LA SITUACIÓN EN LA SALUD PÚBLICA

Insultos y golpizas en el Hospital Español

En marzo una patota atacó a un guardia; enviaron carta a Bonomi en 2014, pero no les respondió.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Hospital Español. Foto: Archivo de El País.

Vos qué te reís que se murió mi madre", gritó una mujer en el hall del Hospital Español y se le vino encima a una guardia de seguridad. Primero le pegó un par de piñas y después comenzó a tirarle del pelo. Otras diez personas que estaban acompañándola se acercaron, tiraron a la guardia al piso y empezaron a darle de patadas. Recién cinco minutos después un policía 222 logró alejar a los individuos.

Esto ocurrió el pasado 30 de marzo frente a la puerta de la emergencia del Hospital Español. Fueron denunciados por escrito a la Administración de Servicios de Salud del Estado (ASSE) —documento al que accedió El País— y a la Justicia. La guardia de seguridad no tuvo heridas de gravedad y se le dieron cuatro días de reposo. Desde 2014 los funcionarios del Hospital Español están denunciando sucesos como este.

"La situación del Español no escapa de la realidad del Uruguay. Se produce violencia con los presos cuando viene un detenido, pero también con usuarios y familiares. Las situaciones se repiten. La gente se enoja porque tiene que esperar mucho tiempo en la farmacia o en la emergencia", dijo a El País el líder del sindicato del hospital, César Pisciotano.

El sindicalista sostuvo que el principal problema se genera por la empresa que fue contratada para desempeñar tareas de seguridad en el centro de salud. "No los quiero desmerecer, pero son personas que no saben manejarse en esta situaciones. Tienen mucha voluntad y corazón, pero no están capacitadas. Les pagan 12.000 pesos por mes y les dan una campera. Pero uno no se convierte en guardia de seguridad por tener una campera", añadió.

El gremio reclama que haya un policía 222 las 24 horas del día en el Español. Pisciotano dijo que lo máximo es que el agente esté por 12 horas, cosa que pasa solo algunos días de la semana. Y advirtió que si este no estaba el día que agredieron a la guardia de seguridad, las consecuencias podrían haber sido mucho peores.

Casos.

Los problemas de inseguridad en el Español se arrastran desde 2014. Una denuncia de febrero de ese año a la que accedió El País, advierte sobre la agresión en horas de la mañana, tanto verbales como físicas, de un hombre de 79 años en el box seis de la emergencia.

En septiembre del mismo año la Comisión Interna del centro de salud envió una carta al ministro del Interior, Eduardo Bonomi, para denunciar que "el servicio 222 que se encuentra en el hospital es prácticamente inexistente (...) Tenemos un total de 200 horas mensuales cuando tendríamos que tener 700 horas". En promedio se trata de solo ocho días completos cubiertos. En la carta se advertía que "hubo reiteradas denuncias a la seccional 6ta y a este Ministerio, no solamente por robos, sino también por amenazas de muerte a funcionarios".

También le recordaban a Bonomi que en el Español se atiende a "adictos a las drogas y heridos de arma blanca", lo que lleva a que "familiares y amigos de estos ingresen a la puerta de la emergencia, criticando y amenazando por los servicios".

La Comisión señaló que la violencia llega también a la fachada de la institución, donde "se han roto palabrisas y vehículos de funcionarios y usuarios, como también hubo robo de vehículos".

Pisciotano contó que el ministro Bonomi nunca llegó a responderles. "Todavía estamos esperando", sostuvo.

El caso más sonado de inseguridad en el Hospital Español sucedió el 18 de septiembre del año pasado, cuando un preso le quitó el arma a un custodia e intentó herirlo. La bala no salió porque el revolver tenía el seguro puesto. Tras esto el policía logró desarmar al detenido.

Protocolo.

Luego de lo sucedido en septiembre, ASSE y el Ministerio prometieron llevar adelante cambios en la seguridad. El pasado 24 de abril inauguraron en el viejo edificio de Radiopatrulla un Centro de Constatación para detenidos, que funciona como una emergencia. "Ahora solo van a los hospitales los que tienen que, por ejemplo, operarse", dijeron a El País fuentes de ASSE.

Sobre el reclamo del sindicato para que haya más 222 en los centros de salud, la fuente advirtió que "el Ministerio del Interior está cortando con este servicio, así que es imposible mandar policías a los hospitales, lo que se hace es contratar guardias de seguridad".

Pisciotano dijo que siguen "llegando patrulleros con presos que agreden o insultan a los trabajadores". Además, advirtió que no existe un protocolo de seguridad en el hospital. "La dirección consultó al sindicato sobre donde poner cámaras de seguridad. ¡Eso es algo que tiene que determinar un experto, no un enfermero!", criticó.

Visita que enojó a la directora.

Una visita sorpresa del diputado nacionalista José Luis Satdjian al Hospital Español molestó a la directora del centro de salud, que se le acercó y le pidió que en caso de que quisiera recorrer el lugar lo podría hacer con ella. Tras esto, Satdjian elevó esta semana un pedido de informes al Ministerio de Salud Pública (MSP) y otro al Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS), cuestionando sobre los criterios de seguridad, la falta de higiene y demoras en el pago del sueldo a los funcionarios.

MTSS constató peligro y falta de higiene.

Una serie de inspecciones llevadas a cabo en el Hospital Español desde 2014, dan cuenta de una serie de irregularidades en ese centro de salud, tanto en lo que tiene que ver con la higiene, como con el estado de las instalaciones.

Se advierte sobre "tomas electrónicos precarios", "cables de conexión eléctrica sueltos", "pasillos de circulación obstruidos", "tableros eléctricos sin tapa" y "cables eléctricos en el piso en zona de tránsito". Estas situaciones no se han modificado, según advirtieron desde el sindicato del hospital a El País. El MTSS también dio cuenta de que el centro de salud no consta de habilitación de bomberos, cosa que sigue igual. Tampoco se cuenta con "constancia de control de plagas".

En cuanto a temas de higiene, se señala que "el sector de Depósito de Residuos Contaminados" se "encuentra a la intemperie".

También advierte problemas con la empresa que se encarga de trasladar los residuos, pues esta se niega a trasladar más de 25 kilos, lo que lleva a que queden bolsas en el lugar durante demasiado tiempo, hasta que se separa la basura. También se manifiesta la falta de bolsas de residuos en el CTI.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)