El próximo gobierno de Vázquez tomará la posta del reasentamiento

Gobierno duda y ONU advierte que sirios esperan en Líbano

El gobierno saliente dilata la llegada del segundo contingente de refugiados sirios, argumentando a que asuma la nueva administración el 1° de marzo. Mientras tanto, la agencia para los refugiados de la ONU, Acnur, dice que los integrantes del segundo contingente ya fueron seleccionados y están en Líbano aguardando que los vayan a buscar.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
En un campo en Líbano hay 72 personas seleccionadas por Uruguay. Foto: Reuters

"No sé las decisiones que tomará el nuevo gobierno", dijo ayer el presidente José Mujica ante una pregunta de El País.

La llegada del segundo grupo, de 72 personas, estaba prevista para los primeros días de febrero. Sin embargo, esta se postergó envuelta en denuncias de violencia doméstica entre las familias que habían llegado en octubre, dificultades para adaptarse a la sociedad uruguaya, versiones encontradas de representantes del gobierno y citaciones judiciales.

"La gente de (Tabaré Vázquez va a tener que hacer todo el proceso", dijo ayer el canciller Luis Almagro a radio Sarandí. Agregó que si bien pretendía acelerar el proceso, es mejor que el próximo gobierno se encargue de todo desde el principio.

El canciller habló de realizar "más preguntas en los interrogatorios", refiriéndose a las entrevistas que representantes del gobierno junto a Acnur mantuvieron en Líbano el año pasado para seleccionar a los refugiados que viajarían a Uruguay.

Sin embargo, la oficial regional senior de Acnur, Michelle Alfaro, dijo a El País que los integrantes de este segundo grupo ya fueron seleccionados durante las entrevistas en Líbano. "Por el momento queda así. No ha cambiado nada todavía", aseguró Alfaro. Consultada sobre la posible fecha de llegada del segundo contingente, Alfaro indicó: "No tenemos nada claro. Esa es la discusión que se tiene que tener".

"El gobierno está viendo, está justo en momentos de transición (...) Creo que tenemos que esperar hasta el 1° de marzo", agregó.

Transición.

El futuro canciller de Vázquez, Rodolfo Nin Novoa, coincidió con Almagro en que se registraron problemas durante las entrevistas en Líbano. Citando a Almagro, Nin Novoa dijo que Uruguay seleccionó a algunos refugiados pensando que eran agricultores y a la hora de trabajar no tenían idea del tema. "Uno busca un programa (trabajo) para ellos y resulta que no sirven. Hay muchos factores en juego", explicó.

Nin Novoa adelantó que planteará el tema de los refugiados sirios en la próxima reunión del gabinete de Vázquez.

"Tenemos que definir porque hay que ver qué compromisos tenemos", dijo Nin Novoa a radio Uruguay. "Vamos a mirar ese convenio (con Acnur)", explicó.

Fue el presidente Mujica el primero en barajar la posibilidad de un cambio en la fecha de llegada del segundo grupo. El mandatario dijo que prefería que vinieran solo "madres con hijos".

El vicecanciller Luis Porto dijo por su parte que el gobierno estudia la capacidad de Uruguay para continuar recibiendo a estas familias. Porto declaró a radio Rural que "lo más probable" es que sea el gobierno entrante el que termine decidiendo sobre la llegada del segundo contingente "porque no dan los tiempos".

Denuncias.

Almagro reiteró ayer que no le consta que hayan existido hechos de violencia en el seno de las familias sirias. Sí confirmó que pidió en tres oportunidades que se investiguen presuntos casos de violencia debido a "rumores".

"Lo que le pedimos al Ministerio del Interior fue un seguimiento de aspectos culturales y sobre casos que pudieran o no tener que ver con violencia doméstica", dijo Almagro.

Mujica quien dejó entrever hechos de este tipo. El presidente dijo que los refugiados hacen cosas "que hacían nuestros bisabuelos". Su esposa, la senadora Lucía Topolansky, también se manifestó al respecto. "Yo sabía que había algunos problemas", dijo a El Observador y habló de "un potencial masculino muy fuerte".

La pasada semana el prosecretario de Presidencia, Diego Cánepa, dijo después de leer un informe de Cancillería que "cuando hubo presunción por las características personales de algún jefe de hogar se procedió a alertar a la Policía Comunitaria y a las ONG especializadas".

"Si hubiera habido un caso o una presunción, partía de los propios delegados del Ministerio del Interior dar cuenta de esto", aclaró Almagro.

Por estas declaraciones, Cánepa declaró el lunes ante la jueza Dolores Sánchez junto al director nacional de Derechos Humanos, Javier Miranda, y el director de la Policía Comunitaria, Leonardo Guardia. La jueza citó al psicólogo Alejandro Vera, encargado de la atención a los sirios, para la semana próxima (ver recuadro).

Nin Novoa dijo, por su parte, que "le llama la atención" los rumores sobre violencia familiar entre sirios. "(El refugio de los sirios) fue un punto muy alto de la gestión del presidente Mujica", aseguró.

Desde su llegada, el 9 de octubre, los sirios pasaron por varias etapas de transición, pero las noticias sobre sus inconvenientes fueron surgiendo con el paso de los días. Uno de los refugiados pidió al gobierno que lo dejaran ir a Europa.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)