NUEVO CÓDIGO DE PROCESO PENAL

Juicio por usurpación inaugura la presencia de víctimas en sala

Concluyó con acuerdo para que los ocupantes salieran a las 10 de la noche.

Los usurpadores se negaban a retirarse, los detuvo la Policía y terminaron en el juzgado. Foto: M. Bonjour
Los usurpadores se negaban a retirarse, los detuvo la Policía y terminaron en el juzgado. Foto: M. Bonjour

Hasta que se oculte el sol. Ese era el plazo que el fiscal penal Gustavo Zubía pretendía otorgarle a un hombre y una mujer que el lunes usurparon una vivienda en el barrio de Punta Carretas.

"No, doctor, necesitan tres días", respondió la defensora de oficio Ana Inés Bustillo. "Hasta que se oculte el sol", repitió Zubía. "Bueno, 48 horas entonces", insistió la defensora. "Tengo apenas 35 años de Fiscalía, estamos desde la mañana con esto, evitemos volver a tener que seguir con el tema", dijo el fiscal.

El intercambio se produjo en la tarde de ayer antes del ingreso a la audiencia presidida por el juez de 43° turno Marcelo Malbar. Podría haber sido un caso más de los tantos que hay por usurpación pero tuvo una característica particular: por primera vez estaban presentes las víctimas, en este caso los propietarios de la casa ocupada, asistidos por el abogado Alberto Aliaga.

En la mañana de ayer la pareja de intrusos, uno de ellos con antecedentes por rapiña, fueron citados al despacho de Zubía. El fiscal pretendía alcanzar un acuerdo entre partes sin llegar a la audiencia penal. No hubo suerte. Los ocupantes anunciaron que no se iban a ir de la casa.

La Fiscalía pudo confirmar que habían tramitado el cambio de titularidad de los contadores de UTE y OSE de la propiedad que ocupaban y de otra finca ubicada en la calle Buxareo. Una hora después de la fracasada reunión, los ocupantes fueron detenidos por efectivos de la Seccional 10.

A las 16:14 el juez Malbar abrió la audiencia. La instancia fue seguida con atención desde las bancas públicas por otro juez, estudiantes, funcionarios judiciales y de la Fiscalía.

Una funcionaria pidió que los celulares quedaran en "modo avión" y comenzó la audiencia. El fiscal afirmó que a su entender se había producido el delito de usurpación y anunció que estaba en condiciones de pedir medidas cautelares.

El juez otorgó la palabra al abogado de las víctimas. Aliaga dijo que estaba en línea con los dichos del fiscal y que se habían producido daños en la vivienda usurpada. A continuación habló Bustillo, la defensora de los indagados, quien informó que había "un acuerdo" con las víctimas para que la salida de los usurpadores se produjera a la hora 23:00.

El fiscal Zubía solicitó un cuarto intermedio para presentar un proyecto común de suspensión condicional del proceso, según explicó. Fue así que las tres partes alcanzaron un acuerdo para que la casa quedara libre a la hora 23.00. Sin embargo, el indagado dijo que él se haría cargo del lugar hasta esa hora y que después no tenía responsabilidad. El comentario sorprendió a Zubía quien solicitó que la desocupación se concretara a las 22:00 y con presencia policial lo que fue aceptado por las partes.

Una solución y un beso.

El abogado de las víctimas, Alberto Aliaga, destacó que vivió la novedosa instancia judicial con "mucha participación, con la posibilidad de interactuar con la Fiscalía y la Defensoría", afirmó. Opinó que el cambio en el sistema es "positivo para la víctima y ofrece garantías a los acusados. La actuación del fiscal (Zubía) fue proactiva, buscando soluciones y logrando un buen resultado para las víctimas", indicó. Los dueños de la casa ocupada, marido y mujer, se tomaron de las manos y se besaron al culminar la audiencia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)