TERCERA PLANTA DE CELULOSA

Gobierno quiere promover uso de pino para producir celulosa

En Uruguay hay madera para abastecer las plantas, pero igual evalúan importar.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El excedente de producción es de 2 millones de metros cúbicos por año. Foto: A. Colmegna

El gobierno ya había planteado a UPM como lugar más provechoso para la instalación de su segunda planta de celulosa el área circundante a Paso de los Toros, en el departamento de Tacuarembó, debido a su buena conectividad carretera y férrea, cercanía con los suelos de prioridad forestal e instalaciones urbanas que permitirían albergar a los trabajadores.

Según un informe del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP), "hay varias posibilidades en el país, pero el epicentro es como si trazáramos con un compás un círculo con centro en Paso de los Toros", dijo a El País el director Forestal, Pedro Soust.

"El centro del país es el más desprotegido por cantidad de mano de obra en industrias y sería un buen lugar para pensar en algo industrial. El epicentro abarca una zona amplia de los departamentos de Tacuarembó, Cerro Largo, Durazno. En ese círculo podría pensarse porque son lugares que se ajustan a lo que dice la ley forestal que establece como objetivo generar emprendimientos industriales o agroindustriales en lugares deprimidos del país con el tratamiento de la madera. Ahí coincide que existe una muy buen área de sueldos de prioridad forestal, existen productores que podrían estar dentro del fomento forestal que es cuando las empresas plantan y se hace cría de ganado. También podría pensarse en la utilización de fuentes de agua", explicó Soust.

El director forestal del MGAP afirmó que "para un comienzo habría madera para el abastecimiento" aunque sostuvo que "hay que seguir plantando porque tenemos que hacer una cadena para que cuando se termine todo el primer corte del área empiece el segundo". La empresa en este sentido debería negociar con productores dado que las plantaciones pertenecen a más de uno.

Producción.

A nivel oficial interesa que las plantas puedan proveerse no solo de eucaliptus sino de pino. Actualmente no existe en Uruguay consumo de madera de pino para la producción de celulosa

"Sería conveniente que la planta tratara fibra corta y larga para poder hacer uso de parte del pino que tenemos porque Uruguay tiene 200.000 hectáreas de pino que está buscando su colocación. En esa zona de Cerro Largo, Tacuarembó y parte de Durazno sería donde están los suelos de prioridad forestal que no están siendo usados para otros fines y hay un hueco de emprendimientos industriales que recibirían una planta con buenos ojos", afirmó Soust.

De acuerdo a un estudio de Andrés Dieste para el Consejo Sectorial Forestal-Madera tomado por la Oficina de Programación y Política Agropecuaria (Opypa), entre 2010 y 2030 habrá una disponibilidad promedio de 10 millones de metros cúbicos de madera destinada a celulosa. Se estima que las dos plantas instaladas, la de UPM en Fray Bentos y la de Montes del Plata en Conchillas, consumen unos 8 millones de metros cúbicos por año, por lo que se genera un excedente de 2 millones de metros cúbicos que podrían ser utilizados por una tercera planta.

Sin embargo, en este sentido, se advierte que, de ser una planta de iguales dimensiones a las actuales, habría un déficit de madera que debería ser cubierto con nuevas plantaciones o importación de madera.

De hecho, el expresidente José Mujica en 2014 planteó que se construiría una tercera planta de celulosa en Uruguay, pero que la misma sería abastecida con madera proveniente de Argentina.

Según Opypa "hay oferta de madera regional, particularmente de Argentina, lo que también aseguraría el abastecimiento de la materia prima necesaria".

El estudio de Opypa señala que antes de instalar una tercera planta de celulosa hay tres aspectos que deberían solucionarse a nivel oficial. Por un lado señala que "se entiende conveniente discutir y definir la incorporación de algunos grupos de suelos a los de prioridad forestal" así como "programas en predios agrícola-ganaderos con suelos de aptitud forestal".

En este sentido dicen que sería positivo contar con "una nueva ley forestal que sirva de marco para la nueva realidad del sector y que contemple las necesidades para potenciar la utilización industrial de madera sólida, como para consolidar la cadena celulósica". El informe oficial plantea además que "sería muy favorable" avanzar en la coordinación entre los ministerios de Ganadería, Industria y Energía, y Vivienda y Medio Ambiente, en lo referente al ordenamiento de la actividad a nivel de cuencas, y en tercer lugar lo referente a la logística.

"Es necesario mejorar el sistema de transporte carretero en lo que hace a la infraestructura vial y la extensión del uso de bitrenes. La recuperación del ramal de AFE Algorta-Fray Bentos evitaría impactos negativos en esas rutas. A su vez, estos aspectos incidirán positivamente en el tema costos", señala el informe.

"Política de Estado en el sector forestal".

Carlos Faroppa, presidente de la Sociedad de Productores Forestales, dijo a El País que el anuncio de una tercera planta de celulosa "es una buena noticia, muy importante para el Uruguay, porque demuestra que continúa siendo un país válido para inversiones de gran porte". "La política forestal es parte de una política de Estado que lleva 28 años y que ve sus frutos en inversiones diferentes, sean plantas de celulosa, aserraderos, plantas de tableros contrachapados o industrias de biomasa", agregó Faroppa. "El anuncio de la tercera planta también es una buena noticia por el efecto desencadenante y porque puede atraer a otras inversiones de gran porte, aunque no sean en el rubro forestal. Que alguien invierta esa cifra en Uruguay se ve a nivel mundial", indicó.

Toda la cadena forestal está generando hoy en Uruguay en el orden de los 16.000 empleos directos, a eso hay que sumarle los indirectos y los inducidos, explicó.

Los pasos hasta confirmar la inversión.

El 14 de septiembre de 2014, el entonces presidente José Mujica hizo una visita oficial de tres días a Helsinki (Finlandia), donde se reunió con los empresarios de UPM. El objetivo de su viaje fue cerrar un acuerdo para la instalación de una tercera pastera de celulosa en Uruguay.

Seis días después de la partida de Mujica, el entonces canciller Luis Almagro (hoy secretario general de la OEA) dijo a El Espectador que la visita "fue un éxito". Según explicó, "estaba claro" que no iban a firmar un contrato durante la visita cuando no había concluido la negociación de las condiciones.

En un comunicado que hizo público UPM tras la visita de Mujica, la empresa informó que acogía con "satisfacción" la invitación a continuar el diálogo con el gobierno de Uruguay.

En marzo pasado, en oportunidad de la inauguración de la Expoactiva 2016 en Soriano, el ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Tabaré Aguerre, reconoció que el gobierno negociaba con UPM la instalación de una tercera planta de celulosa. "Sí, no sabemos exactamente el lugar", respondió entonces Aguerre.

La instalación de una tercera planta de celulosa estuvo presente en el Consejo de Ministros celebrado en San Gregorio de Polanco, el pasado 24 de junio, en charlas informales que mantuvo el ministro de Economía, Danilo Astori, con funcionarios de la Intendencia de Tacuarembó, informó El País.

El pasado miércoles 13 la multinacional UPM anunció por medio de un comunicado su interés en invertir en una tercera planta de celulosa en Uruguay.Como condición pidió "adecuar" la infraestructura logística que permita el desarrollo de emprendimientos de gran escala orientados a la exportación.

Para el mes que viene se espera la visita oficial a Uruguay del presidente de Finlandia, Sauli Niinistö. Se maneja la posibilidad que junto al mandatario lleguen a Uruguay altos ejecutivos de la empresa interesada en instalar una nueva planta de UPM.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)