ATENTADOS

Enrejarán el liceo de Río Branco que fue apedreado

Policía dice que no puede aumentar los efectivos en la zona.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Reunión por las pedreas en el liceo de Río Blanco. Foto: Nestor Araujo

El liceo y la UTU de Río Branco, en Cerro Largo, van camino a convertirse en una celda. La colocación de un cercado, en el lateral que da hacia un baldío, un portero eléctrico para limitar el ingreso, la extensión de las rejas y el cerramiento de las ventanas con mallas —por un valor de $ 410 mil— son la solución provisoria que encontraron las autoridades territoriales ante el vandalismo que está azotando a estas instituciones.

Ya van tres veces en que se suspenden las clases, al menos en alguno de los turnos, porque apedrean las instalaciones de estos centros educativos, situados uno al lado del otro. En dos ocasiones hubo alumnos que sufrieron las consecuencias, uno lastimado por un vidrio y otro con una descompensación emocional.

El jefe de Policía del departamento, José Olivera, dijo que habrá más vigilancia, pero no podrá aumentar la cantidad de efectivos en la zona porque los recursos humanos "son pocos".

La madre de una alumna del liceo señaló, en una reunión que hubo ayer entre distintos actores de la zona, que sabía perfectamente quiénes eran los menores infractores que apedreaban la institución. "Estaban en la plaza", dijo confiada y hasta comentó que los vándalos se comunican entre ellos por Facebook para concretar cada una de las acciones.

Al escuchar este comentario, la médica forense Giovana Lucas respondió: "Si sabe quiénes son, ¿por qué no hizo una denuncia?". La médica responsabilizó a los padres de los menores que pululan en los alrededores del liceo realizando hechos vandálicos, llamando a la responsabilidad de sus progenitores a ejercer los deberes inherentes a la patria potestad.

Otra mamá asistente a la reunión, en tanto, dijo que ella sabe bien dónde está su hijo y qué es lo que hace en tiempo libre, porque siempre ha ejercido control sobre él.

Por su parte, la inspectora de Secundaria en la zona, elaboró un informe en que resumió que los tres atentados, el último de ellos el pasado martes en la noche, fueron hechos vandálicos y que, por ahora, se descarta alguna otra explicación.

La directora de la UTU de Río Branco, Mary Aramberry, indicó que en esa institución, los mismos jóvenes que apedrean el liceo, ingresaron la semana pasada cuando huían de los policías, dado que la escuela técnica está en un predio contiguo: "se metieron en la UTU, luego saltaron por las rejas del fondo y nunca pudieron ser apresados".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)