CAMBIO DE RUMBO

Gobierno regula captura de perros, sacrificio y sanciones

Opositores critican el decreto por falta de consulta a protectoras y veterinarios.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Nueva normativa enfatiza tenencia responsable de los animales. Foto: F. Flores

Por decreto que lleva la firma del presidente Tabaré Vázquez, quedó aprobada la reglamentación de la ley de bienestar animal y tenencia responsable, en cuyo artículo 15 se dice que "todo animal de compañía que se encuentre suelto y sin identificación en la vía pública será pasible de ser capturado".

Después de eso, las autoridades estatales correspondientes podrán inscribirlo en el Registro Nacional de Animales de Compañía (Renac) y esterilizarlo. El propietario y el tenedor del animal "no tendrán derecho a reclamo por este motivo".

Solo la convalidación de la captura de un can que no da muestras de agresividad ni está herido ni porta una enfermedad contagiosa o no (situaciones que también están previstas en la norma) podría hacer pensar que el decreto firmado el pasado 31 de julio legitima el retorno maquillado de la antigua "perrera".

No se indica además cuál será el primer destino de los animales luego de la captura, ni las clínicas en donde serán esterilizados (o acaso castrados, tampoco queda claro) sin la autorización de sus tenedores a los médicos veterinarios.

El decreto establece sí que "las capturas y los traslados deberán realizarse en forma incruenta y segura, sin poner en riesgo la salud del animal ni de las personas". Pero a continuación solo determina que esas capturas serán dispuestas por la Cotryba o el Ministerio del Interior. Después de las leyes y las reglamentaciones de las leyes habrá que esperar que lleguen los protocolos, más reglamentaciones ahora a cargo de la Cotryba, coordinación entre organismos públicos, creación de procedimientos de inspección y control para garantizar la tenencia responsable, más disposiciones para determinar las sanciones a los infractores y también la fijación de nuevos plazos para comenzar a aplicar la reciente legislación.

Por lo pronto, ya no se mantiene con seguridad el 1° de enero de 2018 como la fecha límite para tener chipeados a los perros e inscribirlos en el Renac. Mientras, continúan los cursos a veterinarios que implantarán los chips.

En relación al sacrificio humanitario de los animales, el artículo 21 del decreto dispone que será posible ejecutarlo en las circunstancias previstas por el artículo 12, literal B de la ley 18.471, es decir, ante el riesgo de actividades productivas, por epidemias, accidentes mayores o "cuando el animal represente una amenaza o peligro grave y cierto hacia las personas u otros animales".

En este último caso, si el tenedor del perro se opusiera al sacrificio deberá presentar un Plan de Resocialización "bajo responsabilidad de un técnico especialista, sujeto a la aprobación de la Cotryba".

Si no puede ver el contenido haga click aquí

Pasos oficiales.

El director de la Cotryba y subsecretario de Ganadería, el ingeniero agrónomo Enzo Benech, dijo a El País que la anterior ley que creó la llamada Conahoba y su decreto reglamentario —de más de 190 artículos— trataban solo el tema del bienestar animal.

Con la creación de la Cotryba (que integran los Ministerios de Ganadería, Interior, Salud Pública, Educación y Medio Ambiente), y con esta reciente reglamentación, se agregó el concepto de tenencia responsable para todos los animales, aunque se hable mucho de los perros, porque es el problema más grande en Uruguay.

Pero Benech afirma que ni se piensa en reinstalar perreras. "Hay que retirar animales, si hay tenedores no responsables. Hemos tenido casos de denuncias muy fuertes de mordeduras o daños a las personas y se han ya retirado animales. Estamos generando un marco legal para eso. No tiene nada que ver con las perreras, yo no hablo de las perreras, no estamos promoviendo que vuelvan las perreras, lejos de eso", enfatizó el presidente de la Cotryba.

Para la futura captura de animales no registrados, no necesariamente se actuará a raíz de denuncias.

"En la medida que avancemos con el chipeado de los animales, seguramente va a haber perros que no tengan dueño. ¿Qué hacemos con eso? ¿No hacemos nada? De alguna manera tenemos que identificarlos y reisentarlos con un tenedor responsable. No podemos tampoco obligar a que todo el mundo castre a todos sus perros. Hoy no tenemos normativa, no es obligatorio. Veremos hasta dónde llegamos. Por eso yo hablo de control de la natalidad y no de castraciones, porque tenemos que usar todas las herramientas", agregó Enzo Benech.

Oposición.

El diputado nacionalista, veterinario Gaston Cossia, dijo a El País que el decreto reciente refuerza la idea de la captura de los animales, pero no determina los procesos posteriores."Hay una total inseguridad, jurídica incluso. Y da lugar a interpretaciones varias: ¿a dónde se lleva el animal? ¿quién se hace cargo?".

Cossia explica que en el decreto anterior había que esperar 72 horas para que apareciera el dueño antes de proceder a la castración y la identificación. Cuestiona entonces que se actúe sin dar plazo a que ese posible propietario otorgue su consentimiento, porque una cirugía que se complique, o el posterior tratamiento, podría derivar en un juicio al Estado. También critica la derogación de 196 artículos del decreto anterior, que llevó 5 años de trabajo institucional, de proteccionistas de animales y veterinarios.

Discuten los cometidos que se dio a la Cotryba.

Los opositores a la gestión que lleva adelante la Cotryba dicen que está trabajando como juez y parte, al introducirse en una campaña de control de la población canina, cuando en realidad la sociedad le encomendó que se preocupe por la protección y el bienestar animal. Las críticas agregan la ausencia de un trabajo de educación, de extensión y comunicación para evitar el maltrato. Hoy, para poner 1.750.000 chips (número de perros en Uruguay) se necesitan 30 millones de dólares. Para castrar 170.000 perros por año hace falta 2 millones de dólares, que es lo que recauda Zoonosis al año, con lo cual solo puede hacer 20.000 castraciones. Con el porcentaje a darle a la Cotryba por lo recaudado por Patentes, la cifra rondaría apenas los 20.000 dólares.

Intendentes deberán controlar a sus perros.

En la última sesión del Congreso de Intendentes, el jefe comunal de Rivera, Marne Osorio explicó a sus pares el "rol fundamental" que tendrán los gobiernos departamentales en la tarea inspectiva de los chips de perros y en la definición de "los mecanismos de captura y transporte" de los animales agresivos o que estén en el medio rural "matando animales de producción".

La responsabilidad que recaerá en las intendencias no fue del gusto de todos.

La intendente de Lavalleja, Adriana Peña, dijo no estar de acuerdo "con toda esa tarea que nos van a dar".

Explicó que "hay una cantidad de tareas que me parece que nos exceden totalmente. Ni la perrera ni el control ni los chips. Estoy un poco cansada de estar haciendo tareas de los demás y no tengo más ganas —y menos con eso que me toca en el alma. Es super dolorosa la tarea. Escuché al ministro (Tabaré Aguerre) decir que nosotros lo íbamos a hacer, y le dije que está loco".

Por su parte, Carmelo Vidalín, de Durazno, dijo que "todos nosotros padecemos el tema de los perros", pero también hizo un elogio del más fiel amigo del hombre: "Todos los amamos. Yo tengo una nena que se llama Mija y lo único que quiere son mimos", dijo.

Luego de describir su situación personal y la de su mascota, pasó a contar la experiencia en su departamento, que no es tan ideal.

"Todas nuestras ciudades tienen perros por todos lados. Hacen estragos, también en el Interior, fundamentalmente con los ovinos y debemos encontrar una solución; pero debemos tener presupuesto y recursos. Durazno comienza a construir en estos días un espacio de 10 mil metros con caniles, enfermería y otros espacios para estos animales. Lo hacemos con amor, con gusto, también porque da mucho voto esto... —qué les voy a ocultar— más de lo que ustedes creen".

Luego se pasó a votar si se aprobaban los artículos de la Rendición de Cuentas que contemplan la distribución de recursos para cumplir con los cometidos de la ley de tenencia responsable de animales. La propuesta se aprobó por unanimidad.

CONTRAPUNTO.

Hoy enfatizan la captura de perros - Gastón Cossia - Veterinario, diputado del PN.

"Lo aprobado ahora no se consultó con nadie", dice el diputado nacionalista y veterinario Gaston Cossia. "Resume algunos capítulos del decreto anterior, repite otros pero anula algunos muy importantes. Nospreocupa como todo esto se enlaza con declaraciones del ministro de Ganadería Aguerre y del subsecretario Benech, que preside la Cotryba, con respecto a la instalación de la perrera y el énfasis que se hace en la captura de animales. Eso ya estaba pero con muchísimos más elementos que orientaban la captura hacia una concepción de bienestar animal. Eso se elimina en la nueva redacción, que lejos de esclarecer genera mucha alarma social e inquietud. La gestión actual solo está preocupada por reducir la población de perros".

La zoonosis que jaquea Uruguay - Enzo Benech - Presidente de la Cotryba.

"El tema de la sobrepoblación de perros es muy sentido por la sociedad. Hay departamentos que tienen problemas de zoonosis, con perros que son portadores", afirma el presidente de la Cotryba, Enzo Benech. "Tenemos la responsabilidad de buscar alternativas cuando hay que sacar algunos animales. Muchas veces nos pasa que le pedimos a la policía para que nos ayude a retirar un animal que está impidiendo la entrada a una escuela y el perro termina en el calabozo. No puede ser así. Hay que trabajar distinto. No tenemos las soluciones, ojalá las tuviéramos, pero las vamos a encontrar si nos sentamos a una mesa y cada uno pone su idea y vamos construyendo entre todos".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)