fotogalería

Impaciencia en Dolores por falta de materiales; "tenemos frío", advirtieron los vecinos

A quince días del brutal tornado, los más afectados salieron a manifestarse.

Vecinos de Dolores protestan por falta de ayuda. Foto: Marcelo Ávila
Vecinos de Dolores protestan por falta de ayuda. Foto: Marcelo Ávila
Vecinos de Dolores protestan por falta de ayuda. Foto: Marcelo Ávila
Vecinos de Dolores protestan por falta de ayuda. Foto: Marcelo Ávila
Dolores se recupera lentamente del tornado. Foto: Daniel Rojas
Dolores se recupera lentamente del tornado. Foto: Daniel Rojas
Vecinos de Dolores protestan por falta de ayuda, Foto: Carlos Ávila
Vecinos de Dolores protestan por falta de ayuda, Foto: Carlos Ávila
Vecinos de Dolores protestan por falta de ayuda, Foto: Carlos Ávila
Vecinos de Dolores protestan por falta de ayuda, Foto: Carlos Ávila
Dolores se recupera, a dos semanas del tornado. Foto: Daniel Rojas
Dolores se recupera, a dos semanas del tornado. Foto: Daniel Rojas
Dolores se recupera, a dos semanas del tornado. Foto: Daniel Rojas
Dolores se recupera, a dos semanas del tornado. Foto: Daniel Rojas
Dolores se recupera, a dos semanas del tornado. Foto: Daniel Rojas
Dolores se recupera, a dos semanas del tornado. Foto: Daniel Rojas
Dolores se recupera, a dos semanas del tornado. Foto: Daniel Rojas
Dolores se recupera, a dos semanas del tornado. Foto: Daniel Rojas
Dolores se recupera, a dos semanas del tornado. Foto: Daniel Rojas
Dolores se recupera, a dos semanas del tornado. Foto: Daniel Rojas
Comenzaron a llegar las chapas que el gobierno compró para Dolores. Foto: Presidencia
Comenzaron a llegar las chapas que el gobierno compró para Dolores. Foto: Presidencia

Ados semanas del tornado, los vecinos de Dolores se quejan de que la ayuda prometida no llega. "Acá no ha aparecido nadie. Están muy tranquilos, se ve que ellos no pasan frío", dijo Osmar Mazzolinien, residente del barrio Altos de Dolores, el más pobre y devastado de la ciudad.

"Lamentablemente los pobres estamos liquidados. Se puso muy frío y encima llueve", cuestionó. Su vecina, Elba Correa, espera por la maquinaria pesada que le prometieron iría a demoler su vivienda, la cual quedó muy afectada por el torbellino. Mientras, dice que vive con su familia "de prestados" en la casa de otro vecino.

"Estamos deseando que venga el material porque queremos aunque sea levantar una pieza que nos permita vivir en lo que es nuestro terreno", indicó Correa. "Según se dice se ha donado mucho material pero a nosotros no nos ha llegado nada", reclamó.

En la tarde de ayer unos 30 residentes de Altos de Dolores salieron a manifestarse y a denunciar falta de ayuda por parte de las autoridades. Llegaron hasta la puerta del municipio de la ciudad. Agradecieron la comida, pero portando carteles expresaron tener frío. Uno de los cartones pintados a mano advertía: "Hoy 15 días y sin solución". Otro cuestionaba: "¿Dónde están los materiales?".

En el acopio de Dolores había 9.200 bolsas de portland, 37.800 ladrillos, 7.200 bloques, 1.500 varillas de hierro, 43.000 ticholos y 6.000 chapas. El secretario general de la Intendencia de Soriano, Germán Cavallero, aclaró que desde el lunes se está diseñando el sistema "para que efectivamente la ayuda llegue a las familias más damnificadas" y precisó que para retirar materiales "se necesita la presencia de técnicos del Ministerio de Vivienda, porque el sistema determina que haya una doble firma".

Cavallero, sin embargo, dejó en claro que lo primero que se va a atender son 600 viviendas "con daños menores de techos y alguna pared". Ayer, incluso, ya se podía ver en la ciudad como en estas, sobre todos las que están ubicadas en el centro, ya se estaba trabajando.

El intendente, Agustín Bascou, por su parte, dijo a El País que se empezaba con estas viviendas porque para las otras se necesitaba todavía resolver una serie de cuestiones, como ser qué materiales se van a utilizar para construir aquellas casas que se vinieron abajo por completo (ver aparte).

En negro.

A pocas horas de la devastación causada por el tornado, se conformó entre empresarios, comerciantes y actores locales, el comité de Reconstrucción de Dolores para canalizar la ayuda privada sin depender 100% de lo que haga el Estado.

"Recién empezamos. Hay que levantar esto de nuevo porque hay espacios donde había casas que hoy están completamente vacíos. Es imposible no conmoverse ante semejante desgracia", dijo un operario de fibra óptica que llegó a Dolores desde la ciudad de Mercedes.

Alberto, que trabaja en uno de los comercios afectados, señaló que todo el personal fue enviado al seguro de paro, en principio solo por tres meses. "Estamos en el seguro y como tengo familia con cuatro hijos no tengo más remedio que salir a hacer changas para tratar de llegar a lo que percibía mensualmente", comentó, mientras cargaba una carretilla con arena para ayudar a su hermano, que es oficial de construcción y fue contratado para reparar una de las tantas casas afectadas.

"Estamos viendo de hacer todo por nuestra cuenta", dijo otro vecino de Altos de Dolores. Y sostuvo que le molestó lo dicho por el ministro de Trabajo, Ernesto Murro, que pidió que todos los que trabajen en la reconstrucción fueran inscriptos en el Banco de Previsión Social.

Cayó voluntario y está en el CTI.

Un voluntario sufrió grave accidente en Dolores. Se encontraba trabajando en la reconstrucción de las viviendas afectadas por el tornado, cuando cayó al suelo desde una altura considerable.

Carlos Santos, oriundo de Guichón, formaba parte de un grupo de voluntarios de la ONG cristiana Proyecto América, que está ayudando a las víctimas del desastre. Trabajando sobre una estructura seriamente dañada, sufrió un accidente que le provocó traumatismos varios y fundamentalmente fractura de cráneo, por lo que fue trasladado al CTI de Comepa en Paysandú. Evoluciona favorablemente.

Más de 2.500 padrones fueron afectados.

El gobierno anunció cuáles serán los instrumentos para reconstruir Dolores. Las soluciones van desde programas de la Comisión Pro Erradicación de la Vivienda Insalubre Rural (Mevir), a complejos gestionados por privados.

Esta semana el presidente Tabaré Vázquez firmó el traspaso de 90 millones de pesos al Ministerio de Vivienda, y la cartera entregó a la Intendencia de Soriano 5 millones para solucionar los problemas más urgentes. Se desconoce qué monto de los 100 millones de dólares destinados a la emergencia nacional se volcarán a Dolores.

Un relevamiento organizó las viviendas en cuatro niveles de daños: no afectadas, daños menores, deterioros importantes y daños totales. Son 2.590 los padrones afectados. De ellos, 570 están en color rojo. Según indicó la ministra Eneida De León, que esta semana visitó dolores, esto implica la construcción a nuevo o una reparación importante de la vivienda dañada. "Lo que está claro es que habrá una intervención integral" para quienes sufrieron los mayores daños, dijo.

Mevir intervendrá en las casas con daños importantes y totales en los barrios Cadol y Altos de Dolores. "Mevir ya tiene tres equipos instalados en la ciudad que construirán 30 viviendas cada 60 días", indicó De León.

Las familias afectadas que tengan que esperar serán ubicadas en contenedores dormitorio con gabinetes higiénicos, para que permanezcan allí durante la transición. En principio el Ministerio cuenta con 40 contenedores que se instalarán en acuerdo con la Intendencia de Soriano. El Ministerio de Transporte empezó a recepcionar esta semana currículum de interesados en trabajar en la construcción. Se estima que tomarán entre 30 y 50 personas, a los que se sumarán unos 20 funcionarios de la propia cartera.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)