URUGUAYA EN LA ALTA COSTURA

Liceal de Durazno desfilará en la Semana de la Moda en París

Rossana Latallada, 17 años, lucirá en la pasarela modelos de Gucci y Chanel.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La modelo tiene 17 años y mide 1.82 metros. Foto: Facebook Rossana Latallada

Hasta hace un año, Rossana Latallada Aguilar cursaba quinto año de secundaria en el Liceo "Dr. Miguel C. Rubino" en Durazno. No era muy popular en la ciudad: solo en el ámbito familiar, entre las amigas y en el liceo. Hoy esa joven de 17 años, 1.82 de altura, 45 kilos de peso y medidas de 78-60-87, trasciende fronteras internacionales como modelo.

Hoy estará en París donde desfilará en el Fashion Week, uno de los eventos más importantes del mundo de la moda, de la mano de la agencia Viva París. Marcas como Gucci y Chanel ya la han confirmado para trabajar con ellos.

Delgada, estilizada, con rasgos faciales marcados y dueña de gran personalidad —el target ideal que impone el mundo de la moda actual— Rossana decidió un día dejar su casa de toda la vida en el barrio "La Amarilla" de la ciudad de Durazno (una humilde y populosa barriada, cerca del río Yi), para primero dirigirse a Montevideo y luego a las principales capitales de la moda como México D.F, Atenas, Londres, París y Barcelona.

"Comencé haciendo desfiles acá en Durazno. Una compañera que desfilaba conmigo me dijo que en Montevideo estaban buscando modelos nuevas. Me contacté con quienes estaban a cargo y coordiné para entrevistarme con ellos. Nos reunimos en Montevideo y me tomaron fotos sin maquillaje, a cara limpia: me tomaron también las medidas y el peso", contó a El País la modelo duraznense. Unos días después de la entrevista, la agencia Montevideo Models la llamó y comenzó a trabajar con ellos en marzo del año pasado.

El primer desfile en el que participó fue en la MoWeek, una experiencia que según dice nunca olvidará. "Fue muy productiva para mí, conocí mucha gente y me trataron muy bien. Fue agotador, pero muy satisfactorio. Fueron muchas marcas las que lucí en la oportunidad", explicó.

En el exterior su primera experiencia fue México donde estuvo tres meses y luego de París la esperan otros proyectos en Grecia y Londres.

En capital azteca trabajó para la agencia Queta Rojas Modelos, líder en la industria del modelaje en donde realizó castings, desfiles y fotografías para campañas gráficas.

"Esta oportunidad (de trabajar en el exterior) se me dio porque mi representante entendió que ya estoy preparada. Lo único que tengo que mejorar es el idioma inglés para poder desenvolverme de la mejor manera. Estoy estudiando para que cuando llegue el día mi inglés sea más fluido", indica. En Grecia estará dos meses y en Londres uno. En ambos lugares hará pasarela y fotos y estará acompañada por una modelo brasileña.

Rossana que se mostró "entusiasmada y ansiosa" por los viajes que le esperan, dijo sin embargo que su intención es terminar sus estudios para dedicarse de lleno a su carrera como modelo.

Requisitos.

La joven afirma que la dieta que mantiene es "normal" porque "los genes la ayudan".

"Igual hago ejercicio y miro tutoriales para cuidar la figura. Si bien trato de comer sano, de vez en cuando me doy algún gustito, sobre todo cuando visito a mi familia", dice. A la hora de desfilar le gusta lucir ropa formal o de alta costura.

La familia y sus amistades, según cuenta, han sido "fundamentales" a la hora de encarar nuevos proyectos.

"Mi familia está encantada con lo que me está pasando. Si bien están nerviosos por el viaje, saben que voy a estar bien cuidada y haciendo lo que me gusta. Quiero seguir creciendo y hacer del modelaje mi profesión", dijo.

Esta última semana estuvo en Durazno donde intentó disfrutar al máximo de su familia. "Ojalá que en un futuro cercano, ellos puedan estar conmigo en el lugar que decida vivir y desarrollarme profesionalmente", relató la joven.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)