FERIA CALLEJERA EN LA PLAZA DEL ENTREVERO

Una feria de ropa gratuita para personas en situación de calle

Participaron más de 250 personas y se entregaron 16 cajas con prendas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La iniciativa se ha llevado a cabo en 587 oportunidades en distintos países. Foto: F. Flores

Acercate que es todo gratis", le gritó una de las voluntarias a una mujer que pasaba por la Plaza del Entrevero y había mirado tímidamente las montañas de ropa que estaban dispuestas en varias mesas de plástico blancas, ubicadas en un sector de la plaza. Cada una de las mesas estaba identificada con un cartel: "niños", "mujeres" y "hombres". Había además accesorios, carteras y zapatos de todo tipo y tamaños.

Parecía una feria americana, pero la diferencia en este caso era que todo era gratis. Cualquiera podía acercarse, revisar las prendas y llevarse algo.

"Quiero saber cuánto cuesta esto", dijo un hombre levantando un pantalón negro, usado.

"No sale nada, si te gusta y lo necesitás, llevátelo", le contestó una chica. El hombre sonrió contento, lo metió dentro de una bolsa y continuó mirando otros artículos.

La iniciativa, que se llevó a cabo ayer desde las 10:00 hasta las 14:30 horas en pleno centro, lleva el nombre de Street Store y la idea original surgió en enero de 2014 en Sudáfrica, con el fin de ayudar a los más necesitados. Rápidamente la propuesta se extendió a distintos lugares del globo y ese mismo año llegó a Uruguay. En esa ocasión se realizó por primera vez en la Plaza Líber Seregni y se entregaron cerca de 2.000 prendas de ropa y calzado a más de 200 personas.

Idea.

Murilo Do Nascimento es un joven brasileño que hace tres años que está viviendo en Montevideo y decidió organizar esa feria callejera luego de haberla visto en su país natal, y también cuando estuvo de viaje por la ciudad de Berlín.

"No es una iniciativa ni del gobierno ni del Estado, sino que fue totalmente hecha por voluntarios", aclaro el joven. "Nosotros pagamos para traer las mesas, juntamos la ropa, las clasificamos y organizamos la actividad", explicó el joven.

Él fue quien se encargó de alquilar una camioneta para poder trasladar las cajas hasta el punto del evento y fue también, junto con algunos voluntarios, quien recorrió los distintos refugios del Mides para avisar a las personas que el sábado iba a realizarse esa feria de ropa gratuita.

Objetivo.

Durante la actividad, que duró cuatro horas y media, trabajaron más de 30 voluntarios. Ellos se encargaban de buscar —entre las más de 30 cajas que habían logrado llenar gracias a las donaciones— las prendas que podían servir a quienes se acercaban a la plaza.

"El objetivo con esta iniciativa es ayudar a la mayor cantidad de personas que podemos, sobre todo a la gente que está en situación de calle. Por ahora están bien porque es verano, pero cuando llegue el invierno se les va a hacer bastante complicado si no tienen ropa de abrigo", contó el organizador de Street Store Uruguay.

Al finalizar, habían pasado más de 250 personas y se logró entregar casi el 60% de las donaciones. Lo que sobró, según Do Nascimento, iba a ser destinado luego a los refugios y a otras organizaciones.

"Se trató de evitar que las personas se llevaran cosas para revender", dijo, pero aseguró que la gente "fue muy respetuosa y educada. "Pensábamos poner un límite de prendas, pero las mismas personas se pusieron sus propios límites", contó el joven.

La de ayer fue la edición de Street Store número 585 que se ha hecho en el mundo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)