El hijo del esposo de su madrina dijo que le “daba lo mismo” si aparecía Lola

Lola: un cartel y la indiferencia de un cercano siembran dudas

Hoy será una jornada clave en la investigación judicial que aún busca al asesino de Lola Chomnalez, asesinada en Valizas el 28 de diciembre. Con cinco citaciones y varias pericias, los vínculos cercanos de la joven son cuidadosamente revisados.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Los padres de Lola llegan al juzgado. Foto: Ricardo Figueredo.

Uno de los hallazgos más impactantes que arrojó la investigación en estos días es un cartel que apareció junto al cuerpo de la adolescente, con un recuadro que decía "Lola y Vero" con corazones dibujados.

Así lo hizo saber el adolescente J.L.G., quien junto a sus hermanos encontró el cuerpo de la víctima.

En el marco de la investigación se le preguntó si conocía a alguna chica con ese sobrenombre y contestó que no. Dijo que "hay una mujer grande que trabaja en un almacén".

El padre del joven, R.G., comentó que sus hijos le dijeron que había un lugar tétrico. "Me llevan a un lugar donde había acacias, me acerco y veo moscas. Estaba a una distancia de dos metros", relató.

"Veo lo que a mí me pareció un short, no un gorro, y me pareció que había sangre y veo las moscas", dijo el hombre.

"Les dije a los niños que se fueran, empiezo a llamar a la prefectura y no podía, ahí ellos me dicen que venía alguien, miro y es un cuatriciclo", agregó en declaraciones a la Justicia. Agregó que el cuerpo lo descubrió "siguiendo huellas".

Comentario frío.

"A mí me da lo mismo si aparece o no", dijo V.T., hijo de la pareja de la madrina de Lola, con quien la adolescente estaba pasando las vacaciones. Según dijeron fuentes judiciales a El País, uno de los jóvenes que encontró el cuerpo de Lola y que conocía a V.T. dijo que este "no se encontraba mal" ante la desaparición.

Lola compartía lazos cercanos con su madrina, quien vacacionaba en Valizas junto a su hija, su pareja y el hijo (V.T.) de esta. Pero es el propio V.T. quien estuvo en el foco de la Justicia esta semana e incluso se le pidió una prueba de ADN.

V.T., a pesar de tener solo un año menos que Lola, no compartía mucho tiempo con ella. El joven, que había llegado días atrás a Valizas, ya tenía un grupo de amigos formado con quienes salía. Lola hacía otras actividades.

Los cercanos.

Las autoridades procuran profundizar en aspectos de la vida familiar de Lola, sus posibles contactos y vínculos, el motivo por el que se decidió por viajar a Barra de Valizas y no a Punta del Este, lugar que ya había frecuentado y en donde estaban sus amistades. Nuevamente, su entorno es el principal indagado.

La madre de Lola es una de las convocadas por parte de la Justicia uruguaya. Para la mujer, su hija, que nunca había veraneado en Valizas, no solía caminar de manera solitaria.

Sin embargo, aclaró que la joven mantenía una buena relación con su madrina y la familia de ella. Aclaró, además, que su hija bloqueaba habitualmen- te su celular y que en Buenos Aires tenía un "noviecito".

Otro de los citados para mañana es el padre de Lola, Diego Chomnalez, un cocinero argentino de 55 años. El sábado 27 de diciembre cuando por error Lola bajó en Plaza Cuba en lugar de Tres Cruces, sobre la hora 8:30, el padre de Lola pudo contactarse con su hija utilizando un altavoz de la terminal de ómnibus para asegurarse que ya estaba en ese lugar y en camino a Valizas.

Esto, según los investigadores, muestra el alto grado de interés sobre la marcha del viaje de la adolescente en dirección al destino previsto.

Por otro lado, al ser consultado sobre aspectos de la familia que recibiría a su hija, el hombre mencionó que si bien no eran amigos con V.T., "el chico es intachable".

El padre, contrario a la opinión de la madre, confirmó que Lola se "manejaba sola" desde los 12 años.

Refiriéndose a ella, dijo: "era una luz prendida". "Ella tiene mucho carácter, nos parecemos en eso, ella no daba pelota a nadie que no le interesaba".

Otro de los citados es un joven de 14 años (D.C.S.) aficionado al surf y también amigo de V.T..

A su vez, habría sido convocado un hermano de este joven y la madre de ambos, indicó una fuente policial.

En la noche del sábado 27 de diciembre estos jóvenes estaban en la zona donde se realizó un toque de tambores en Valizas, al que asistió la joven apenas llegó al balneario.

Las pericias.

Por su parte, la Policía continúa tratando de localizar al ciudadano apodado "Huguito", quien estuvo trabajando en la reparación de un rancho de Valizas en los días en que estuvo la joven argentina.

El testimonio de "Huguito" es considerado de un valor que será calibrado en toda su dimensión una vez que declare, informó una fuente policial. Este hombre, que estaría radicado en Montevideo, estuvo a fines de diciembre en Valizas trabajando con un residente de la zona, pero luego nada más se supo sobre él.

A fines de enero la jueza ordenó nuevas pruebas en el marco de un reperfilamiento de la investigación.

Se estudiaron las cámaras de vigilancia de Montevideo para reconstruir desde el momento en que Lola se bajó del ómnibus por error en Plaza Cuba.

A fines de enero, además, se tomaron dos muestras de ADN a ciudadanos oriundos de la ciudad de Castillos, quienes estaban trabajando en Valizas en diciembre.

También se tomó declaración a otro ciudadano de la zona de Valizas sin que surgieran datos del hombre apodado "Huguito".

El día trágico.

El día anterior a su fallecimiento, Lola concurrió a ver tambores en las calles de Valizas y a ver las estrellas a la playa junto al esposo de su madrina. "Miramos las estrellas, las luces del Polonio y Aguas Dulces", dijo el hombre.

Según su declaración, luego fueron a buscar a la madrina de la joven.

Al otro día, el esposo de la madrina de Lola fue el primero en levantarse y concurrir al supermercado a comprar alimentos para el desayuno mientras los más jóvenes dormían.

"Se hizo como las diez y pico y no fuimos a la playa", dijo. El hombre no recuerda si su hijo salió, pero sí que Lola y su madrina se quedaron en el balcón mientras él preparaba el almuerzo.

Luego de comer y de que la joven ayudara a recoger los platos sucios, el hombre contó que se puso a leer un libro de Lola que "estaba muy bueno" mientras ella y su hijo se preparaban para ir a la playa.

"Les dije que esperaran que había mucho sol y me pusieron cara de culo", relató.

Finalmente, el esposo de la madrina de Lola contó que cedió y los dejó ir a la playa. Le dijo a Lola que llevara plata para un choclo o una bebida, pero ella le dijo que ya tenía plata. No llevó el celular, agregó, porque no le estaba funcionando bien.

"Al toque salió V.T", dijo su padre, quien explicó que iba a lo de un amigo y tomó otro camino. El hombre dijo que bajó a la playa entre las 16 y las 17 horas junto a su familia. "Ahora pienso por qué mierda no fui con ella, me lo voy a cuestionar toda la vida", lamentó.

MARIHUANA


Versiones cruzadas sobre el consumo


La Justicia uruguaya indagó específicamente sobre el consumo de drogas por parte de la adolescente.

El esposo de la madrina de Lola Chomnalez no tenía claros los hábitos de consumo de la joven, que había llegado a su rancho de Valizas un día antes de la desaparición.

Sin embargo, aclaró que "sabía que le habían encontrado algo en la habitación", pero no exactamente qué.

La Justicia le consultó si la joven había llevado marihuana a la casa donde estaban en Valizas, a lo que expresó: "No le vi, pero tampoco le revisé".

También se indagó sobre el consumo de V.T., hijo del esposo de la madrina de Lola. Un amigo de este dijo a la Justicia: "Sé que Lola fumaba marihuana medio oculta, V.T. me dijo". Las versiones de consumo coinciden con la detención de uno de los testigos que convocó la Justicia.

El 21 de enero un testigo crucial del caso Lola fue interrogado por la tenencia de 80 plantas de marihuana en su propia casa, señalaron las fuentes del caso.

La jueza dejó finalmente en libertad al pescador de Valizas que encontró el cuerpo de Lola tras indagarlo por la posesión de las plantas de cannabis.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)