LA RUTA DEL DINERO K

Llegan nuevas pruebas sobre el pasaje de dinero "K" por Uruguay

Diputada argentina traerá “todo lo que pueda” a la jueza de los Santos.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La sociedad Helvetic Group, de Báez, hizo pasar millones de dólares por Uruguay. Foto: AFP

La diputada argentina Graciela Ocaña le traerá esta semana a la jueza Adriana de los Santos un listado con transferencias de dinero "K" que pasó por Uruguay. Intentará también aportarle la declaración de Leonardo Fariña, el hombre cuyas revelaciones el viernes pasado en Buenos Aires echaron luz sobre la salida de millones de dólares que llegaban a Uruguay a través del aeropuerto de Melilla en el noroeste de Montevideo, donde los controles aduaneros eran prácticamente inexistentes. La Justicia argentina imputó a la expresidente Cristina Fernández por lavado de activos.

Ocaña, que es legisladora por la ciudad de Buenos Aires, dijo a El País que vendrá a Montevideo a mediados de la semana y que le llevará a la jueza "todo lo que pueda conseguir para la investigación". La legisladora confirmó que Fariña señaló que los controles en Melilla eran muy débiles. El presidente de la Asociación de Funcionarios Aduaneros, Basilio Pintos, le dijo a El País que "en todos los aeropuertos los controles no son los adecuados", y que en Melilla (el nombre oficial del aeropuerto es "Ángel Adami") están asignados dos aduaneros, que hacen turnos.

La denuncia se basa en un listado fechado el 1 de mayo de 2015, al que accedió la diputada Ocaña, proveniente de un expediente judicial estadounidense que forma parte del juicio que el fondo "buitre" NML le realizó a Argentina. El fondo hizo una labor de "rastreo" del dinero "K" que había salido de Argentina.

En las transferencias que documentará Ocaña participaron varias filiales uruguayas de bancos, al menos dos firmas de intermediación bursátil y un estudio de contadores. La documentación que entregará Ocaña incluye las direcciones de las empresas involucradas en Montevideo.

El dinero era enviado a Uruguay por Helvetic Group, que la Justicia argentina sospecha que pertenecía al encarcelado empresario de la construcción Lázaro Báez, muy allegado a la expresidente Fernández y a su antecesor y marido, el fallecido Néstor Kirchner. El dinero terminaba en lugares como Lichtenstein y Samoa. El cordobés Néstor Torres presidía Helvetic en Uruguay y venía muy frecuentemente al país, dijo Ocaña.

Uruguay tiene un rol clave en la investigación que realiza la Justicia que procura determinar si el dinero cuya salida de Argentina se constató provenía de sobornos o de la sobrefacturación de obras públicas por parte de la empresa Austral Construcciones de Lázaro Báez, quien está detenido desde la semana pasada. Báez se adjudicó la gran mayoría de las obras públicas en la provincia de Santa Cruz, cuando Néstor Kirchner era su gobernador.

En 2012 y 2013 ya se había detectado que la empresa Decavial Uruguay S.A., del grupo Báez, había girado US$16,5 millones a Jaguar Capital LLC.

También en Uruguay ya se había determinado que Báez, a través de su contador, Daniel Pérez Gadín, había comprado por US$ 14,5 millones el campo "El Entrevero" en la zona de José Ignacio, en Maldonado. El escribano y la inmobiliaria que actuaron en la transacción fueron multados por no verificar el origen de los fondos.

Fariña, que fue empleado de Báez, explicó el viernes que el empresario sobrefacturaba por obras públicas (muchas de ellas nunca terminadas). Desde 2010 se le adjudicaron a Báez 51 obras de las cuales la mitad no se concretó, aunque sí cobró por ellas en la mayoría de los casos.

Quien habría ideado todo el mecanismo, según Fariña, habría sido el fallecido Néstor Kirchner. Fariña está preso hace dos años por evasión impositiva. También involucró en su declaración al exministro de Planificación, Julio de Vido, quien también fue imputado. Otro imputado es Ernesto Clarens, un financista que diseñó una compleja red de sociedades anónimas para facilitar el traslado de dinero. Al menos una decena de ellas fueron creadas en Uruguay. "Trabajé con Lázaro Báez en un red de lavado de dinero del Estado. La manejaba Néstor Kirchner. Él estaba al tanto de todo, de varias estructuras. Báez era socio de Néstor y lo es de la ex presidenta Cristina", dijo Fariña en su declaración del viernes.

Está previsto que este miércoles la expresidente Fernández declare ante la Justicia por otra causa. La prensa argentina especula con que Báez la involucrará con sus declaraciones en maniobras ilícitas.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)