POLÉMICA POR DICHOS DE MUJICA

EE.UU. niega relación entre naranjas y llegada de ex presos de Guantánamo

Un funcionario del Departamento de Estado dijo que "no hubo ninguna correlación" entre el arribo a Uruguay de los exreclusos y la apertura del mercado estadounidense a los cítricos uruguayos.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Representante local de Acnur también les pagaría muebles y electrodomésticos: Foto: M. Bonjour

Estados Unidos negó hoy que hubiera una relación entre la transferencia a Uruguay de seis exreclusos de Guantánamo (Cuba) y la apertura del mercado estadounidense a los cítricos uruguayos, como sugirió el expresidente José Mujica.

"No hubo ninguna correlación" entre las dos cosas, dijo a Efe un funcionario del Departamento de Estado estadounidense, que pidió el anonimato.

"(La transferencia de los expresos de) Guantánamo fue solo una señal de nuestra relación cercana, no hubo ningún quid pro quo" en el acuerdo para que Uruguay aceptara a los seis reos del penal, agregó la fuente.

Mujica, que era presidente cuando tuvo lugar el traslado de los seis presos, en diciembre de 2014, dijo la semana pasada que "para venderle unos kilos de naranja a Estados Unidos" se tuvo que "bancar a cinco locos de Guantánamo".

El expresidente uruguayo quiso matizar hoy sus declaraciones y dijo que "hubo un cambio en la actitud y en la burocracia norteamericana" a raíz de que Uruguay aceptara acoger a los expresidiarios, a pesar de que "nunca se habló de la naranja ni de nada" con Estados Unidos.

"Cuando yo le digo al representante diplomático de EE.UU. que aceptaba la presencia de los presos de Guantánamo, al poco tiempo, súbitamente, se abre el mercado que hemos estado luchando durante 18 años", manifestó el expresidente, que recordó que durante los anteriores Gobiernos uruguayos fue algo que se intentó sin éxito.

"Yo no tengo otra explicación que fue una gestualidad de consideración para con el Uruguay que tomó la autoridad norteamericana, pero no tengo ninguna documentación ni lo sé", continuó Mujica en contacto telefónico con el programa Desayunos Informales, de Canal 12.

En total, cuatro sirios, un tunecino y un palestino fueron acogidos en Uruguay como parte del compromiso de Mujica de colaborar con su par estadounidense, Barack Obama, en el plan de cierre de Guantánamo.

Obama presentó el pasado febrero un plan para tratar de cerrar la prisión de Guantánamo antes de abandonar el poder el próximo enero, mediante el traslado de entre 30 a 60 presos a territorio nacional y la liberación de otros.

Ese objetivo ha enfrentado el rechazo de la oposición republicana en el Congreso, pero la Administración de Obama ha acelerado en los últimos meses el traslado de presos a terceros países y ahora quedan en la prisión solo 80 de los cerca de 800 reos que llegó a albergar a comienzos de la década pasada.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)