LAS ELECCIONES INTERNAS EN EL FRENTE AMPLIO

Interna del FA polarizada entre Sánchez y Miranda

Si el MPP gana, podría hacer de “contrapeso” al gobierno.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Alejandro Sánchez y Javier Miranda encabezan las preferencias de los frenteamplistas. Foto: Marcelo Bonjour.

"Los parlamentos se construyeron para discutirle al rey", dijo el candidato a la presidencia del Frente Amplio, Alejandro Sánchez (MPP), en diciembre de 2014 cuando asumió como presidente de la Cámara de Diputados. Si accede a la presidencia de la coalición de izquierda podría ser el "contrapeso" de los sectores más moderados que son mayoría en los cargos del gobierno del presidente Tabaré Vázquez.

A dos semanas de las elecciones internas del domingo 24, la pelea está "cabeza a cabeza", según sondeos de opinión encargados por sectores del Frente Amplio. Por un lado Sánchez y por otro Javier Miranda, un frenteamplista independiente que tiene el apoyo de los astoristas y socialistas y que se muestra más afín al gobierno. Los otros candidatos son el exsenador Roberto Conde (impulsado por el Partido Comunista) y el exministro José Bayardi (Vertiente Artiguista), que vienen corriendo la carrera de atrás, confirmaron fuentes de la coalición.

"En los últimos días la elección tiende a polarizarse entre Sánchez y Miranda", admitieron a El País fuentes de la coalición.

En general, los cuatro candidatos tienen un discurso parecido de "unidad" y crítica a determinadas decisiones, como por ejemplo la del Plenario que en marzo le dio el respaldo al vicepresidente Raúl Sendic ante una "campaña mediática" en su contra por el episodio de la licenciatura en genética.

El MPP, por medio de la candidatura de Sánchez, tiene la "intención de posicionarse en la conducción del Frente como contrapeso de los otros grupos", dijo a El País el director de Factum, Eduardo Bottinelli. Según dijo, desde fines de 2014 el MPP viene tomando decisiones "en la búsqueda de un lugar que no pudo obtener a partir de las designaciones de ministros". De hecho esa era su intención en las pasadas elecciones municipales cuando fracasó la candidatura de la senadora Lucía Topolansky (MPP).

Sin embargo, para Bottinelli, si gana Sánchez las elecciones internas "no se generarían problemas adicionales" al gobierno, porque en escenarios desfavorables como el que tiene hoy el país en materia económica los partidos siempre tienden a "unirse". "Es lo que está pasando ahora con la bancada, ante la adversidad hay una unión mayor, habría que ver cómo se presenta el año que viene, y ahí sí el escenario puede cambiar. Puede haber un perfilismo mayor", explicó Bottinelli.

En comparación con Sánchez, "la agenda de Miranda es más próxima a la línea del gobierno", aseguró el analista. De hecho, de los cuatro candidatos Miranda es el único que ha cuestionado la estructura del Frente por su "aparato".

"A Vázquez le conviene más un Miranda, porque un presidente del Frente del MPP le puede hacer contrapeso", señaló a El País el director de Interconsult, Juan Carlos Doyenart. Según dijo, "si bien el presidente del Frente no necesariamente tiene fuerza, siempre es un hombre que va a tener prensa y puede molestar al gobierno".

Para Doyenart una baja convocatoria en las elecciones favorecería a Conde, un exsocialista que tiene el respaldo del Partido Comunista y era el candidato favorito del senador del MPP José Mujica.

Por su parte, el fuerte de Bayardi es su "experiencia" en el gobierno y militancia política, dijeron fuentes de la coalición.

Hay pocas diferencias.

Los cuatro candidatos recorren el interior juntos y muestran unidad. La campaña fue pensada para evitar cortocircuitos a la interna a pesar de las diferencias ideológicas que existen entre los sectores que componen la coalición de izquierda. Pero el problema está en que cuando se hacen campañas conjuntas "hay poco espacio para la diferenciación", dijo a El País el director de Factum, Eduardo Bottinelli. "El clima de unidad lleva a que la diferenciación en sí misma sea difícil. No es que no exista, pero lo que hay son matices que en el fondo tienen diferencias un poco más grandes", explicó. Bottinelli dijo que el Frente tiene que definir cuál será el rol del próximo presidente, y comentó que la tríada que conduce ahora la coalición "no ha funcionado bien".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)