El programase retrasa hasta el 2016, por falta de adaptación de familias

Gobierno posterga la llegada de nuevos refugiados sirios

El segundo contingente de familias sirias no llegará en diciembre, como se había previsto en un inicio por parte del gobierno del presidente Tabaré Vázquez. Fuentes oficiales confirmaron a El País que "no se cumplirán los tiempos previstos", por lo que, en principio, la llegada se difiere hasta el año próximo.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Sirios protestaron frente a la Torre Ejecutiva por los precios altos y la inseguridad.

Vázquez había definido que antes del arribo de los 72 nuevos refugiados sirios, se debía consolidar el proyecto, terminar el proceso de adaptación de las cinco familias que ya se encuentran en Uruguay y evaluar su adaptación. "Este proceso todavía no se completó", dijeron las fuentes a El País.

La familias que llegaron durante el gobierno de José Mujica todavía no han logrado reinsertarse en la sociedad. Eso ha puesto en tela de juicio toda la programación que se puso en marcha para esas familias. Según se afirmó desde el Ejecutivo, "no se abandona el proyecto" para los nuevos refugiados. No obstante, consultado por El País, el canciller Rodolfo Nin Novoa dijo que "aún no se ha tomado decisión" sobre la venida del nuevo grupo de sirios.

Las cinco familias de refugiados sirios, que ingresaron a Uruguay en octubre de 2014, acamparon en Plaza Independencia como forma de protesta y reclamaron que el gobierno les permita salir del país y ser acogidos como refugiados en otra nación. Los refugiados sirios se quejaron de los precios de los comestibles en Uruguay y de la falta de seguridad del país. Además, un hombre que vivía con su familia en Juan Lacaze se roció con combustible y agredió a integrantes del Programa de Reasentamiento de Familias Sirias, furioso porque se le dijo que el Estado uruguayo no podía facilitarle el traslado a otro país. A consecuencia de esto, el gobierno le suspendió transitoriamente el ingreso mensual que recibía.

Además, el contexto para traer nuevos refugiados no ayuda. El gobierno tiene en cuenta la sensibilidad que han causado los recientes atentados de París, donde se constató que al menos uno de los terroristas entró a Europa entre la actual ola de sirios que huyen de su país. Se había identificado falsamente como un sirio llamado Ahmad al Muhammad y se le permitió entrar en Grecia a principios de octubre como refugiado.

Tras los atentados de Francia, varios países europeos y 31 gobiernos estatales de Estados Unidos rechazan recibir refugiados sirios por el miedo a que los terroristas puedan estar mezclados con ellos.

Por su parte, el presidente estadounidense Barack Obama reiteró que mantiene su plan de recibir a 10.000 refugiados sirios.

Guantánamo.

Por otro lado, antes de que termine el año llegarán de Siria a Uruguay la esposa y tres hijos de Jihad Diyab, uno de los seis refugiados que vinieron a Uruguay procedentes de la base estadounidense de Guantánamo en diciembre de 2014, adelantaron a El País fuentes del gobierno.

Las fuentes dijeron que la Cruz Roja Internacional está coordinando todo lo vinculado a su venida y que Diyab ya dio su consentimiento. Actualmente vive en un pequeño apartamento y se mudará a uno más grande. El exrecluso no ve a su familia desde 2002, cuando fue recluido en Guantánamo. Uno de sus hijos murió en 2011 como consecuencia de la guerra civil siria.

Diyab, de 44 años, no quiso firmar un convenio con el gobierno —que sí suscribieron los restantes cinco ex cautivos— mediante el cual adquirían una serie de compromisos. Ahora los interlocutores del Ejecutivo insistirán en que lo firme.

El refugiado sirio hizo varios ayunos durante su prolongada prisión que lo dejaron en precario estado de salud y se desplaza con muletas. Fue capturado el 1 de abril de 2002 por la policía pakistaní en la ciudad de Lahore y llegó a Guantánamo el 5 de agosto de ese mismo año. Estados Unidos lo consideró inicialmente peligroso y vinculado al grupo terrorista Al Qaeda pero luego lo declaró "liberable".

Las fuentes del gobierno dijeron también que dos de los restantes cinco refugiados, incluido el tunecino Abdul bin Mohammed, están trabajando.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)