VÍCTIMA PERNOCTABA EN LAS AFUERAS DEL ESTADIO

Indigente murió de frío en Durazno mientras dormía

El refugio local sólo atiende a dos personas “sin techo”.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El cadáver del indigente que falleció fue trasladado para exámenes forenses. Foto: El País

El frío intenso que se viene registrando en el centro del país se cobró ayer una víctima en el departamento de Durazno. Un hombre que vivía en situación de calle, identificado como Juan Carlos Santana, de 45 años de edad y oriundo de Montevideo, falleció por hipotermia, según el diagnóstico del médico forense que actuó en el lugar.

De acuerdo a lo informado a El País, el indigente había estado internado en el hospital local, pero según versiones aún no confirmadas, abandonó el nosocomio sin autorización médica.

El deceso ocurrió en horas de la mañana, mientras se encontraba acostado, tapado con una frazada, en un pequeño espacio al aire libre de unos 10 metros cuadrados que conecta las partes posteriores del estadio de fútbol "Silvestre Octavio Landoni" y el estadio cerrado municipal "Ernesto de León".

En ese lugar, el ahora fallecido, junto a otro individuo que también vivía en la calle, procuraban "afincarse" desde hacía unos días, situación que fue advertida por los funcionarios municipales, que denunciaron el hecho a la Policía.

Sin refugio.

Según fuentes consultadas por El País, ambos fueron retirados del lugar y derivados al refugio que que tienen la Intendencia de Durazno y el Mides, ubicado en un predio contiguo a la Seccional 13ª de Policía, provisto de camas, colchones, frazadas, calefacción y comida caliente.

Santana y su compañero "se negaron sistemáticamente" a concurrir, dijo a El País el director de Promoción Social, Luis Martínez Menditeguy, que se hizo presente en el lugar del deceso y lamentó la situación.

El vocero dijo que ambas personas habían intentado días pasados establecerse debajo de la galería techada del estadio cerrado, e incluso quisieron ingresar a uno de los vestuarios del complejo intentando forzar la puerta, por lo que se debió estampar la denuncia ante la seccional de Policía.

Dos asistidos.

Al refugio de la ciudad de Durazno concurren solo dos personas "sin techo" que reciben asistencia y alimentación.

El Mides tiene una oficina territorial en Durazno.

Otro número no precisado de indigentes concurre al comedor municipal del centro Cobusu.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)