CONTROVERTIDO PROYECTO

Duro informe de la oposición sobre el Proyecto 18 de Julio

Propuesta de cambio de la Intendencia sigue sumando cuestionamientos.

El proyecto ya fue criticado por el presidente de Cutcsa y Julio María Sanguinetti. Foto: F. Ponzetto
El proyecto ya fue criticado por el presidente de Cutcsa y Julio María Sanguinetti. Foto: F. Ponzetto

La lista 71 del Partido Nacional, a través del edil Daniel Martínez, sumó un duro informe a los cuestionamientos que ya fueron vertidos por el presidente de Cutcsa Juan Salgado y por distintos representantes del Partido Colorado (entre ellos el ex presidente Julio María Sanguinetti) al proyecto de la Intendencia de Montevideo para transformar la avenida 18 de Julio.

"Todo proyecto debe salvar una evaluación en términos de pertinencia; máxime cuando el mismo es financiado con recursos públicos y supone, además, cambios significativos en la principal avenida del país, algunos de los cuales no serán fáciles de revertir", comienza diciendo el informe.

"La pregunta aquí es: ¿Cuál es el problema o limitante que propone resolver la propuesta? Y en caso que existiera, ¿qué orden de magnitud o importancia tiene el mismo? La respuesta es: ¡ninguno! Actualmente no existe un problema real y de magnitud considerable en la Avenida 18 de Julio, ni para los conductores ni tampoco para los peatones", destaca el documento.

Según el informe presentado por el edil Martínez en la Junta, 18 de Julio "es de las pocas grandes vías de Montevideo que tiene una aceptable fluidez en la circulación, en contraposición a otras que sí muestran serios problemas, sobre todo en horarios pico, y que ya llevan años esperando por soluciones, como ser Rivera, Montecaseros, Avenida Italia y la rambla".

Para el legislador, el proyecto de la IMM agravaría los problemas de circulación y movilidad de la zona céntrica, en la medida que las calles laterales no tienen la capacidad de absorber el drenaje de los vehículos que ya no podrán circular por 18 de Julio. Ello provocaría condiciones para embotellamientos, incrementaría los riesgos de accidentes y complicaría aún más las condiciones en la zona de Tres Cruces, que ya vive una situación cuasi caótica".

CARRILES Y BICISENDA.

El proyecto de la Intendencia cambia radicalmente la circulación por la principal avenida de Montevideo quitando los vehículos particulares, ensanchando las veredas, disminuyendo la calzada e incorporando una bicisenda por el medio de la calle.

"Un solo carril para el transporte público afectará negativamente la dinámica de todo el sistema, en la medida que no sería posible rebasar y por lo tanto la velocidad queda definida por el coche más lento. También trae aparejados riesgos importantes ante situaciones de accidentes o siniestros que requieran el ingreso de ambulancias, Bomberos o la Policía, pues sería casi imposible circular a alta velocidad por la calle. Y el sistema de dársenas propuesto no resuelve adecuadamente el tema", anota el informe del herrerismo.

Y agrega: "Una bicisenda por un carril central es definitivamente una propuesta que va contra las buenas prácticas en términos de seguridad vial. Es una muy mala forma de promover el uso de la bicicleta como medio de transporte. Cada entrada o salida hacia los laterales supondrá un riesgo muy importante para el ciclista, y ante un posible accidente con un coche del transporte público, éste llevaría todas las de perder".

Recursos públicos.

Para el Partido Nacional, la oportunidad del proyecto también es cuestionable desde la perspectiva de cómo se asignan los recursos por parte de la IMM en función de prioridades que deberían ser definidas "por la realidad de los problemas que tiene la ciudad y que su gente padece cotidianamente".

En este sentido, se señala que "se ha dicho por parte de las autoridades que es una obra chica, de tan solo 4 o 5 millones de dólares. El costo estimado no es una cuestión central en sí misma, pero sí serían materia de discusión los avances que se podrían obtener con esos mismos recursos si son aplicados para resolver otros problemas que tiene la ciudad y que afectan la vida diaria de las personas".

Como ejemplo de alternativas para el uso de esos recursos, se sugiere: "Acondicionar las cebras en malas condiciones que traen aparejados problemas para el tránsito e inseguridad para los peatones; también los lomos de burro que están sin pintar en varias arterias importantes, sobre todo dentro de los barrios, y tapar los pozos en las calles".

Con respecto a esta última propuesta, el edil entiende que "se podría ganar por partida doble". "Estaríamos solucionando un problema real que afecta la circulación y que también es fuente de riesgos de accidentes, y al mismo tiempo la IMM estaría mejorando la eficiencia en el uso del dinero de los contribuyentes, en la medida que se podría ahorrar importantes cifras diarias por el pago de alquiler del balizado".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)