideo.

El abogado de Amodio, Andrés Ojeda, presentó un escrito en el que pide la clausura y archivo de todas las causas que lo involucran en el entendido de que no hay pruebas contundentes de que cometió un delito. "Cualquier delito que se quisiera imputar habría prescrito en virtud del tiempo transcurrido pero, además, en el caso de que se le quisiera imputar un delito que escapa a esta prescripción, podría estar amnistiado", había comentado el abogado.

"La farsa tupamara".

El expresidente Julio María Sanguinetti opina que si la Justicia inculpa a Amodio por colaborar con los militares "se abriría otro espacio de investigación contra otros tupamaros que también señalaron a sus camaradas".

"En esa hipótesis quien estaría más comprometido es el ministro de Defensa, Fernández Huidobro, a quien (Jorge) Zabalza acusa de toda clase de traiciones, y que es notorio que, junto a otros, como el escritor Rosencof, tuvieron un trato privilegiado con los militares y llegaron a pactos y acuerdos que hoy parecen inverosímiles pero que están más que probados y reconocidos", escribió el expresidente colorado en el semanario digital Correo de los Viernes y bajo el título "La farsa tupamara".

Sanguinetti dijo que Uruguay tiene una jurisprudencia "vacilante" y que actúa "a golpes de opinión pública, presiones internacionales y microclimas instalados en el país por organizaciones que presuntamente defienden los derechos humanos e ignoran todos los días las horribles violaciones que ellos sufren en este Uruguay progresista".

"El mismo (Uruguay) en que los perros se comen enfermos mentales en establecimientos públicos, los sindicalistas rapiñan la administración de salud o avalan la violencia contra menores internados", sentenció el expresidente.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)