NUEVA NORMATIVA ALCANZA A POCITOS Y PARQUE RODÓ

IMM prohibe instalación de más boliches en las zonas "saturadas"

La medida abarca a los locales nocturnos con música en vivo y discoteca.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
A los boliches ya instalados se les pedirá que cierren más temprano. Foto: M. Bonjour.

la Intendencia de Montevideo prohibirá por el plazo de un año la instalación de nuevos boliches con "espectáculos públicos" (música en vivo y discotecas) en las zonas de la ciudad consideradas "saturadas". Lo hará mediante una medida cautelar que necesita ser aprobada por la Junta Departamental, explicó el prosecretario de la Intendencia, Christian Di Candia. La medida intentará "contemplar el derecho a la recreación, al trabajo y al descanso de montevideanas y montevideanos", indicó.

Los alcaldes de los municipios B y CH, Carlos Varela y Andrés Abt, informaron que las zonas más preocupantes y con mayor cantidad de denuncias de los vecinos son Pocitos y Parque Rodó.

Varela dijo a El País que dentro de su jurisdicción las áreas que se verán afectadas por la nueva normativa son: desde Bulevar Artigas hacia Eduardo Acevedo y de Rivera al Sur hasta Gonzalo Ramírez. "En la zona de Blanes, Maldonado y Jackson hay más de diez boliches en cuatro cuadras", anotó el alcalde del Municipio B.

Según Varela, la medida cautelar será utilizada "hasta tanto se pueda construir una medida más de fondo". A su vez, los demás municipios de Montevideo podrán utilizar el recurso en caso que lo consideren necesario. "No es una prohibición general para todo tipo de comercio, estamos focalizados en este tipo de boliches, que generan esta problemática", puntualizó.

En tanto, Abt indicó que el Municipio CH todavía no definió el área exacta que quedará comprendida dentro de la nueva normativa, aunque dijo que la zona de mayor preocupación es Luis Alberto de Herrera y 26 de Marzo, muy cerca del Montevideo Shopping. "En nuestro caso tenemos muchos boliches dispersos por varias zonas", explicó el alcalde.

Según Di Candia, la decisión surge del trabajo que se viene realizando desde el comienzo de la administración con los alcaldes de las zonas más afectadas por el fenómeno.

También dijo que la explosión bolichera es "uno de los principales problemas de convivencia que tenemos en la ciudad" y que "esto se soluciona con normas y acuerdos con los vecinos, que tienen derecho a descansar; con los trabajadores y también con los ciudadanos, que tienen derecho a recrearse libremente en Montevideo".

Los que ya están.

Según explicaron los alcaldes y el prosecretario de la Intendencia, hay una reunión prevista para el próximo martes 26 con los bolicheros instalados. Aunque se conversará con ellos y con Cambadu sobre las medidas que se han pensado para minimizar el "ruido social" (que no siempre proviene del interior de los boliches, sino de las calles en las que están ubicados y que se saturan de personas), se anticipó que se les pedirá "adelantar la noche": comenzar antes la actividad y terminar más temprano.

"Queremos trabajar para alcanzar un cambio cultural profundo", dijo Di Candia.

Varela, por su parte, informó que "también se está planteando la prohibición de instalar locales para espectáculos públicos en lugares donde haya viviendas linderas", algo que funcionó en algún momento en Montevideo. Del mismo modo, la nueva normativa incorporará ajustes a la reglamentación existente sobre el uso de entarimados y sillas en la calle.

"Los vecinos reclaman por los (locales) que ya están, pero también porque no se instalen más. Esto claramente es una señal de que la administración está viendo esa preocupación. Por eso, pedimos esta medida cautelar, para tener normas jurídicas que puedan limitar los derechos ciudadanos del libre comercio", agregó Varela.

Por último, Abt insistió en la importancia de "lograr un cambio cultural para alcanzar una convivencia entre los vecinos y los privados, y una armonía en los espacios públicos".

"Hay que generar el respeto para las dos partes, para el privado que tiene su derecho a trabajar y el vecino que tiene derecho a descansar", sostuvo el alcalde del Municipio CH.

Los decks y sillas en la calle también están bajo revisión.

La IMM pretende también ajustar la normativa sobre decks y sillas en la calle, que en algunas casos configuran una invasión del espacio público. Varias multas y clausuras se han aplicado en los últimos años por este motivo.

La defensora del vecino de Montevideo, Ana Agostino, explicó algunas propuestas que están evaluando. "El intendente ha insistido en avanzar con estos grupos de trabajo, que se llaman de espectáculos públicos. La Defensoría del Vecino presentó una propuesta para analizar las zonas acústicamente saturadas, distintas formas de medir el ruido y la posibilidad de que la Intendencia otorgue habilitaciones para cosas específicas, que no se dé la habilitación a un restorán y que allí después haya música en vivo; es decir, que se establezcan distintas categorías"

"No es lo mismo un boliche, un pub, un local bailable. Hay muchas categorías posibles y hasta hoy no existe una categorización clara. Todos reciben más o menos el mismo tipo de habilitación. Además, ante la Junta ya se presentó una propuesta para que el horario de los decks y mesas y sillas en las veredas solo sea hasta las doce de la noche", agregó Agostino.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)